Portada :: Amrica Latina y Caribe :: Golpe militar y resistencia popular en Honduras
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 09-07-2010

Entrevista a Carlos Humberto Reyes, dirigente sindical y poltico hondureo
La resistencia al golpe de Estado contribuy a superar la ruptura que siempre ha existido entre movimientos sociales y poltico-electorales

Salvador Lpez Arnal y Juan Jos Pesquera
Rebelin


Nacido en San Pedro Sula el 10 de julio de 1941, Carlos Humberto Reyes Pineda es hijo de Juliana Reyes, obrera de la Industria del Tabaco, y de Luis Napolen Pineda, originario de Francisco de Ojuera, Santa Brbara.

Carlos Humberto Reyes Pineda realiz sus estudios universitarios de Economa en la Universidad Nacional Autnoma de Honduras (UNAH) y posteriormente prosigui el Doctorado en la Universidad Lomonosov de Mosc. Tesorero de la Cruz Roja en 1954, trabaj en la Cervecera Hondurea desde el 5 de enero de 1959, en el Departamento de Facturacin y Caja. En ese mismo ao form parte de la primera Junta Directiva del Sindicato de Cervecera Hondurea S.A., luego Sindicato de lndustria de la Bebida y Similares (STIBYS). En los aos setenta fue representante de todas las Cooperativas del pas ante la Direccin de Fomento Cooperativo. Es igualmente fundador de la Central de Trabajadores de Honduras (CTH), as como de la Federacin Unitaria de Trabajadores de Honduras (FUTH), y asesor de diversos sindicatos como el Stibys, el Estndar Fruit Company, Patronato Nacional de la Infancia, Pani, Empresa Nacional de Energa Elctrica, Enee, de la Empresa Tabacalera Hondurea. Actualmente es dirigente del Bloque Popular.

Este reconocido dirigente sindical se convirti en el primer candidato independiente en Honduras. Carlos Humberto Reyes Pineda pensaba presentarse a las elecciones de Honduras de 29 de noviembre de 2009 por la Candidatura Independiente Popular. Como consecuencia del Golpe de Estado, la Candidatura Independiente Popular se retir de la farsa electoral.

Nuestra conversacin con este dirigente poltico-sindical hondureo est fechada en abril de 2010, durante su reciente visita a Barcelona y a otras ciudades espaolas. Una versin parcial de ella fue editada en la revista El Viejo Topo, junio de 2010.

Visto con perspectiva, a lo que llamamos en su momento golpe de estado, podemos seguir llamndole as en su opinin?

S, porque el golpe de Estado es un proceso y estamos en la segunda etapa. Son los mismos golpistas y los mismos intereses que siguen detentando el poder. En el Congreso, en la etapa del golpe presidida por Micheleti, aprobaron una visin de pas 2009-2038, lo que indica que ellos dieron un golpe para quedarse por lo menos hasta el 2038.

Por qu el golpe? Cules fueron en su opinin las verdaderas finalidades de los golpistas?

El golpe de Estado de Honduras no pretendi impedir el estallido de una revolucin, sino impedir el avance de reformas en un pas extremadamente pobre y dependiente. Reformas que se profundizaran de haber llegado la aprobacin de una Nueva Constitucin de la Repblica. Con ello hubieron peligrado, sin duda, los intereses geopolticos del imperio de Estados Unidos, quienes por eso. junto a la oligarqua hondurea, actuaron preventivamente dando el golpe de Estado. Para los pueblos del mundo, para todos ellos, ese golpe de Estado preventivo ha sido y es una afrenta a los Movimientos de Liberacin e Integracin y a los gobiernos de Centroamrica y del resto del Continente que pretendan seguir ese camino.

Qu significa este proceso golpista para el pueblo hondureo?

Para el pueblo hondureo el proceso de golpe de Estado preventivo ha significado: aplastar reformas impulsadas por el Presidente Manuel Zelaya Rosales; profundizar el neoliberalismo; imponer medidas anticrisis que no pudieron implementarse durante el gobierno de Zelaya; abortar la aprobacin de la Convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente; ddetener el avance del Movimiento Popular hondureo. El proceso del golpe de Estado en Honduras se desarrolla en el momento que Latinoamrica es el continente donde ms se ha exacerbado la lucha de clases, el antiimperialismo, el antineoliberalismo, el antipatriarcado, el antiracismo, la defensa de los derechos humanos y de los derechos de la madre tierra. Todo ello en respuesta a la poltica imperial de Estados Unidos de rescatar su Patio Trasero, en el mismo momento en que est fracasando sus guerras de ocupacin, intervencin y genocidio en pases o regiones de otros continentes.

Quienes organizaron la resistencia?

Si todas las autoridades faltan a su obligacin, la libertad peligra y los que componen la sociedad se hallan en el caso de recobrar la facultad que delegaron en los que han abusado del poder. Esta frase fue escrita por Francisco Morazn quien fue presidente de las Provincias Unidas de Centro Amrica antes que las dividieran en cinco Republicas.

La Resistencia lucha por recobrar esa facultad que el pueblo deleg en los que han abusado del poder dando el golpe de Estado, y ese proceso de lucha se orienta a alcanzar una Asamblea Nacional Constituyente para hacer una Nueva Constitucin que Refunde el Estado con un Nuevo Orden Constitucional.

La Resistencia no nace el 28 de Junio como un acto emotivo. La Resistencia tiene por base objetiva   la estructura del Movimiento Popular Organizado a la que se sumaron de inmediato las bases antigolpistas del Partido Liberal junto con las de dos partidos ms y miles de hondureos desorganizados, y tiene por base subjetiva   la resultante de la denuncia permanente del Presidente Zelaya quien desde su alta investidura siempre hizo hincapi en que eran los grupos de poder quienes le impedan gobernar, quienes explotan al pueblo, quienes se apoderan de nuestros recursos naturales y quienes desde los medios de comunicacin mienten para manipular en su favor al pueblo.

Declaracin que viviendo de donde viene no est nada mal.

Declaracin que viniendo de un Presidente de la Republica s era escuchada por la gente y al posesionarse esa idea en la mente del pueblo se convirti en una fuerza material, que con el golpe de Estado, y al estar dadas las bases o condiciones objetivas y subjetivas, se convierte en RESISTENCIA , nica fuerza poltica capaz de refundar el pas. La Resistencia tiene por esencia la lucha de clases. Por ello sigue vigente.

Puede darnos cuenta de cmo se produjeron los acontecimientos de junio de 2009?

A tempranas horas de la maana de 28 de junio 2009, las organizaciones populares y la mayora del pueblo se aprestaban a instalar las urnas para la consulta popular. La poblacin estaba lista para ir a votar. Pero a las 5:45 de la maana, cuando confirmamos la noticia del Golpe de Estado, las distintas organizaciones del Movimiento Popular aglutinadas en el Bloque Popular como parte de la Coordinadora Nacional de Resistencia Popular hicimos llamados a nuestros miembros y al pueblo en general a que se concentrara frente a Casa Presidencial en Tegucigalpa y frente a las Alcaldas o parques en los Municipios o Cabeceras Departamentales, llamado al que inmediatamente se sumaron, como les coment, las bases antigolpistas del Partido Liberal, de dos partidos ms y miles de personas desorganizadas pero anti golpistas.

No fue nada fcil hacer la convocatoria porque haban bloqueado la energa elctrica en todo el pas y los medios de comunicacin, en su gran mayora, el (95%, apoyaban el golpe de Estado, lo escondan y daban noticias sobre la muerte de Michael Jackson. Pero en ese momento jugaron un papel importantsimo varios medios de comunicacin internacionales dentro de los cuales se cuenta Tele Sur y varios medios alternativos de los pases vecinos, a pesar de que por algn tiempo fueron interferidas descaradamente por los golpistas y expulsados sus periodistas.

Cabe citar aqu algn medio de apoyo europeo?

En Europa reconocemos el trabajo de seguimiento dado por el peridico LHumanit .

Del Partido Comunista Francs.

Efectivamente, del PCF. Tomo el hilo de la explicacin anterior. La resistencia se articula sobre la base del movimiento popular a quien se sum la base, muy numerosas por cierto, de varios partidos polticos antigolpistas y gran parte del pueblo desorganizado. Ese fenmeno poltico social es importantsimo   porque de esta manera las resistencias al golpe de Estado contribuyeron a superar la ruptura que siempre ha existido entre los movimientos sociales con agenda poltica y los movimientos poltico-electorales . En mantener ese estatus de no ruptura de lo social y lo poltico est la inteligencia del pueblo hondureo para materializar su estrategia de refundar el pas. Hay que recordar las palabras de Marx en el sentido de que todo movimiento poltico es social y todo movimiento social es poltico.

Y cmo se organiza la resistencia?

La resistencia se organiza sobre la marcha de los acontecimientos con tal voluntad de lucha y valenta que super cualquier prejuicio sectario, localista, vanguardista y, lo ms importante, el pueblo super el miedo a morir en las calles por la represin montada por la dictadura al decretar estado de sitio y toque de queda permanente en casi todo el pas.

Desde entonces la represin, los toques de queda, el estado de sitio y el cierre de medios de comunicacin, con el fin de desarticular y desmovilizar a la poblacin, obligaron a buscar nuevas formas de protesta popular como los plantones, conciertos populares y caminatas en barrios y colonias, caravanas, bullarangas, entre otros. No ha pasado un da sin que el pueblo no se exprese en contra del golpe. La poblacin en todo el pas ha formado frentes: en ciudades, municipios, aldeas, caseros, colonias y barrios; ha surgido una forma de organizacin independiente pero articulada, diversa, creativa, que posibilita la cohesin comunitaria, se han utilizado muchas formas de comunicar: paredes informativas, conciertos, mantas, hojas volantes, peridicos, camisetas, gorras, etc. Cuando las movilizaciones llegaron a los barrios, l a represin militar lleg a los barrios y fue expulsada violentamente por el pueblo.

Qu sectores sociales participaron en la resistencia?

En la resistencia participamos obreros, campesinos, jvenes, la comunidad gay y lesbiana, las mujeres, los indgenas, los negros, los maestros, sindicalistas, pequeos y medianos empresarios, organismos de derechos humanos, profesionales, artistas, religiosos, etc. Frente a la tctica del gobierno de Washington de que los efectos del golpe de Estado se superaran con las elecciones del 29 de noviembre de 2009, la tctica del Frente Nacional Contra el Golpe de Estado fue: resistencia para luchar por retornar al orden constitucional y reinstalacin del Presidente Zelaya a su puesto y, si no se lograba la reinstalacin del Presidente, continuar luchando por la institucionalidad a travs de una Asamblea Nacional Constituyente para hacer una Nueva Constitucin y refundar el pas . Por eso siempre desde la Resistencia sostuvimos que resistencia y Eeecciones eran incompatibles y que quienes dieron el golpe lo dieron para quedarse.

Demandar, exigir, el retorno del presidente Zelaya fue un objetivo adecuado?

Lo que la resistencia demand y sigue demandando es el orden constitucional. En su momento eso se lograba con el retorno del presidente Zelaya pero ahora solo se logra con la instalacin de una Asamblea Nacional Constituyente para hacer una nueva Constitucin y refundar la Repblica.

Qu apoyos reales recibi la resistencia tras el golpe? El gobierno de Brasil estuvo con ustedes desde los primeros momentos.

Inmediatamente al golpe de Estado, representantes de las Naciones Unidas y la OEA se reunieron con el Frente de Resistencia Contra el Golpe de Estado para darnos a conocer sus posiciones, lo que era un acto de reconocimiento y apoyo a nuestras posiciones. Los pases del ALBA reconocieron y siguen reconociendo y apoyando la Resistencia, lo mismo que otros pases. Los gobiernos que no han reconocido a Porfirio Lobo indirectamente apoyan la resistencia y tambin lo hacen quienes exigen el respeto a los derechos humanos por parte de la dictadura lo mismo que la no criminalizacin de la protesta poltica y social, quienes exigen el retorno de los militares a sus cuarteles y quienes exigen el retorno de los exiliados al pas tambin nos apoyan.

Medios de comunicacin como TELESUR, LHumanit y otros muchos nos han apoyado y lo siguen haciendo.

Cul ha sido el comportamiento de Venezuela, Cuba, Bolivia, Ecuador?

Estos pases estn dentro de los pases del ALBA y fueron los primeros en denunciar el carcter antilatinoamericanista del golpe de Estado, vindolo como parte de un proceso en el que el imperio contraataca a su patio trasero, en momentos en los que ha perdido su control tradicional.

Djenos preguntarle por un tema desagradable: Estados Unidos y el golpe. Cmo movieron los hilos? Cree usted que disearon el golpe junto con los golpistas hondureos? Existieron diferentes lneas de actuacin en la administracin usamericana?

Las posiciones del gobierno de Estados Unidos, al principio, fueron: el Pentgono y el Complejo Militar Industrial dirigieron, programaron y apoyaron el golpe; y, el Departamento de Estado mantuvo la posicin de reconocer el golpe de Estado y condenarlo en Naciones Unidas y la OEA, porque saban que desde estas instituciones no se iba a restituir el Orden Constitucional en Honduras ni retornar al Presidente Zelaya a su puesto, pero s podan ser tiles como recurso dilatorio.

Estas posiciones aparentemente contradictorias les permiti ejecutar su estrategia de que frente al golpe de Estado impondran como solucin el proceso electoral del 29 de noviembre y mientras se venca ese plazo oxigenaran a los golpistas con tctica dilatorias como la mediacin del Presidente de Costa Rica y la negociacin del Acuerdo Tegucigalpa-San Jos.

Por los hechos se deduce, que el guin (estilo Hollywood) del imperio estadounidense, ante la prdida del control del mecanismo que les vena asegurando su dominacin en Honduras, siempre fue sucesin constitucional (golpe); procesos de mediacin y dialogo como recurso dilatorio y oxigenador de los golpistas hasta llegar a las elecciones; elecciones del 29 de noviembre; retiro de Roberto Micheletti previo a la toma de posesin del presidente electo; nuevo gobierno de unidad e integracin; llamar al Dilogo Nacional para una visin de pas a largo plazo; amnista para los delitos polticos y comunes conexos; absolucin de la cpula militar golpista; denunciar el ALBA; e integrar una Comisin de la Verdad para blanquear el golpe de Estado y hacer lo que siempre ha realizado el imperio de Estados Unidos despus de que comete una agresin: Olvidar el pasado y Borrn y cuenta nueva.

Este guin lo ha venido ejecutando Washington. P ero se les olvid incluir en l a la resistencia hondurea , nunca pensada por ellos, porque subestimaron la capacidad del pueblo hondureo y de los pueblos del mundo de levantar cabeza ante tanta ignominia. Tampoco incluyeron en el guin, la solidaridad internacional que se involucro militantemente en la lucha del pueblo hondureo convirtindola en una lucha que rebaso nuestras fronteras.

Qu clima se dio durante las elecciones? Fueron democrticas en algn sentido razonable del concepto?

Llegamos a las elecciones del 29 de noviembre, sin retornar al orden constitucional, sin instalar al Presidente Zelaya en su puesto, pero con un pueblo dispuesto mayoritariamente a no participar en las elecciones, con un nivel poltico cualitativamente distinto al que tena antes del golpe de Estado, con una resistencia que era orgullo para nuestro pas y para muchsimos pueblos del mundo, con muchsimos mrtires, lisiados, reprimidos, encarcelados y exiliados producto de la represin y con la conviccin que la lucha no haba terminado sino que ms bien empezara en una nueva etapa para luchar por llegar a la Constituyente para hacer una nueva Constitucin que nos llevara a refundar la Republica.

Llegamos, pues, a la tercera parte del guin del imperio: las elecciones del 29 de noviembre inflando sus resultados para dar la imagen de alta participacin popular, paz y democracia con vistas al reconocimiento internacional principalmente del gobierno de Estados Unidos y la Unin Europea.

Segn clculos preliminares, el abstencionismo alcanz alrededor del 70% del padrn electoral, lo que parece lgico, dada la tendencia histrica del creciente abstencionismo, las circunstancias de la campaa, limitada en el tiempo y en el espacio, y en un ambiente de temor estimulado por el control militar policaco del proceso, la represin permanente y el bloqueo de los medios informativos no golpistas, que provoc el retiro de las candidaturas independientes y de numerosos candidatos a diputados y a muncipes por considerar que no existan las garantas de constitucionalidad necesarias que legitimaran el proceso.

Hubo divergencias, si no recuerdo mal, en los resultados de participacin dados por diferentes organismos.

Los resultados que diera el Tribunal Supremo electoral, la noche del proceso, respecto al volumen de participacin, a todas luces inflado, fue del 71%, muy diferentes a los que dio la compaa contratada para tal propsito, el 47%. Recurdese que estas elecciones no fueron supervisadas por ninguna institucin oficial de carcter internacional, sino nicamente por representantes de la empresa privada de ultraderecha y por organizaciones de derecha de Cuba y Venezuela.

Los ltimos puntos del guin del Imperio estadounidense se cumplieron al pie de la letra una vez pasada la farsa electoral.

Qu puntos son esos? Por qu se cumplieron?

Micheletti se retir antes de la toma de posesin de Porfirio Lobo, para no contaminarlo. El da que Porfirio Lobo toma posesin en el Estadio no le acompaaron ni 20.000 personas y en las calles de la capital, condenando la llamada toma de posesin y despidiendo al Presidente Zelaya. haba ms de medio milln de personas, lo que ratifica la ilegitimidad del gobierno.

El Embajador de los Estados Unidos y su gobierno fueron los ms interesados en difundir que las elecciones haban sido las ms votadas de la historia de Honduras; que el nuevo gobierno era de integracin y unidad nacional porque los cinco partidos que reconocieron el proceso electoral y participaron en las elecciones estaban integrando el gobierno; que el nuevo gobierno haba llamado al dilogo nacional y como resultado el Congreso Nacional haba aprobado una visin de pas hasta el ao 2039; que ya el Congreso Nacional haba aprobado un Decreto de Amnista para los delitos polticos y comunes conexos; que al derogar el ALBA, el pas estaba liberado de la influencia de Chvez; que la Corte Suprema de Justicia haba absuelto de culpa a la cpula militar que particip en el Golpe de Estado, y que se estaba integrando aceleradamente una comisin de la verdad. Todo lo cual, segn el Embajador y el Gobierno de Estados Unidos, era suficiente para que la comunidad internacional reconociera al nuevo gobierno. Estados Unidos lo reconoci y excit a otros gobiernos a seguir su ejemplo, porque no hacerlo, dicen, es sacrificar al pobre pueblo hondureo que estaba perdiendo las ayudas que tanto necesita y adems haba que olvidarse del pasado y hacer borron y cuenta nueva que es lo que Estados Unidos siempre hace despus de que comete invasiones, agresiones y golpes de Estado procediendo a sacar estos casos de los medios masivos de comunicacin.

El punto que seala es muy importante sin duda.

Lo es, claro est. Durante los ltimos das, el Embajador de Estados Unidos es el que, de hecho, dirige Honduras. Interviene en todo y busca dividir a la Resistencia, pero ha fracasado rotundamente.

Pero el hecho que se haya cumplido el guin diseado por el imperio, no les garantiza la superacin de la crisis ni les ha garantizado el control del mecanismo que les vena asegurando su dominacin y que para conservarlo dieron un golpe de Estado que sigue fracasando y fracasar porque esa es la decisin de la mayora del pueblo, quien es el nico que sabe como esto empez y como terminara.

Hizo la resistencia todo aquello que era necesario hacer? Selenos los mximos aciertos y algunos errores.

Yo personalmente nunca cre que pudisemos haber llegado a tanto dentro de la resistencia. Claro, cometimos muchos errores pero los mismos siempre fueron superados por la voluntad de lucha de un pueblo. Esa voluntad era superior a cualquier error que pudimos cometer. Cuando se lucha por parte de un pueblo con conviccin eso es lo que se hay que destacar, no los errores inevitables que pudieron cometerse. Hay voces que dicen que debimos acudir a la lucha armada

Y qu opinan ustedes? Hubiera sido necesario dar ese paso?

Nosotros seguimos creyendo que la resistencia pacfica es lo que nos ha permitido llegar hasta donde estamos y el procedimiento que nos permitir avanzar an ms en ese proceso en que hemos logrado superar la fractura entre la lucha social y poltica, de lo cual depender el triunfo sobre la dictadura.

Qu programa ha defendido y defiende la resistencia?

Desde 1838 no hemos podido constituir en Honduras un Estado Nacional estable por la injerencia de Estados Unidos, que con propsitos geopolticos ha hecho de Honduras su plataforma de agresin al pueblo hondureo y al resto de los pases del rea. Le recuerdo algunos hechos: Guatemala 1954; Baha Cochinos, Cuba, cuando Kennedy; los Sandinistas en Nicaragua y el Frente Farabundo Mart del Salvador en la guerra de baja intensidad en los aos ochentas.

En las guerras civiles y dictaduras de la primera mitad del siglo pasado tambin estuvo presente la injerencia del Gobierno de Estados Unidos. En la segunda mitad del siglo pasado y en el actual ejecutaron cuatro cuatro golpes de Estado militares: 1956, 1963, 1972 y 2009 y dos cambios o relevos de gobiernos entre militares. En 1975 los militares que dieron el golpe de 1972 fueron destituidos por otros militares y estos en 1978 fueron tambin destituidos por otros militares.

Las fuerzas armadas han detentado el poder casi ininterrumpidamente desde 1956 hasta 1990, aliadas a los partidos tradicionales y con la injerencia del imperio. Pero en ese perodo, tambin se realizaron tres procesos electorales para Asambleas Nacionales Constituyentes y siete procesos electorales para elecciones presidenciales, legislativas y municipales.

El golpe de Estado del 28 de Junio 2009 demuestra una vez ms la inestabilidad de nuestras instituciones y la injerencia del gobierno de los Estados Unidos en nuestros asuntos internos. La resistencia busca superar esa debilidad institucional a travs de la refundacin de la Repblica en el marco de una Asamblea nacional Constituyente que elabore una nueva Constitucin.

Qu legitimidad, si la tuviera, tiene el Presidente actual para ustedes?

Para nosotros no es el presidente y no tiene ninguna legitimidad, pues lo que est haciendo es el papel de tonto til de una oligarqua que junto al Imperio de Estados Unidos impulsan un proceso de golpe de Estado. Adems frente al pueblo es ilegtimo porque las elecciones no eran solucin a la crisis y a las mismas no asisti ni el 30% de los electores. A su toma de posesin no asistieron ni 20.000 personas en un estadio que caben 35.000 y en las calles la resistencia reuna a ms de medio milln de personas rechazando la toma de posesin y despidiendo al Presidente Zelaya que viajaba a La Republica Dominicana. Por unanimidad, las Naciones Unidas y la OEA declararon como golpe de Estado y condenaron lo acontecido en Honduras el 28 de junio 2009 y ese proceso que fue condenado continua su curso con una nueva cara pero con los mismos propsitos.

Cul es la situacin del pas en estos momentos?

El pas esta sumido en una de las peores crisis en lo econmico, social y poltico de su historia: mayor dependencia de Estados Unidos,; hemos perdido casi en su totalidad la soberana alimentaria y hay una enorme concentracin de la tierra en pocas manos por falta de reforma agraria. Hoy la pobreza es casi del 80% de la poblacin. Ha aumentado el desempleo y trabajo precario; se nos ha transformado en un paraso fiscal y laboral para las maquilas, comidas rpidas y las transnacionales; vivimos la peor crisis en lo que se refiere a salud, educacin, criminalidad y narcotrfico; graves violaciones a los derechos humanos y criminalizacin de la lucha social y poltica. Casi todos los servicios pblicos estn privatizados y el 30% del territorio nacional concesionado para explotar recursos naturales. Lo mas grave son los cambios en la correlacin de fuerzas del poder: el poder de la oligarqua y de las transnacionales ha aumentado desde la promulgacin de la Constitucin de 1982 del 40% al 75%, el poder del Estado ha disminuido del 40% al 20% y el poder del pueblo del 20% al 5%. El gobierno que antes de 1982 reciba el 26% del Producto Interno Bruto como ingresos corrientes por impuestos hoy slo recibe el 16% lo que lo hace incapaz de afrontar los problemas de la educacin, salud, obras pblicas y las dems obligaciones constitucionales. Todo esto producto de la decisin poltica al elaborar la ltima Constitucin en 1982 que tena por meta vender a Honduras; reducir el Estado a su mnima expresin y dejar a las fuerzas armadas como garantes de la Constitucin.

Las noticias son alarmantes, siguen siendo alarmantes, sobre lo que sigue sucediendo en Honduras aunque se hable poco de ello. Por qu no se habla de Honduras en los medios?

Las noticias en verdad son alarmantes en lo que se refiere a violaciones a los derechos humanos y criminalizacin de la protesta social y poltica. Desde el 28 de junio 2009, todos los das se han violentado las garantas constitucionales y los derechos humanos; ha habido 41 asesinados en las manifestaciones y en forma selectiva, y ms de 100 personas asesinadas en los toques de queda durante el estado de sitio. En las manifestaciones se usa indiscriminadamente gases lacrimgenos, balas de goma y vivas. Las amenazas a muerte llegan a 213 casos, 150 han salido del pas, 30 han cambiado de domicilio y 25 de ciudad. Ciento veinte personas han enfrentado procesos judiciales, cuatro guardan prisin y 70 mantienen juicios abiertos. De junio a la fecha ms de 3.357 personas fueron vctimas de detencin ilegal, los detenidos han reportado tratos crueles e inhumanos en el momento de la detencin y en el traslado a las jefaturas policiales. Slo entre el 21 de septiembre y el 29 de octubre los heridos y lesionados ascendieron a 546. De igual forma contabilizan 475 personas como vctimas de tratos crueles inhumanos y degradantes. De todos estos casos tienen conocimiento y constatacin la Comisin Interamericana de Derechos Humanos y existe una denuncia contra los autores del golpe de Estado.

Pero de ello no se habla, ni de la existencia de la resistencia, porque dentro del guin de los Estados Unidos al dar el golpe de Estado estaba el de callar a la prensa que controlan y sacar de la agenda el caso de Honduras despus de las elecciones para dejar la impresin de que ahora todo es normal.

Dganos las acciones que ha emprendido la resistencia .Cules son los caminos que debe transitar la resistencia en su opinin?

Hemos definido un Plan de Accin que se basa en la organizacin, movilizacion y politizacion. El FNRP, el Frente Nacional de Resistencia Popular, es una instancia poltica que lucha por la toma del poder poltico, por ello es que nos siguen matando, ahora en forma selectiva, ya que no toleran que el pueblo que busca inteligentemente superar la ruptura entre lo social y lo poltico, les dispute el Poder.

La estrategia del FNRP es la refundacin de Honduras a travs de una Asamblea Nacional Constituyente que elabore una nueva Constitucin; y a partir de la fecha, vamos de nuevo a una consulta popular a travs de una declaracion soberana a favor de convocar a una Constituyente, documento que firmara individualmente todo hondureo que est apoyando la convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente. Recogeremos un milln ciento cincuenta mil firmas

Cuntas ha dicho?

Ms de un milln cien mil, el 30% del censo electoral.

Pero adems de lo anterior, hemos aprobado el posicionamiento politico del FRENTE NACIONAL DE RESITENCIA POPULAR que dice: En el actual perodo visualizamos la toma del poder poltico desde dos modos y perspectivas: enfrentar el actual rgimen poltico con acciones permanentes de resistencia pacfica con el fin de debilitarlo y obligar a la convocatoria de una constituyente de acuerdo a los contenidos y estructuras definidas por el Frente, y avanzar hacia una propuesta poltica electoral, orientada a un proceso electoral que garantice el triunfo popular. El FNRP establece su independencia y su diferencia frente a los actuales partidos polticos y confesiones religiosas. Desde su autonoma define sus alianzas y relaciones.

En el actual perodo poltico no aceptamos llamados a un falso dilogo nacional. Rechazamos el Plan de Nacin porque profundiza el modelo neoliberal. Decimos no a la falsa Comisin de la Verdad usada para dejar impunes los crmenes de lesa humanidad. Respetamos la obligacin de los gremios para exigir sus derechos al rgimen de facto, sin que esto signifique que en tal accin haya un reconocimiento de la dictadura.

Desconocemos y rechazamos, desde luego, el rgimen de facto encabezado por Porfirio lobo. Abordaremos el anterior planteamiento y analizaremos el proceso de avance y desafos de la resistencia junto con Manuel Zelaya Rosales y su equipo.

Cmo vislumbra usted el futuro prximo de Honduras?

El mal llamado nuevo gobierno es dbil por la situacin fiscal que est en quiebra; por la aguda crisis econmica del pas, los altos niveles de pobreza y desocupacin; por las contradicciones entre el gobierno y la empresa privada en materia de nuevos impuestos que le puedan afectar y que ya le han advertido al Presidente del Congreso que si lo hacen les pasara lo mismo que al presidente anterior. Tambin lo es por las contradicciones entre el llamado nuevo presidente y sus mandantes con relacin al regreso del presidente Zelaya. Con relacin a esa debilidad del gobierno, la experiencia en Amrica del Sur ha sido que si gobiernos en esas condiciones renuncian, son derrotados por sus pueblos o entran en arreglos polticos. Adems el sistema capitalista y su modelo neoliberal han sido un completo fracaso en el pas. El Embajador de los Estados Unidos reconoce la debilidad del gobierno pero la usa para decir que por eso debe apoyarse a Lobo Sosa para evitar que den otro golpe de Estado.

La resistencia es anticapitalista?

Le puedo dar mi opinin, de resistente. Toda la humanidad es vctimas del capitalismo. Este sistema est poniendo en peligro la especie humana y al planeta. Con sus crisis y con la desocupacin permanente que genera, el capitalismo le est quitando el trabajo al hombre y recordemos que si el trabajo fue quien sac al hombre del reino animal, ese sistema que le quita el trabajo al hombre, lo est retornando al reino animal. Por ello, el capitalismo no merece vivir. No vivir.

Qu puede hacer la ciudadana democrtica y solidaria del mundo a favor de la resistencia?

Necesitamos la solidaridad del pueblo de los Estados Unidos y de Europa, para sacar de Hait, Mxico, Honduras, Colombia, Guantnamo en Cuba, las bases militares gringas y que retiren la Cuarta Flota que amenaza a nuestra Amrica.

En Honduras cada vez es ms visible el poder del crimen organizado en los distintos aspectos de la vida econmica y poltica, principalmente el poder del narcotrfico que en los ltimos 10 aos se ha incrementado aceleradamente. Se trata del mismo fenmeno de Colombia y Mxico, en donde el narcotrfico es el Caballo de Troya para imponer bases militares, la presencia militar de los Estados Unidos, el trfico de armas y la militarizacin de los Estados. En Colombia aplican el Plan Colombia y en Centro Amrica y Mxico el Plan Mrida. Es interesante resaltar que el crecimiento del trafico de drogas en Honduras y el proceso del golpe de Estado estn permitiendo al imperio la implementacin de una nueva base militar en la zona de la Mosquitia (Caratasca) y el crecimiento exagerado de las fuerzas Armadas. En definitiva se quiere fortalecer Honduras como el gendarme de Estados Unidos en el rea, reviviendo el papel de nuestro pas: desde 1954 se viene utilizando como plataforma de agresin al resto de los pases del rea centroamericana.

Para finalizar dir que la lucha librada por la resistencia hondurea, la hace acreedora del reconocimiento como fuerza beligerante y que el sacrificio que hemos hecho y la solidaridad de la mayora de los pueblos del mundo exige el no reconocimiento del rgimen dictatorial que continua vigente en el pas. Rgimen dictatorial que sigue siendo denunciado a los pueblos del mundo, por los organismos internacionales de derechos humanos como violador de los mismos. Que se paren los crimenes contra la resistencia hondurea de parte del imperio de los Estados Unidos y sus clientes en Honduras!.

En su visita a Espaa, quiere solicitar algo al gobierno Zapatero.

Estamos planteando en nuestra gira por Europa que se pida al gobierno espaol no invite a Porfirio Lobo al encuentro Iberoamericano en Madrid en mayo de este 2010 y a los Gobiernos de Europa que no se suscriba el Tratado de Libre Comercio Europa-Centro Amrica, porque todos nuestros pueblos rechazan el libre comercio por los males que nos est generando. Sera vergonzoso para Europa suscribir el ADA con Honduras cuando ah existe un llamado presidente que est dispuesto a firmar lo que le pongan con tal que lo reconozcan y le enven ayuda tal como lo ha hecho los primeros das de abril al firmar un convenio e instalar una base militar de los Estados Unidos en una regin indgena donde abundan los recursos naturales y hay petrleo, lo cual demuestra por que fue el golpe de estado y que el llamado nuevo presidente esta dispuesto a entregar todo a cambio de que lo reconozcan.

Para finalizar me gustara dar a conocer una nota de prensa. Me lo permiten?

Hgalo. Como usted desee.

Es la siguiente nota de la Delegacin del Frente Nacional de Resistencia Popular de Honduras (FNRP) que fue recibida por el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperacin de Espaa

1.- Una delegacin del Frente Nacional de Resistencia Popular de Honduras (FNRP) encabezada por Carlos H. Reyes, fue recibida el 23 de abril en el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperacin (MAEC) de Espaa por el Sr. Agustn Santos, Jefe de Gabinete del Ministro Miguel ngel Moratinos.

2. El representante del MAEC manifest el reconocimiento claro del Gobierno espaol al FNRP de Honduras como fuerza poltica, tal y como demuestra el hecho de haber sido recibidos por el MAEC.

3. El representante del MAEC manifest la preocupacin del gobierno espaol por la situacin de vulneracin de los derechos humanos que se constata en Honduras, desde el golpe de Estado de junio de 2009 hasta la fecha de hoy, sin que dicha vulneracin de los derechos humanos haya cesado.

4. El representante del MAEC manifest que la Unin Europea no invitar al Sr. Porfirio Lobo a la cumbre de Presidentes de la Unin Europea-Amrica Latina, que se celebrar en Madrid los prximos das 17 y 18 de mayo, si no existe consenso entre los pases latinoamericanos sobre dicha invitacin.

5.- El representante del MAEC manifest que el gobierno espaol sigue considerando la situacin en Honduras como de excepcionalidad

institucional.

6.- El representante del MAEC pidi a los representantes del FNRP que mantuvieran constante contacto y remitieran informacin sobre la situacin en Honduras al MAEC, a travs de la Embajada espaola en Tegucigalpa.

La nota est fechada en Madrid, a 23 de abril de 2010

Gracias, muy amable. Le agradecemos su tiempo, sus explicaciones y, sobre todo, su nimo resistente.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de los autores mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter