Portada :: frica :: Revueltas en el norte de frica
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-01-2011

Pero haba una dictadura en Tnez?

Pascual Serrano
Rebelin


El ciudadano medio europeo nunca haba odo ninguna queja del presidente tunecino, los medios no denunciaban que aquello fuera una dictadura, los parlamentos no aprobaban resoluciones de condena contra aquel gobierno, no se escuchaban acusaciones contra la falta de libertad de expresin en ese pas. Incluso la ONU celebr una cumbre sobre el derecho a la informacin en su capital, en la capital de un pas donde no se puede acceder a Youtube, pero nadie nos lo haba contado.

Las dictaduras siempre estn en Cuba, Venezuela o Bielorrusia, en pases donde las elecciones las gana la izquierda. No importa que haya observadores internacionales o no. Los pases sumisos a los gobiernos occidentales y las instituciones econmicas internacionales nunca son acusados de dictaduras, aunque su presidente lleve dcadas en el poder mediante elecciones donde los partidos de la oposicin pueden existir siempre que pidan el voto para el presidente. Pueden reprimir violentamente manifestaciones, prohibir sindicatos y peridicos, que nunca sern noticia en nuestros medios de comunicacin. Todo eso era Tnez con el gobierno de Ben Al.

Los diarios, incluso cuando un clamor ciudadano se levanta indignado contra el dictador, no lo califican de dictador como siempre hacen con los gobernantes de los citados pases de izquierda. Para El Pas (14-1-2011), Ben Al es presidente, mandatario, o se refiere a l como el que es presidente del pas desde hace 23 aos. El da anterior, la agencia Efe y el diario Pblico segua dirigindose a Ben Al como presidente, nunca como dictador.

En cuanto a los polticos europeos, es importante saber que el partido de Ben Al, la Asamblea Constitucional Democrtica (conocida por sus siglas en francs RCD, Rassemblement Constitutionnel Dmocratique), pertenece a la Internacional Socialista, es decir, el club de los partidos socialdemcratas donde tambin se encuentran el PSOE, el Partido Laborista britnico, el Partido Socialista Francs, o el Partido Nacional Democrtico de otro dictador amigo, el egipcio Hosni Mubarak. El 14 de enero, antes de la cada del gobierno, el diario El Pas reproduca una noticia de apoyo titulada: La UE celebra la decisin de Ben Al. Deca el texto que la diplomacia de la UE ha celebrado hoy el anuncio de Ben Ali de no presentarse a una quinta reeleccin a la presidencia de Tnez en 2014. Curiosa reaccin la de los gobernantes europeos. Si Ben Al no es un dictador y sus elecciones son limpias, por que no se puede volver a presentar a las elecciones? Y si es un dictador que se ha mantenido en el poder mediante fraudes electorales, por qu lo aceptan en la Internacional Socialista? por qu deben esperar los tunecinos tres aos ms para quitarse la dictadura de encima e iniciar una democracia? No ser que la UE, como con tantos dictadores amigos, los da por amortizados cuando la paciencia de los ciudadanos que los sufren llega a su lmite, los muertos se amontonan por decenas y entonces se hace necesario desmarcarse, dejarlos caer y pensar en un sustituto que parezca diferente pero que todo siga igual?

Despus estn las instituciones financieras internacionales. Esas s que estn contentas con los dictadores aunque su pueblo se est muriendo de hambre y saliendo a las calles por las subidas de los precios de alimentos y servicios bsicos. As comienza el ltimo informe sobre Tnez del Banco Mundial:

Dada la persistencia de las altas tasas de desempleo, sobre todo entre los profesionales universitarios, Tnez mejor su competitividad general y aceler el crecimiento econmico con la ayuda de una serie de prstamos para polticas de desarrollo del Banco Internacional de Reconstruccin y Fomento (BIRF). Desde finales de los noventa, el pas se convirti en una de las economas ms competitivas e importantes de frica. Entre 1996 y 2007, duplic sus exportaciones de bienes y servicios.

En el medio siglo transcurrido desde la independencia, el pas ha conseguido grandes avances econmicos y sociales, entre ellos la cuadruplicacin del producto interno bruto (PIB) per cpita y el aumento de la esperanza de vida hasta niveles cercanos a los del mundo desarrollado.

El buen desempeo econmico se debe, en parte, a la creacin en 1971 de un sistema abierto al exterior para reducir el sesgo antiexportador inherente a la estricta poltica de sustitucin de las importaciones de los aos sesenta. El pas atrajo inversin extranjera directa (IED), se incorpor en las cadenas manufactureras mundiales y cre empleos en la industria del vestuario y en otros sectores fabriles.

La conclusin es evidente. Las dictaduras amigas no tienen ninguna dificultad en ser aceptadas por nuestros medios de comunicacin, nuestros lderes e instituciones polticas europeas y, por supuesto, las instituciones financieras internacionales. Cuando escuchemos sus denuncias o halagos a otros gobernantes, no olvidemos la tabla de medir que usan y que han usado para el dictador tunecino.

Www.pascualserrano.net

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

rCR



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter