Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 10-02-2011

Datos concretos sobre el copago sanitario

ngeles Maestro
Rebelin


Hace tiempo que los buitres de la empresa privada, de la mano de los gobiernos central y autonmicos de turno, sobrevuelan la jugosa tarta de la sanidad pblica llevndose tajadas cada vez ms grandes.

El objetivo es doble: trasladar a la esfera del negocio todo aquello que pueda ser lucrativo y reducir a mnimos de beneficencia la asistencia sanitaria y sus prestaciones. Las presiones se intensifican ante las dificultades financieras de las CC.AA. Todas tienen la sanidad transferida y esa partida de gasto es, con mucho, la ms importante de sus presupuestos. No se plantean pedir responsabilidades a quienes decidieron hacer aeropuertos ruinosos en medio de la nada, o planes urbansticos faranicos o fastos sin cuento a costa del dinero pblico. Han decidido recortar salarios y gasto pblico como sea y el copago est en el punto de mira.

Desde el famoso Informe Abril Martorell de 1991 andan ideando, opinando, lanzando bulos y especulando acerca de cmo hacer pagar al enfermo por la atencin sanitaria, a crnicos y pensionistas por los medicamentos y cmo ir eliminando, como hicieron PP y PSOE con sus respectivos medicamentazos, la financiacin pblica de determinados medicamentos y prestaciones sanitarias.

Lo que ellos llaman expertos y que se definiran mejor como plumferos por encargo estn, desde hace meses, intoxicando con la insostenibilidad del sistema sanitario pblico, el mal uso de las consultas o de las urgencias, el fraude en algunas prestacionessin dato alguno que lo sustente.

En los ltimos tiempos los emisores del mensaje van teniendo procedencia ms elevada. La misma Leire Pajn, recin nombrada Ministra de Sanidad, declar que el copago estaba en estudio; aunque alguien debi darse cuenta de que haba levantado la liebre inoportunamente y a las pocas horas lo desminti.

Hace pocos das el Secretario de estado de Hacienda, Carlos Ocaa, y a ste nadie le ha desmentido, declaraba: Hay que racionalizar los costes de la sanidad y la dependencia. Mantener la calidad requiere acuerdos de mbito nacional para reducir costes. No estoy hablando de recortar, sino de hacer las cosas mejor. Preguntado directamente por el copago, respondi: En este momento, a 31 de enero de 2011, no est en la agenda inmediata, por ms que se utiliza en muchos pases. No ser en este momento, pero es algo que habr que reconsiderar en el futuro [1].

La ambigedad calculada de sus palabras, destinada a llevar con mxima cautela un asunto altamente sensible para la poblacin, ha sido desvelada por la publicacin por Casmadrid y Matusaln [2] de un Informe de la Consejera de Sanidad de Madrid de diciembre de 2010 en el cual se analizan qu elementos concretos de las prestaciones bsicas de la cartera de Servicios, comunes para todo el Estado, y contemplados en el Real Decreto 1030/2006 podran eliminarse o ser objeto de copago.

En el documento aparece una relacin de prestaciones prescindibles o de acceso restringido. La gran mayora de las analizadas afectan a ancianos, personas dependientes o enfermos crnicos y dado que estn incluidas en la Cartera de Servicios del Sistema Nacional de Salud, se consideran como bsicas y son comunes para todas las Comunidades Autnomas.

Segn el informe publicado por CASMADRID y reproducido por el diario PBLICO [3] las prestaciones que estn estudio y para las que podra eliminarse total o parcialmente la financiacin pblica son entre otras, las siguientes:

Dado que la inclusin de todas las prestaciones objeto de este anlisis fue decidida por Real Decreto y son obligatorias para todas las CC.AA, no es posible que una Comunidad Autnoma excluya por su cuenta, o establezca el copago, para algunas de ellas. La importancia del documento publicado es que sin duda responde a una solicitud de informe hecha por el Ministerio de Sanidad a las diferentes Consejeras de Sanidad, ante la decisin de realizar recortes de calado en las prestaciones, hecho que necesariamente debe llevarse a cabo mediante Real Decreto y para el conjunto del Estado. Los informes requeridos deben valorar como se hace en el caso de Madrid tanto el ahorro derivado del copago total o parcial, como el impacto social; es decir, el grado de indignacin del respetable.

Desde hace tiempo venimos alertando de la introduccin del copago a travs de declaraciones de expertos, polticos, banqueros, etc. Ahora est escrito negro sobre blanco en un informe, bien es verdad que confidencial.

Lo tenemos delante: verde y con asas.

Lo nico que les detiene es el miedo a que la gente se eche a la calle y diga de una vez que ya est bien. Y slo lo podr hacer si cuenta con informacin fidedigna, ofrecida por organizaciones fuera de cualquier sospecha de financiacin o inters espreo.

Mientras se preparan manifestaciones en diversos territorios para el mes de abril, diferentes organizaciones se preparan para sacar mesas a la calle para ofrecer informacin y recoger firmas contra el copago y la privatizacin de la sanidad. Todas las manos hacen falta.

Los folletos y la hoja de firmas puedes descargrtelo en www.casmadrid.org

ngeles Maestro. Corriente Roja

Notas:

[1] http://www.casmadrid.org/index.php?idsecc=noticias&id=2383&limit=20&titulo=NOTICIAS

[2] http://www.casmadrid.org/index.php?idsecc=comunicados&id=68&titulo=COMUNICADOS

[3] http://www.publico.es/espana/360404/madrid-estudia-recortar-prestaciones-sanitarias

[4] Tcnica diagnstica no invasiva muy utilizada en el diagnstico del cncer pues permite identificar los focos de crecimiento celular anormal.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de la autora mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter