Portada :: Amrica Latina y Caribe
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 11-12-2010

Propuestas desde el Sur para la transicin
Anlisis de las luchas y perspectivas de los movimientos sociales en la coyuntura poltica latinoamericana

Katu Arkonada
Rebelin

Artculo publicado originalmente en el semanario boliviano La poca


2010 ha sido un ao intenso en el panorama geopoltico latinoamericano. Todava con la resaca del golpe de Estado de junio de 2009 en Honduras, hemos vivido un nuevo golpe en Ecuador, que puede servirnos para hacer una traslacin ms global de lo que sucede en el subcontinente. Procesos de cambio, con mayor o menor apoyo de los movimientos sociales y pueblos indgenas, que son amenazados por diferentes intereses polticos y econmicos, reforzados por el imperialismo estadounidense.

Porque lo sucedido en Ecuador va mas all de un golpe de estado coyuntural y reducido al mbito gubernamental y de un pas concreto. Ese golpe afecta a un proyecto poltico ms global, no solo del gobierno ecuatoriano o de los gobiernos con procesos de cambio en marcha, sino de los movimientos latinoamericanos, que han puesto sus esperanzas y son la base de estos procesos.

Coyuntura poltica latinoamericana

No menos importante en el anlisis son los procesos electorales vividos o por vivir a corto plazo. Si bien ha habido un giro a la derecha en Chile y la ratificacin del delfn de Uribe en Colombia, los procesos de cambio en Bolivia, Ecuador o Venezuela siguen caminando, y los resultados de las elecciones municipales en Per, donde la izquierda ha ganado la alcalda de Lima, hacen prever un giro a la izquierda en las elecciones presidenciales del prximo abril.

Asimismo la victoria de Dilma en Brasil con el mandato de continuar el legado de Lula, es un contrapeso importante y un apoyo a los procesos de cambio reales, si bien el riesgo de convertirse en un subimperio perifrico es real y tangible.

Otro apoyo importante de los procesos de cambio, la Argentina kirchnerista, ha sufrido la prdida de su idelogo Nstor, secretario general de UNASUR, compaero y consejero de Cristina, y habr que ver si la actual presidenta argentina mantiene el rumbo poltico actual o los intereses polticos y alianzas pre electorales modifican su poltica actual.

Importante tambin el proceso de debate que se vive en Cuba, y la reorientacin que se est produciendo de su modelo econmico, aunque sin salir nunca del socialismo, pues no deja de tener su influencia en otros procesos.

Situacin de los movimientos

En esta coyuntura poltica es donde los movimientos se tienen que mover, incidir, y proponer, pudiendo distinguir dos mbitos de lucha ms o menos diferenciados.

Por un lado, los pases del arco del Pacifico, Colombia, Chile, Per, Panam, Mxico, y pudiendo incluir ahora a Honduras en este grupo, con movimientos construyendo alternativas desde abajo y desde la resistencia a gobiernos neoliberales siervos del Imperio y del capitalismo.

Por otro lado, los movimientos de Bolivia, Ecuador o Venezuela, que si bien son la base y parte de los procesos, tienen el difcil reto tambin de superar las contradicciones que genera precisamente el tocar y gestionar poder. Ecuador es la demostracin ms palpable, con el gobierno de la revolucin ciudadana totalmente alejado del movimiento indgena que tambin ha sido su base para llegar al poder.

Ms cerca de este segundo espacio, aunque de manera diferenciada, podramos incluir los movimientos de Brasil o Argentina, que tambin enfrentan contradicciones de un gobierno progresista que est elevando el nivel econmico de los sectores ms necesitados, pero que no enfrenta transformaciones estructurales de su modelo econmico y apuesta por una profundizacin en el asistencialismo.

De manera transversal y en todos estos procesos tenemos la lucha del movimiento indgena continental, que ha pasado de la resistencia a la propuesta y la accin, y que tiene retos importantes, incluida su propia unidad a nivel continental entre las tres grandes coordinadoras, la CAOI andina, COICA amaznica, y CICA centroamericana.

Bolivia probablemente es un reflejo de varias de las contradicciones expuestas, con un proceso de cambio en marcha fruto de las luchas de los movimientos sociales y pueblos indgenas, pero luchas en retroceso una vez tomado el poder, debilitadas por un Estado que pretende asumir ese rol de los movimientos, y con reclamaciones sectoriales pues no sienten como suyo el proyecto poltico estatal.

Ejes de lucha y movilizacin para el 2011

Tres grandes ejes de lucha se estn definiendo para este prximo ao desde los movimientos sociales a nivel continental. Por un lado la lucha contra la militarizacin del continente, expresada en la imposicin de bases militares, as como contra la criminalizacin de la disidencia poltica y la injerencia y agresiones del Imperio.

Otro gran reto es enfrentar de manera articulada las consecuencias de la crisis climtica, defendiendo los Derechos de la Madre Tierra, y buscando paradigmas alternativos de desarrollo, basados en las cosmo vivencias de los pueblos indgenas originarios. El 2011 es un ao importante en este sentido, pues en el camino hacia la prxima COP17 de Sudfrica habr una ms que posible parada intermedia en la realizacin de un referndum mundial por la Justicia Climtica.

Por otro lado, y de manera no menos importante, la lucha contra el capitalismo salvaje que impregna nuestro continente, contra las multinacionales y el modelo privatizador que se extiende por doquier.

Todo ello no se puede enfrentar sino es desde el internacionalismo, el intercambio de experiencias y luchas, y la solidaridad entre los pueblos, complementariamente a la perspectiva de la integracin sudamericana, y ah es importante ir definiendo la relacin con instituciones como UNASUR, que a falta de mayor desarrollo debe ser una apuesta fuerte por la integracin geopoltica, o ALBA.

Importante profundizar en el camino abierto por la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra Amrica   en cuanto a la relacin entre gobiernos y movimientos que supone su Consejo de Movimientos Sociales, de momento conformado por los captulos nacionales de Bolivia, Cuba y Venezuela, pero tambin y al mismo nivel de importancia, el otro carril de articulacin, el de la articulacin continental hacia el ALBA, que permite operar polticamente con movimientos de todo el continente, siempre bajo unos parmetros ideolgicos bien definidos, y en preparacin de una asamblea continental de movimientos hacia el ALBA a celebrarse en Brasil en el segundo semestre de 2011.

Dentro de estas dinmicas de luchas, habr un momento de inflexin importante a mitad de ao, con las acciones en torno al segundo aniversario del golpe de estado en Honduras, el posible referndum de Justicia Climtica y Derechos de la Madre Tierra y la celebracin en julio en Caracas del bicentenario de la independencia de Venezuela y firma de los documentos constitutivos de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe.

Continente en disputa

En el actual contexto de crisis global, y mientras se busca un nuevo modelo de desarrollo y una nueva forma de organizar la economa, desde la periferia del sistema-mundo, desde el subcontinente latinoamericano, se trata de avanzar las luchas y transformaciones polticas que abren espacios a la construccin de modelos alternativos al capitalismo y a la modernidad.

Para avanzar en estos cambios es ms necesario que nunca la articulacin entre las diferentes redes y movimientos, que desde una posicin soberana e independiente, puedan movilizar y empujar la conformacin de polos de poder para ejecutar transformaciones estructurales a nivel social y poltico, y para eso mismo es necesario construir una agenda comn, con el apoyo cmplice de los partidos polticos e intelectuales comprometidos.

Por ltimo, tampoco podemos olvidarnos de las otras periferias. Urge un encuentro entre los diferentes sur geopolticos, un intercambio de experiencias de lucha con frica y Asia, para as poder ensayar y proponer conjuntamente y complementariamente los posibles futuros caminos de los pueblos del Sur por su liberacin y autodeterminacin.

Nota del autor:

Agradezco a Samir Amin por sus comentarios a este anlisis

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter