Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 03-04-2010

La psicosis anti-caucsica se instala en Mosc

Benjamn Quenelle
La Croix

Traducido para Rebelin por Susana Merino


Luego de los atentados del 29 de marzo en el subterrneo(1) y mientras no cesan los ataques en Duguestn, los rusos desconfan de todos los que tienen aspecto caucsico.

No contestemos al peligro con miedo, pnico o clera Luego del doble atentado en el subterrneo de Mosc que caus la muerte a 39 personas el lunes 29 de marzo, el patriarca ortodoxo Kirill ha lanzado un mensaje de paz en el clima de incertidumbre y de malestar que ha cundido en Rusia.

Una curiosa atmsfera reina especialmente en el subterrneo de la capital. El patriarca ha intervenido luego de que se produjeran numerosos incidentes , especialmente en los casos de mujeres que llevan un pauelo en la cabeza y que han sido arrojadas del tren por los pasajeros. Sin ninguna razn evidente ms que el miedo a las mujeres caucasianas asimiladas a las dos kamikazes.

Por el momento no hemos visto recrudecer la mala voluntad hacia nuestros parientes y amigos. Pero vivimos siempre con cierto temor testimonia Nino, una joven georgiana que trabaja como domstica en Mosc. Una incertidumbre que se agrava a raz de que las autoridades han mencionado cierta pista georgiana tras los atentados.

Temor a un recrudecimiento de la violencia

En la gran comunidad rusa originaria de Georgia y ms ampliamente del Cucaso (incluidas las repblicas rusas de Chechenia, Daguestan e Inguzia) algunos temen un crecimiento del racismo. En especial de parte de la polica, ya acusada de realizar controles segn la cara contra los caucasianos fcilmente detectables por su piel ms oscura y su pelo y sus cejas oscuros y muy densos.

Por precaucin Nino ha teido su pelo de rubio y el lunes su marido ha venido a buscarla en auto a la salida de su trabajo para evitar riesgos.

Los controles de seguridad han sido reforzados considerablemente en el subterrneo moscovita, densa red que usan un promedio de entre 7 y 9 millones de pasajeros los das laborables. Aunque ya estaban bastante presentes los policas han aumentado tanto en el exterior de las estaciones como en la misma red subterrnea.

Detectores de explosivos y cacheos en las entradas.

Un hecho nuevo: la mayor parte de los policas llevan un detector de explosivos para cachear a las personas sospechosas en las entradas. Algunos expertos piden que se intensifique la presencia de perros detectores de explosivos.

Sin las habituales y abigarradas muchedumbres de pasajeros apresurndose en los andenes y en los vagones, el subterrneo, se halla menos colmado. Muchos moscovitas han decidido no trasladarse en transportes colectivos, al menos temporariamente.

El subterrneo es una buena solucin para no encontrarse en los enormes embotellamientos que regularmente paralizan a Mosc. Pero hoy en da no dudo, prefiero hallarme atascado en la calle que correr riesgos en el subte.Asegura Olga. 40 aos, moscovita como tantos otros. Yo no pude dormir la noche posterior a los dos atentados . El sentimiento de miedo y de incertidumbre est presente comenta Inna, de 34 aos pero estoy obligada a tomar el subte todos los das para ir al trabajo.

Nota:

(1) en algunos pases Metropolitano o Metro

Fuente: http://www.la-croix.com/article/index.jsp?docId=2420870&rubId=4077



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter