Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 09-02-2011

A los 45 aos del asesinato de Ben Barka
Su imagen y pensamiento tricontinental

Reinaldo Morales Campos
Revista Tricontinental


Dos elucidas configuraciones artsticas enardecen el jardn de la sede de la Organizacin de Solidaridad de los Pueblos de frica, Asia y Amrica Latina (OSPAAAL), en el capitalino barrio de El Vedado, en La Habana.

Una es la escultura erigida por la destacada artista de la plstica Rita Longa significando un brazo del lder Fidel Castro empuando en alto su fusil con mirilla telescpica, que utiliz en la Sierra Maestra, durante la lucha revolucionaria contra el dictador Fulgencio Batista (1952-1959)

Esa imagen form parte del fotograma de un documental que realizaron los periodistas norteamericanos Robert (Bot) Taber y Wendell Hoffman en el Pico Turquino, el 28 de abril de 1958, el que resume el espritus de la victoria de la Revolucin cubana.

La otra creacin es el busto esculpido por el pintor y escultor Jos Delarra, sobre un pedestal, de El Medi Ben Barka, dirigente de la Unin Nacional de las Fuerzas Populares de Marruecos y Presidente del Comit Internacional Preparatorio de la Primera Conferencia de los Pueblos de frica, Asia y Amrica Latina.

El destacado lder revolucionario fue secuestrado, torturado y asesinado el 29 de octubre de 1965, en Paris, con la intervencin de Mohamend Oufkir; ministro de interior de Marruecos, Ahmen Dimi; jefe de la seguridad marroqu, Louis Souchon; agente de la Polica de Francia, Antonio Lpez; de los Servicios de Contraespionaje y Seguridad Exterior de Francia y la contribucin de la Agencia Central de Inteligencia (CIA); de Estados Unidos.

Ben Barka: defensor de la solidaridad internacional

Aunque ambas figuras escultricas irradian convergentes dramatizaciones alusivas a la lucha por la independencia de los pueblos y la unidad revolucionaria contra el imperialismo, al cumplirse en el 2010 el 45 aniversario del asesinato de Ben Barka, le dedicamos una puntual resea de su imagen y pensamiento poltico.

Defensor de la solidaridad internacional contra la dominacin neocolonial y conocedor de las acostumbradas artimaas empleadas por los imperialistas para fomentar en los pases que aspiran a la independencia la divisin entre las fuerzas progresistas, Ben Barka defenda la idea de que los pueblos eran ms eficaces en sus luchas por la independencia cuando entre estos se manifestaba la unidad . Adems, insisti en que en la lucha antiimperialista era necesario reflejar la accin revolucionaria como opcin de poltica global.

La claridad de su pensamiento poltico cmo luchador revolucionario e internacionalista se hizo evidente cuando refirindose lo que sera la Conferencia, seal: Es un acontecimiento histrico la reunin de organizaciones antiimperialistas de frica, Asia y Amrica Latina, por su composicin y por estar representadas las dos grandes corrientes contemporneas de la Revolucin Mundial: la revolucin socialista y la revolucin de liberacin nacional. Lo hace histrico tambin su celebracin en Cuba, donde tienen lugar ambas revoluciones

Pero el secuestro y asesinato de Ben Barka, que en ese momento de creciente ascenso del movimiento revolucionario mundial gozaba de un alto prestigio internacional, no impidi que se efectuara la Conferencia en La Habana, coincidiendo con el sptimo aniversario de la Revolucin cubana, del 3 al 15 de enero de 1966, con la consigna. Esta gran humanidad ha dicho basta y ha echado a andar.

Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen.

Pese a todas las maniobras de las fuerzas del colonialismo y de la reaccin para impedir la realizacin de ese extraordinario encuentro de lderes revolucionarios de los tres continentes su celebracin fue un gran xito. Contra la reunin se orquest una monumental campaa propagandista. La prensa al servicio del imperialismo difundi una imagen falsa al presentarla como un conclave subversivo. La administracin norteamericana promovi acuerdos con la Organizacin de Estado Americano (OEA), para impedir su celebracin en La Habana.

Delegados e invitados, asistentes a la Conferencia consternados por el secuestro y asesinato del lder revolucionario marroqu y las diversas revelaciones acerca de su muerte compensaron sus contrariedades y alentaron sus convicciones ante figuras descollantes de la lucha revolucionaria cubana, como: Jos Mart, Antonio Maceo y Camilo Cienfuegos, que presidieron simblicamente aquella cita.

Las imgenes de los prceres cubanos, entrelazadas en un haz solidario, quedaron fusionadas con las de dirigentes emblemticos de los tres continentes. Por frica; Patricio Lumumba, lder de la lucha de la independencia en el Congo Leopolville, asesinado en 1961 por criminales al servicio del dictador Joseph Mobuto. Por Asia; Nguyen Van Troi, tenaz combatiente vietnamita, fusilado en 1964, luego de resistir cuatro meses de torturas, y quien antes de morir grit Viva Ho Chi Minh! Viva Vietnam! Por Amrica Latina, Augusto Cesar Sandino, General de Hombres Libres, asesinado en Nicaragua tras una trampa tendida por los esbirros de Anastasio Somoza y la Agencia Central de Inteligencia (CIA).

El caso Ben Barka

La Primera Conferencia de los pueblos de los tres continentes___ que entre sus acuerdos adopt el referido a la creacin (OSPAAAL), con sede en La Habana___ conden el odioso crimen y cre un Comit de Solidaridad para que conociera la verdad sobre su secuestro y asesinato bautizado por la prensa internacional como el caso Ben Barka.

En consecuencia con la condena a esa vandlica accin y su necesaria aclaracin, el 30 de septiembre de 1966, durante el juicio de Ben Barka en Paris y ante las maniobras del tribunal para tratar de desvincular la actividad poltica internacional del lder marroqu del caso con el evidente propsito de encubrir a los autores intelectuales, el entonces Secretario General de la OSPAAAL, Osmany Cienfuegos, seal:Los que conocimos el pensamiento de Ben Barka, la importancia que daba a la Conferencia, los que nos percatamos que haba dejado de ser un lder poltico nacional para convertirse en un lder tricontinental, no podemos desvincular su secuestro y asesinato de la Primera Conferencia Tricontinental.

Ben Barka aadi-vea la lucha de su pueblo muy unida a la de los dems pueblos de los tres continentes. Los interesados en que no se celebrara la Conferencia conocan la importancia del papel que estaba jugando Ben Barka en la preparacin de ese encuentro. Saban que era un factor de unidad en la lucha de los tres continentes, saban que en aquel momento su enemigo principal era Ben Barka

Cienfuegos concluy, su intervencin___ interrumpida arbitrariamente en reiteradas ocasiones por el Presidente del Tribunal, que se negaba aceptar las denuncias que ponan en evidencia la participacin de la CIA__ sealando: Seor presidente: Condenad a los autores materiales que han sido instrumentados en este horrendo crimen, que sern los pueblos, los encargados de castigar al autor intelectual del mismo: el imperialismo yanqui!

Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen.

Con el propsito de que no se revelara la verdad y evitar la condena de los culpables, en Paris se dilataba el controversial proceso judicial.

En tanto, para perpetuar su memoria desde 1966 la OSPAAAL inici la conmemoracin, cada el 29 de octubre, de su desaparicin revelando nuevos indicios de su trgica muerte y convocando a organizaciones afines a intensificar la lucha contra el dominio imperialista

La OSPAAAL que desde su fundacin ha apoyado su labor solidaria a travs de la propaganda grfica poltica ha editado tres emblemticos carteles creados por los artistas cubanos Luis lvarez, Jess Forjans, y Antonio Fernndez, para resaltar la imagen y legado de Ben Barka

En 1967, la Editora Tricontinental _de la propia organizacin_ edit el libro Pensamiento Poltico de Ben Barka(con dise de Tony vora y la portada de Jos Gonzlez). La obra constituye un testimonio vivo de su preocupacin y participacin en la lucha revolucionaria contra la colonizacin y la explotacin de los pueblos de frica, Asia y Amrica Latina

Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen. Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen. Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen.

En un mensaje del Secretariado Ejecutivo de la OSPAAAL por el quinto aniversario de su secuestro y asesinato, publicado en el boletn Tricontinenental No57, con el titulo Ben Barka: los pueblos cobraran su muerte; se seal Aun hoy la prensa internacional comenta el caso Ben Barka e incluso la reanudacin del proceso judicial est planteado cinco aos despus de su muerte.

El autor intelectual del crimen, el imperialismo estadounidense, ausente del proceso judicial establecido, recibe los golpes no de un tribunal , sino de los pueblos, que son en definitiva quienes vindicaran el crimen de Ben Barka y de otros tantos combatientes asesinados

Durante el XX aniversario de su asesinato, en reconocimiento a sus cualidades de luchador antiimperialista el Secretariado Ejecutivo de la OSPAAAL instituy la Orden de la Solidaridad de los Pueblos de frica, Asia y Amrica Latina, Mehdi Ben Barka.

La insignia fue delineada con un dibujo a relieve de la imagen que esboz el destacado creador Rafael Enrquez Vega, y cont con la modelacin escultrica del reconocido artista de la plstica cubana Delarra.

La primera Orden de la Ben Barka le fue conferida al luchador de sudafricano Nelson Mndela, quien sufri 25 aos de crcel en las ms crueles condiciones que le impuso el oprobioso rgimen del apartheid por su heroica lucha contra el racismo y la discriminacin racial.

La influencia del legado de Ben Barka, contribuy al reconocimiento obtenido por la OSPAAAL, en 1998, del status consultivo especial ante el Consejo Econmico y Social de Naciones Unidas.

Entre las condiciones que le hicieron merecedora de tan alta distincin estuvieron premisas planteadas por el lder tercermundista, como la eliminacin del colonialismo y dems forma de opresin, la erradicacin de la pobreza, la abolicin de toda discriminacin

Esos preceptos bsicos convergieron luego con otras acciones que en el decursar de los aos han integrado la ejecutoria de la OSPAAAL: la lucha por un nuevo orden econmico internacional, por el mantenimiento de la paz, el respecto a los derechos humanos y a la independencia nacional, la proteccin del medio ambiente y la lucha por un nuevo orden de la informacin.

Distingue adems esta mirada histrica del legado y la ejecutoria del pensamiento poltico de Ben Barka, la entrega tambin de la orden de la OSPAAAL que lleva su nombre, al Jefe de la Revolucin cubana, Comandante Fidel Castro, durante la clausura del X Encuentro del Foro de Sao Paulo, celebrado en La Habana, en 2001.

La condecoracin fue impuesta por Paulo Jorge, miembro del Secretariado Ejecutivo de la OSPAAAL, representante del Movimiento Popular de Angola (MPLA) y fundador de la Conferencia Tricontinental.

Una providencia histrica

La providencia histrica propici que la imagen de Ben Barka, situada a la izquierda de la entrada principal de la OSPAAAL donde han sido acogidas distinguidas personalidades revolucionarias y progresistas del mundo, est orientado mirando a la del fusil empuado por Fidel como smbolo de victoria.

Cuando Ben Barka estuvo en Cuba en 1965 y se interes porque la apertura y la clausura de la Conferencia Tricontinental estuviesen a cargo de Fidel, sugiri que esta deba presidirla Cuba, asesorada por el Comit Internacional Preparatorio; y en cuanto al emblema de la Conferencia opin que deba ser el fusil

Quienes pensaron que con el asesinato de Ben Barka y la desaparicin de su cadver eliminaran para siempre su ejemplo cometieron un grave error histrico. Luego de 45 aos la imagen del heroico dirigente contina siendo smbolo eterno de la justa lucha de los pueblos y su ejemplo se ha multiplicado.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter