http://www.rebelion.org
E C O N O M Í A 

18 de abril del 2003

Uno de cada cinco niños trabaja en la economía sumergida

La esclavitud de la niñez en Latinoamérica

P.S.I.
Argenpress.info

Más de 17 millones de niños latinoamericanos trabaja en la economía sumergida y en las zonas rurales, según un estudio de la Organización Internacional del Trabajo (OIT). Los países con mayor índice de explotación laboral de menores son Haití -donde trabaja uno de cada cuatro niños- Guatemala, Brasil y República Dominicana, con más del 16 por ciento de su población infantil empleada en diversos trabajos.

En Guatemala, donde la organización no gubernamental Intervida trabaja junto a 1.602 comunidades rurales, se calcula que hay más de 800.000 menores trabajando. En este país centroamericano miles de niños son explotados en tareas peligrosas, como la elaboración de productos pirotécnicos, el reciclaje de basuras y, en el peor de los casos, la prostitución, que además les provoca graves daños morales.

En Bolivia, alrededor de 13.500 menores trabajan entre 10 y 12 horas diarias en las minas del altiplano andino, soportando altas temperaturas, transportando cargas de mineral superiores a su capacidad física y en contacto con sustancias tóxicas como el astato, el nitrato de los explosivos y gases venenosos.

Un estudio elaborado por la OIT en siete municipios mineros bolivianos indica que, mientras en 1992 el 14 por ciento de los habitantes menores de 19 años trabajaba en las minas, en 2001 aquella tasa se había elevado al 44 por ciento.

Intervida editará próximamente un documento de divulgación -realizado conjuntamente con la OIT, Save The Children Noruega y la Confederación de Unidad Sindical de Guatemala (CUSG)- que llevará por título 'Las peores formas de trabajo infantil en Guatemala'. El objetivo es impulsar la realización de estudios exhaustivos sobre las causas y consecuencias de este problema, así como la viabilidad de proyectos para combatirlo.

Envia esta noticia