Portada :: Brasil
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 27-06-2010

La ofensiva de los agronegocios contra el pueblo brasileo

Secretara Nacional del Movimiento de los Sin Tierra Brasil
MST

Traduccin Susana Merino


Brasil esta siendo blanco de una ofensiva del gran capital articulada por las empresas transnacionales y los bancos en una alianza con capitales latifundistas que han generado un modelo de organizacin agrcola , llamado agronegocio. A partir de la segunda mitad de la dcada de los 90 y ms an luego de la crisis del capitalismo internacional grandes corporaciones internacionales financiadas por capitales financieros comenzaron a avanzar sobre la agricultura brasilea : tierras, aguas, semillas, produccin e industrializacin de alimentos y comercializacin de agrotxicos.

En dicho proceso, el agronegocio intenta impedir el desarrollo de la pequea agricultura y la Reforma Agraria y consolidar su modelo de produccin basado en las grandes propiedades, el monocultivo, la expulsin de mano de obra campesina, el uso intensivo de maquinaria, la devastacin ambiental y la utilizacin de agrotxicos en gran escala

Compra de tierras por empresas extranjeras

Los datos del INCRA* indican que en los ltimos aos fueron vendidas por lo menos 4 millones de hectreas a personas y empresas extranjeras, perjudicando los intereses del pueblo brasileo y debilitando la soberana nacional sobre nuestros recursos naturales. El gobierno federal mostr preocupacin por esa ofensiva, porque adems las empresas usan subterfugios para no respetar la legislacin vigente. Un director de la empresa de papel y celulosa Stora Enso admiti que cre una empresa en Brasil para burlar la ley y comprar ilegalmente 46 mil hectreas en la frontera sur del pas y encarar el monocultivo de eucaliptus.

Solo en el sector del alcohol de caa por ejemplo las empresas trasnacionales compraron el 30% de todas las fbricas con sus tierras. Sin embargo eso no aparece en los catastros del instituto que solo incluye cantidades subestimadas. Esperamos que el gobierno cumpla con su promesa y apruebe cuanto antes el Proyecto de Enmienda Constitucional (PEC) que impida la compra de tierras a los extranjeros, incluyendo la anulacin de los ttulos de las tierras ya vendidas.

Arroz transgnico de Bayer

En las ltimas semanas, el agronegocio intenta avanzar con su proyecto para la agricultura brasilea en dos frentes: cambios en el Cdigo Forestal Brasileo y la liberalizacin del arroz transgnico. Por otra parte la flexibilizacin de la ley ambiental facilita la deforestacin y la expansin del agronegocio, los transgnicos pasan el control de las semillas de las manos de los agricultores a la propiedad privada de cinco empresas transnacionales: Bayer, Basf, Monsanto, Cargill y Syngenta que de ese modo las patentan e imponen royalties a los productores.

Los movimientos campesinos, los ambientalistas y las organizaciones de derechos humanos lograron una victoria importante a travs de la presin social y poltica contra la liberacin del arroz de Bayer que retir su propuesta para su aprobacin por la Comisin Tcnica de Bioseguridad. Esa variedad de arroz, de consumo popular no est liberada en ningn pas del mundo, ni en los EEUU, ni en Alemania (pas de origen de Bayer). Fue en consecuencia un retroceso momentneo de la transnacional pero debemos permanecer atentos a sus movimientos futuros.

La aprobacin del arroz transformara a Brasil en un cobayo. Los impactos de la liberalizacin del arroz transgnico que est presente en la mesa de los brasileos en el almuerzo y en la comida seran tremendamente negativos. En primer lugar no hay estudios que atestigen que el consumo de transgnicos no afecta a la salud humana.

En segundo lugar, los productores de arroz tradicional podrn ver contaminadas sus cosechas con el arroz Liberty Link. En los EEUU se comprob que 7 mil productores de arroz se vieron contaminados y demandaron a la Bayer por los perjuicios que les ocasionara. De modo que podramos llegar a la conversin de todos los cultivos tradicionales de arroz en transgnicos. Adems, an sin comprar esas semillas los campesinos tendran que pagar royalties a la empresa alemana

En tercer lugar, aumentara el uso de venenos en los cultivos de nuestro pas que utiliz 9 mil millones de litros el ao pasado, ocupando el primer lugar en el ranking mundial. Las investigaciones han demostrado que el glifosato usado para pulverizar las variedades desarrolladas por la Bayer, es txico para los mamferos y podra entorpecer las actividades del cerebro humano.

El mdico Wanderlei Antonio Pignati, doctor en salud y ambiente, investigador de Fiocruz y profesor de la Universidad Federal de Mato Grosso explica que las grandes industrias fabrican semillas dependientes de los agrotxicos y los fertilizantes qumicos porque tambin producen esos venenos.

El retroceso de Bayer constituye una pequea victoria de la sociedad brasilea, porque demuestra principalmente que es posible enfrentar y derrotar a las empresas transnacionales

Cambios en el Codigo Forestal

En relacin al Cdigo Forestal la votacin del proyecto presentado por el diputado federal Aldo Rebelo (PCdoB-SP) est prevista para comienzos de julio. El texto del proyecto de ley beneficia a los latifundistas de los agronegocios, por abolir la Reserva Legal para la agricultura familiar, la posibilidad de compensacin fuera de la regin o de la cuenca hidrogrfica y la transferencia de las responsabilidades sobre la legislacin ambiental a los Estados y Municipios.

Ms preocupante an que la reforma agraria es la amnista a los productores rurales que hayan cometido crmenes ambientales hasta julio de 2008. Las reas que no cumplen una funcin social y que deberan ser expropiadas y destinadas a los trabajadores rurales sin tierra continuarn en manos de los latifundistas. Es decir que con la aprobacin del nuevo cdigo el Congreso Nacional modificar la constitucin para responder a los intereses de quienes monopolizan las tierras en nuestro pas.

En cuanto a las empresas de los agronegocios comentan discretamente que los ruralistas estn eufricos ante la posibilidad de legitimar el desmonte ya realizado y abrir la frontera en nuestras selvas y reas de preservacin. Lo que realmente no se esperaba era que los sectores ms conservadores encontraran apoyo que mereci hasta elogios de la senadora Katia Abreu (DEM) que no hace mucho intentaba candidatearse como vicepresidenta de Jos Serra (PSDB) Dado que Katia Abreu , presidente de la Confederacin Nacional de Agricultura (CNA) es portavoz del sector de latifundistas y la principal defensora de los cambios, es evidente que se beneficiar con las propuestas del diputado Aldo Rebelo.

Hasta ahora se han levantado muchas voces contra esa propuesta, las iglesias, las organizaciones ambientalistas, una parte importante del movimiento sindical y los movimientos populares especialmente la Va Campesina Brasil manifestando su repudio a dicho proyecto. Una recoleccin de firmas junt miles de firmas con el objeto de sensibilizar al Congreso, los parlamentarios progresistas pidieron informes y el Ministerio del Ambiente se opuso a las propuestas. El propio gobierno, cuyo partido poltico es el del diputado Aldo Rebelo y su base parlamentaria, tambin critic el proyecto. Esperamos que la presin de la sociedad consiga evitar la destruccin de la legislacin ambiental y la anulacin del concepto de la funcin social de la propiedad que fundamenta la concrecin de la reforma agraria. En lugar de terminar con el Cdigo Forestal necesitamos mantener sus principios, preservando la naturaleza en beneficio de toda la poblacin y de las generaciones futuras.

*INCRA :Instituto Nacional de Colonizacin y Reforma Agraria


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter