Portada :: Amrica Latina y Caribe :: Golpe militar y resistencia popular en Honduras
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 25-05-2010

Honduras
Quien reclama al FBI acogi a Posada

Jean-Guy Allard
Rebelin


El ministro hondureo de Seguridad, Oscar lvarez, que acaba de solicitar a Estados Unidos la ayuda del FBI para esclarecer las circunstancias de la ola de asesinatos de periodistas en Honduras, ocupaba el mismo puesto en el 2004, en el gobierno de Ricardo Maduro, cuando el terrorista Luis Posada Carriles lleg al pas centroamericano, donde encontr, con su complicidad, un refugio seguro.

El miembro del gobierno de Porfirio Lobo es sobrino del general Gustavo lvarez Martnez, ex jefe de las Fuerzas Armadas de Honduras aliado a John Dimitri Negroponte cuando este agente de la CIA y criminal de guerra era embajador en Tegucigalpa y manejaba los planes macabros de la administracin de Ronald Reagan contra el gobierno sandinista de Nicaragua. lvarez Martnez se hizo famoso por las persecuciones que dirigi contra jvenes, religiosos y militantes de izquierda y por su absoluta sumisin a los norteamericanos.

En el 2004, en el show meditico que se fragu al llegar Posada el 26 de agosto, fue Oscar lvarez quien, seis das despus, declar a la agencia de prensa norteamericana AP que sus servicios migratorios se encontraban incapaces de ubicar al terrorista aunque, deca, la polica haba localizado "varias residencias" donde se crea que pudiera estar alojado.

Pocos das despus, sin embargo, sugera esta vez una falsa pista: Posada, deca, "pudiera haberse ido del pas y creemos que est en Bahamas. El Gobierno de Bahamas deneg inmediatamente la informacin. Nuestros informantes nos dicen que Posada Carriles pudiera haber usado a Honduras como escala para viajar en el Caribe, declar tambin lvarez.

Posada entr a Honduras el mismo da de su liberacin por el aeropuerto de San Pedro Sula, con pasaporte norteamericano falso, en un jet privado contratado por cmplices de Miami, proveniente de la capital panamea. No se habl ms de la supuesta investigacin a partir del momento en que la prensa dej de interesarse en el tema.

En una amplia investigacin sobre el incidente publicada en Rebelin a finales del 2004, el investigador y periodista Carlos Fazio sealaba que "existen indicios de que el presidente de Honduras, Ricardo Maduro, fue parte de una transaccin que llev a la desaparicin de Posada Carriles en San Pedro Sula". "Es evidente -continuaba Fazio- que para que sto se diera hubo un tercer y poderoso actor que desde las sombras movi los hilos de la trama: Estados Unidos.

En el 2005 se confirm que el Bur Federal de Investigacin (FBI) de Estados Unidos y la fiscala hondurea protegieron entonces a Posada Carriles cuando el abogado Juan Carlos Snchez, representante legal del destituido director de Migracin y Extranjera de Honduras Ramn Romero, present ante un tribunal un documento donde alegaba que Posada lleg a Honduras protegido por elementos de la polica federal estadounidense.

Aunque Posada era reclamado por Venezuela como autor de la voladura de un avin de Cubana de Aviacin en 1976, con 73 personas a bordo, y era bien conocido el hecho de que Posada era apadrinado por el mafioso de origen cubano Ralph Nodarse, un viejo colaborador de la CIA, no apareci huella del terrorista internacional.
En enero de 1994, Posada planific en Honduras un plan fracasado de atentado contra Fidel Castro, financiado desde Miami por la FNCA, que prevea ejecutarlo en la toma de posesin del presidente Reina. Hasta 1996, Posada encabez un grupo de sicarios de origen cubano que junto a militares hondureos ejecutaron ms de 40 atentados en este pas.

OSCAR LVAREZ, CACHORRO DEL IMPERIO

lvarez fue alumno de la Texas A&M University, cantera de agentes de la CIA. Es en el campus de esta misma universidad donde se sita la George Bush Presidencial Library. En esta institucin de corte militar, se incorpor al Cuerpo de Cadetes donde recibi la preparacin para sumarse a la US Army. Sigue como presidente de la Asociacin de ex alumnos hondureos de la Texas A&M.

Durante un largo periodo, lvarez residi en Dallas donde fue cnsul de Honduras.

El actual ministro del gobierno de Lobo ejerci ese mismo cargo en el gobierno de Ricardo Maduro Joest hasta 2005 y dirigi la represin contra dirigentes populares as como salvajes operaciones de limpieza en barrios pobres de Tegucigalpa, con un desprecio total de los derechos humanos.

Ricardo Maduro particip, al lado de Roberto Micheletti, en el criminal golpe de Estado contra el Presidente Constitucional, Manuel Zelaya, y fue entre los primeros golpistas en ser acogido en Washington por los congresistas de la ultra derecha cubanoamericana que lideraban la operacin de legitimacin.

Al anunciar su solicitud de ayuda al FBI hace unos das, lvarez afirm que acudi a la polica estadounidense con el propsito de que haya transparencia en el proceso de investigacin sobre el asesinato de ocho periodistas desde principios del ao en este pas.

Hace unos das, el propio lvarez entreg al Congreso Nacional un informe en el cual dio su versin sobre el avance de las investigaciones en las muertes de periodistas que incluy nombres de sus supuestos autores.

Los periodistas asesinados en Honduras este ao son Nicols Jess Asfura Asfura, Joseph Ochoa, David Meza, Nahum Palacios, Bayardo Mairena, Manuel Jurez, Luis Antonio Chvez y Georgino Orellana.

Al invitar al FBI a cooperar con sus servicios, lvarez declar que dirigi su solicitud de ayuda especializada al embajador estadounidense Hugo Llorens Segn la prensa golpista de Tegucigalpa, lvarez le garantiz al embajador estadounidense que brindar total seguridad al personal del FBI que venga al pas a cooperar en los procedimientos y acciones necesarias para resolver todos esos casos.

EL PROCONSUL LLORENS, DE PURA CEPA BUSHISTA

El embajador norteamericano Hugo Llorens -que admiti haber participado en reuniones donde se discutieron los planes de golpe antes del secuestro del Presidente Zelaya, el 28 de junio de 2009- es un cubanoamericano emigrado a Miami que se convirti en Director de Asuntos Andinos del Consejo Nacional de Seguridad en Washington, D.C., despus de una carrera de agente de la CIA.

Cuando ocurre el golpe de estado del 2002 contra el Presidente venezolano Hugo Chvez, Llorens se encuentra de asistente del Subsecretario de Estado para Asuntos hemisfricos Otto Reich y del conspirador por excelencia, Elliot Abrams.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter