Portada :: Conocimiento Libre :: Batalla por la informacin y espionaje global
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 04-12-2010

Entrevista a Zbigniew Brzezinski, antiguo asesor de la Seguridad Nacional estadounidense
"Quin filtra en realidad lo que filtra Wikileaks?"

Judy Woodruff
PBS Newshour

Traducido para Rebelin por Ricardo Garca Prez y Sinfo Fernndez


JUDY WOODRUFF: Y para ampliar esta informacin recurrimos a dos antiguos asesores de la seguridad nacional estadounidense con una experiencia dilatada en la elaboracin y desarrollo de la poltica exterior estadounidense.

Zbigniew Brzezinski ejerci su cargo con el presidente Jimmy Carter. En la actualidad es asesor del Centro de Estudios Estratgicos e Internacionales (Center for Strategic and International Studies). Stephen Hadley trabaj con el presidente George W. Bush. Ahora trabajo con el Instituto de la Paz de Estados Unidos (United States Institute of Peace) y es consultor empresarial internacional.

Caballeros, es una suerte poder contar con ustedes dos aqu hoy.

As que la Secretaria de Estado Hilary Clinton ha dicho hoy que est segura de que todo esto no causar perjuicios permanentes ni a largo plazo en las relaciones estadounidenses con otros pases.

Seor Hadley, est de acuerdo con ella? Tiene razn?

STEPHEN HADLEY (antiguo asesor de la Seguridad Nacional estadounidense): En cierto sentido, s. Creo que, a corto plazo, va a tener algunas consecuencias muy perniciosas. Una de ellas, como sabe, es que la confidencialidad de las comunicaciones entre nuestro gobierno y las de otros pases es importante para configurar la poltica. Y si no podemos mantener el secreto y la confianza de otros gobiernos, se mostrarn reacios a compartir con nosotros sus reflexiones ms ntimas.

Tambin es nocivo porque nuestra gente en puestos diplomticos en el exterior quiere poder ofrecer al gobierno de Estados Unidos su valoracin franca sobre las personas con quienes tratan en sus pases. Es importante informar al Presidente y al Secretario de Estado. Ahora tendrn reticencias para mostrarse tan abiertos al transmitir telegramas, por miedo a que pueda hacerse pblicos y deterioren las relaciones con un pas.

De manera que daa el proceso de confianza del que depende nuestra diplomacia, tanto internamente como con otros gobiernos.

(Zbigniew Brzezinski no cree que toda la informacin filtrada que est vertiendo Wikileaks proceda del soldado Bradley Manning, ya que en realidad sospecha que hay algn servicio de inteligencia extranjero que tal vez est suministrando las filtraciones ms embarazosas. Expone sus ideas en una entrevista concedida para la cadena PBS a Judy Woodruff:)

JUDY WOODRUFF: Sr. Brzezinski, cules piensa que van a ser las consecuencias?

ZBIGNIEW BRZEZINSKI (antiguo asesor de la Seguridad Nacional estadounidense): Bien, ver, la mejor valoracin que puedo hacer es citar una frase que se sola utilizar a menudo en Viena cuando esa ciudad era la capital del Imperio Austro-hngaro. Y cuando se desataba alguna crisis, se deca que era catastrfico, pero no grave. Y as es como lo veo. Creo que Steve ha puesto el dedo en la llaga diciendo que algunas cosas pasarn. Por supuesto, otras perdurarn.
Pero creo que las cuestiones ms graves no son las que estn ocupando los titulares de prensa ahora mismo. A quin le importa que se califique a Berlusconi de payaso? La mayora de los italianos est de acuerdo con la apreciacin. A quin le importa que se califique a Putin como un macho dominante? Seguramente se siente halagado.
Lo importante es saber quin est engordando a Wikipedia con este asunto... Wiki... Wiki.... Wikileaks, quiero decir. Reciben mucha informacin que parece trivial, irrelevante, pero una parte parece estar asombrosamente orientada.

JUDY WOODRUFF:
Bien, a qu se refiere?

ZBIGNIEW BRZEZINSKI: Veamos... por ejemplo, hay alusiones a un informe elaborado por nuestras autoridades segn el cual algunos dirigentes chinos promueven la reunificacin de Corea bajo la rbita de Corea del Sur.
Esto est concebido a todas luces para incomodar a los chinos y deteriorar nuestras relaciones con ellos. Las referencias muy bien dirigidas a dirigentes rabes podran tener como objetivo socavar su credibilidad poltica en sus respectivos pases, pues este tipo de revelacin de su hostilidad hacia Irn podra de hecho volverse contra ellos en sus pases.
JUDY WOODRUFF: Y quiero preguntarles al respecto porque la impresin es -y quisiera planterselo tambin al seor Steve Hadley- que Arabia Saud no se ha pronunciado sobre sus opiniones, como... y hemos odo citar las palabras del Rey Abdullah, que Estados Unidos debera perseguir o Israel debera perseguir a Irn y su programa de armamento nuclear.
De manera que, qu efecto podra tener esto ahora que es pblico que se ha confirmado?
STEPHEN HADLEY: Ver, en realidad no creo que sea nada nuevo.
Y, sin entrar en detalles ni meternos en ese tipo de citas sensacionalistas, mucha gente lleva diciendo que los Estados rabes estn muy preocupados por Irn, muy preocupados por el impacto de un Irn con armamento nuclear. La gente ha dicho que es una de las cosas ms extraas acerca de cmo Israel y los Estados rabes han hecho causa comn real con su preocupacin por Irn.
De manera que creo que el hecho de que haya preocupacin no es noticia. Pero, por desgracia, la forma en que se manifiesta, con estas frases, ya sabe, arrebatadoras de los titulares, eso es lo lamentable y lo embarazoso. Y eso es lo que puede volver un poco menos franca a la gente en sus comunicaciones en el futuro.
JUDY WOODRUFF: Y eso qu... por qu le preocupa que se sepa que...?

ZBIGNIEW BRZEZINSKI:
No se trata de preocupacin. Se trata ms bien de si Wikileaks est siendo manipulada por instancias interesadas que pretendan complicar nuestras relaciones con otros gobiernos, o que traten de debilitar a determinados gobiernos, porque algunos de los asuntos que se resaltan y han aparecido estn muy bien orientados.
Y me pregunto si, de hecho, no habr alguna operacin de mbito internacional, de servicios de inteligencia, que est suministrando material a Wikileaks, porque es una oportunidad sin igual para incomodarnos, para poner en evidencia nuestra posicin, pero tambin para deteriorar nuestras relaciones con determinados gobiernos. Por ejemplo, dejando al margen los chismorreos personales sobre Sarkozy, Berlusconi o Putin, el asunto relacionado con los turcos est sin duda calculado en funcin de su impacto potencial para perturbar las relaciones entre Turqua y Estados Unidos.

JUDY WOODRUFF:
Simplemente porque critican a todo el mundo...

ZBIGNIEW BRZEZINSKI:
Y a los dirigentes, Erdogan y Davutoglu, etctera... estn utilizando un lenguaje de verdad, de verdad, muy afilado.

JUDY WOODRUFF:
Pero son 250... es un cuarto de milln de documentos.

ZBIGNIEW BRZEZINSKI:
Exactamente

JUDY WOODRUFF:
Cmo se podra sembrar todo esto para asegurarse de que es tendencioso de algn modo concreto?

ZBIGNIEW BRZEZINSKI:
Sembrar... sembrar es muy fcil. No me cabe la menor duda de que WikiLeaks consigue un montn de material de una serie de fuentes relativamente irrelevantes, como eso que dicen de que tal vez se detecta en las transmisiones areas. Pero tambin podra ser que estuviera recibiendo material al mismo tiempo de servicios de inteligencia interesados que pretendan intervenir en los procesos y alcanzar determinados objetivos muy concretos.
JUDY WOODRUFF: Le preocupa a usted tambin eso?
STEPHEN HADLEY: Evidentemente, eso siempre ser motivo de preocupacin.
...Lo que sabemos, o lo que se ha dicho pblicamente, es que parece una descarga de informacin hecha por alguien con un grado de profesionalidad juvenil. As que, en lo que se refiere a ese material, es como un vertedero de informacin. En general, en Washington, me he regido por la norma de que, si hay dos explicaciones y una es conspiracin y otra es incompetencia, se debe optar por la incompetencia. Acertaremos el 90 por ciento de las veces.
(RISAS)
Pero no se puede descartar lo que ha dicho el seor Brzezinski. Y si no en el pasado, en lo que se refiere a cmo hemos llegado hasta aqu, sera interesante... y ahora, una vez escuchado esto, sospecho que habr algunos servicios de inteligencia plantendose que quiz puedan sembrar en estos vertidos de informacin algo que resulte til. No se puede descartar.
Pero en este momento tiene toda la apariencia de un vertedero central. Por algn motivo, la gente se entusiasma con la filtracin de documentos secretos. Nunca es -se sabe que es- si es por cierta sensacin de engreimiento.
Pero creo que es ms probable, por su volumen, que sea eso lo que est pasando. Pero no se puede descartar, sobre todo avanzando un poco ms, el tipo de cosas a las que alude el seor Brzezinski.
ZBIGNIEW BRZEZINSKI: Pero Steve, los dems servicios de inteligencia no tienen que esperar a que yo lo sugiera.
(RISAS)
Creo que pueden pensar por s solos, sobre todo despus del primer caso.
JUDY WOODRUFF: Qu efecto piensan que podr tener todo esto en la buena disposicin de los dirigentes y diplomticos extranjeros, a la hora de ponerse a hablar cndidamente con los estadounidenses sobre sus puntos de vista? Creen ese aspecto se va a ver afectado?
ZBIGNIEW BRZEZINSKI:  Bien, no he visto nada en lo que ha aparecido que pueda afectar realmente a cuestiones importantes que puedan verse obstaculizados en conversaciones directas. 
Es el impacto poltico que puedan tener las cuestiones ms sensacionalistas lo que puede ser ms importante. Ms all de eso, hay un segundo problema que creo que puede ser ms serio en esta, por otra parte y bajo mi punto de vista, situacin no catastrfica. En concreto, que es un escndalo absoluto que esto est sucediendo de nuevo.
El director del Bur del Presupuesto ha emitido una instruccin a todos los directores de los departamentos en el sentido de que deben proteger la informacin clasificada, y es inaceptable que ah se produzca ningn fallo. No se va a tolerar.
Bien, esta es la segunda vez. Me gustara saber qu es lo que ha hecho la administracin desde que se produjo la primera para que no produjera la segunda.
JUDY WOODRUFF:  Pero gran parte de esos documentos ha estado en manos..., no han estado acaso en manos de WikiLeaks durante un tiempo?
ZBIGNIEW BRZEZINSKI:  No estamos seguros de eso realmente.
JUDY WOODRUFF: ... debido a esto, hay alguien que est acusado y en la crcel, algn soldado raso?
STEPHEN HADLEY:  No lo sabemos. Y sobre lo que el Dr. Brzezinski est hablando, yo creo que tambin muestra uno de los dilemas de todo esto, una de las cosas que te gusta hacer es conseguir informacin que pueda ser til a la gente en el mbito de tu actividad y fuera de l. Y eso implica una distribucin bastante amplia.
Despus de cosas como sta, se produce un esfuerzo, normalmente una reaccin comprensible para reducir la distribucin. Y eso puede tener el efecto de negarle informacin a gente que podra utilizarla en su trabajo diario.
As que, exactamente, ese es el reto. Cmo puedes intentar limitar el riesgo de ese tipo de actuaciones de alguna manera en el futuro, mientras haces que esta informacin est disponible para quienes puedan utilizarla, especialmente en el mbito de sus actividades del da a da?
JUDY WOODRUFF:  Y en cuanto a pedir a los diplomticos que espen? Quiero decir, hemos aprendido ahora que la Secretaria Clinton y, antes de ella, la Secretaria Rice pedan a los diplomticos que recogieran informacin confidencial, tarjetas de crdito, etc., sobre diplomticos extranjeros.
Se estn sonriendo
ZBIGNIEW BRZEZINSKI:  Bien, s, mire, se supone que los diplomticos tienen que informar. No se supone que deban cerrar los ojos y taparse los odos.
JUDY WOODRUFF:  Pero, no habra que clarificar los lmites?
ZBIGNIEW BRZEZINSKI:  Bien, no realmente. Quiero decir, que no se les pide nada que suponga realmente violar la ley.
Pero si pueden conseguir determinada informacin sobre individuos clave, no veo nada errneo en ello, tratando de que eso no se convierta en una tarea principal o una misin importante.
JUDY WOODRUFF:  Y... pero, a fin de cuentas, no le preocupa que esto cambie el nivel de candor en las comunidades diplomticas?
ZBIGNIEW BRZEZINSKI: Cree que los extranjeros no estn haciendo lo mismo?
(RISAS)
STEPHEN HADLEY:  No, no me preocupa que los jefes de estado tengan comprometidas sus comunicaciones ni si estn dispuestos a hablar cndidamente en el futuro.
Con total franqueza, hay diferencia entre conseguir informaci n de los diplomticos. Desde luego, eso es lo que quieres, para eso es para lo que tienes diplomticos ah, para conseguir cualquier clase de informacin. Y quieres conocer todo lo que rodea a la gente con la que ests tratando.
Eso es diferente a robar secretos. Eso es lo que tus servicios de inteligencia hacen. No creo que se haya cruzado ninguna lnea aqu
JUDY WOODRUFF: Stephen Hadley, Zbigniew Brzezinski, gracias.
ZBIGNIEW BRZEZINSKI: Gracias.  
STEPHEN HADLEY: Gracias.

Es preciso sealar que aunque ZB sospecha que tras algunas filtraciones se esconden instancias extranjeras, podran ser perfectamente elementos estadounidenses descontentos con la orientacin que el presidente imprime a las cuestiones. Wikileaks podra disponer tanto de fuentes nacionales como internacionales. Podra suceder que hubiera ms de uno jugando esta partida.

Fuente:

http://www.pbs.org/newshour/bb/government_programs/july-dec10/weakileaks2_11-29.html



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter