Portada :: Mentiras y medios
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-02-2010

Para volver a ocultar las verdaderas causas del desastre y con ellas las verdaderas posibles soluciones
El Mundo tergiversa las palabras de la embajadora de Hait

David Cotilla Vaca
Rebelin


Con respecto a la noticia publicada en el diario El Mundo.es el lunes 22 de febrero de 2010 titulada "Hait: 25 aos para reconstruir lo que se destruy en 34 segundos. En primer lugar estas palabras, puestas en boca de la embajadora de Hait, no son exactas, ya que la embajadora se refera, no de forma generalizada a lo destrudo, sino concretamente a las "infraestructuras destruidas".

Por otro lado, y el ms importante creo, una de dos: o ni siquiera la embajadora de Hait en Espaa es capaz de reconocer lo verdaderamente ocurrido en su propio pas o, si lo ha hecho, los medios no tienen el coraje de publicarlo.

Como ya vena a aclarar Carlos Martn Tornero en su artculo "Hait. Buenismo y responsabilidad" publicado en Rebelion.org, para que tenga lugar un desastre de tal magnitud producido por un terremoto hacen falta dos cuestiones:

- un terremoto.
- ser uno de los pases con el ndice de Desarrollo Humano ms bajo del mundo.

Como bien dice Calos Martn, lo que se perdi en Hait comenz a perderse hace 200 aos: de colonia europea saqueada por espaoles y franceses, al saqueo de estadounidenses, as como dictaduras favorecidas por los pases ricos que guardaron en paraisos fiscales europeos (y an hoy continan alli) lo que la familia de dictadores Duvalier les rob desde 1957 a 1986. Esto, claro, sin contar las 16 injerencias de EEUU sobre Hait en el siglo XX y la de 2004 cuando provoc la salida del gobierno de Aristide, elegido democrticamente.

Si con el terremoto se ha producido una catstrofe que ha dejado ms de 200.000 muertos, es debido a la mala calidad de las edificaciones, dada la falta de recursos, y sta a su vez a causa de los saqueos e injerencias sufridas por pases que van sembrando la "democracia" en unaspartes del mundo a costa de derrocarla incesantemente en otras (dictaduras impuestas en Hispanoamrica en el siglo XX, los recientes intentos sobre Honduras y Venezuela...).

Dudo de que la seora embajadora de Hait en Espaa desconozca esto o, peor an, que conocindolo lo calle. Moralmente creo que es ms aceptado pensar la otra opcin.

Partiendo de que las vctimas no podrn ser "reconstrudas" ni ahora ni nunca, cosa que interpreto como un "pequeo" desliz del diario El Mundo, por ese afn de resumir en exceso un enunciado a la hora de titular hasta el extremo de cambiar el sentido de lo dicho por otra persona, el caso es que todo lo dems puede comenzar a reconstruirse en tan solo 34 segundos. Y es que en 34 segundos se pueden poner muchas soluciones:

- Condonar la deuda externa de Hait, ya que proviene de los saqueos e injerencias de los pases ricos (entre ellos, Espaa con sus 30 millones reclamados a Hait).

- Cancelar las cuentas de la familia Duvalier (ms de 900 millones de dlares) y devolver el dinero al Gobierno haitiano.

- Evitar una nueva injerencia de EEUU poniendo a la ONU al frente de la organizacin de la ayuda humanitaria y de la reconstruccin del pas.

- Poner al frente del Gobierno de Hait al elegido democrticamente, Jean-Bertrand Aristide.

- Dejar que Aristide junto a su Gobierno y a la ONU tomen las decisiones oportunas y estar preparados para la ayuda que nos exija a los pases ricos.

Todo esto se puede reconstruir en 34 segundos, algo que no se ha permitido durante 200 aos y que ha dado lugar a que, con la inestimable ayuda de un terremoto de magnitud 7,3 queden totalmente destruidas Puerto Prncipe y las esperanzas de los haitianos, ahora que el mayor "injerente" de la zona pretende trasladar otra vez la capital. Un desastre en el que adems del terremoto tienen gran parte de culpa otros actores a los que s se les pueden exigir responsabilidades y hacerles pagar por ellas.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter