Portada :: Mundo :: EEUU asesina a Ben Laden en Pakistn
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 07-06-2011

Bin Laden ha muerto, palabra de honor

Jos Luis Gordillo
mientrastanto.e


Dos aos antes del 11-S, en noviembre de 1999, Richard Cheney imparti una conferencia en el Instituto del Petrleo de Londres en la que dej caer unas cuantas afirmaciones campanudas [1]. Entre otras, que el petrleo es la base y fundamento sobre los que se sustenta todo el edificio de la economa mundial. O bien, que en los diez aos siguientes entre 1999 y 2010 la demanda de petrleo iba a aumentar un 2% cada ao mientras que, simultneamente, su oferta iba a disminuir un 3% debido al agotamiento de las reservas conocidas. Eran afirmaciones exageradas? Por lo que se refiere a las cifras sobre los vaivenes en la demanda y la oferta del petrleo, tal vez Cheney err en el detalle de las cifras concretas, pero no en la descripcin general del problema del pico del petrleo, del cual mostr tener una conciencia ntida. Por otra parte, el estallido de la crisis financiera en 2008 le dio plenamente la razn en que el petrleo abundante y barato es fundamental para la buena marcha del capitalismo, siempre que se est de acuerdo en que el aumento vertiginoso de su precio fue el detonante que provoc el derrumbe de la pirmide financiera, esto es, del sistema sanguneo que hace funcionar a la economa mundial. En la primavera de 2001, tras su designacin como vicepresidente de EE.UU., Cheney dirigi un grupo de estudio sobre seguridad energtica que lleg a la conclusin de que el petrleo deba seguir siendo una fuente muy importante de energa para EE.UU., pero tambin que esa opcin tena unas implicaciones militares evidentes. Poco tiempo despus ocurri el 11-S y dio comienzo la guerra contra el terrorismo.

***

El hecho ms misterioso del 11-S es el colapso del Edificio n. 7 del World Trade Center. Era ste un rascacielos de 47 pisos donde se produjeron algunos incendios, pero contra el que no se estrell ningn avin. A las 17:20, 7 horas despus de la cada de las Torres Gemelas, el Edificio n. 7 se desintegr en 6,5 segundos. (http://www.youtube.com/watch?v=fa0nPNzJeqY). El informe de la comisin (2004) ni siquiera menciona un suceso tan extraordinario, ahorrndose de ese modo tener que dar alguna clase de explicacin. Cuatro aos despus, en 2008, el gubernamental NIST (Instituto Nacional de Estndares y Tecnologa) public un informe para intentar acallar la polmica suscitada por ese silencio. En l se afirmaba que su colapso se debi a los incendios, lo que caus perplejidad, indignacin y burlas por parte de muchos arquitectos e ingenieros debido a que nunca jams un edificio con estructura de acero se ha desintegrado a causa del fuego (http://ae911truth.org)

Claro que, puestos a evocar derrumbes misteriosos de edificios, vale la pena recordar que el hecho que tuvo ms trascendencia ese fatdico da fue, precisamente, la pulverizacin de las Torres Gemelas en 9 o 10 segundos. Teniendo en cuenta que los edificios tenan 110 pisos, eso supone que, como media, desaparecieron 10 u 11 pisos por segundo. La pulverizacin de las torres provoc la mayor parte de las vctimas de los atentados y, al mismo tiempo, fue el acontecimiento que ms horroriz a la poblacin al ser retransmitido en directo por la televisin. Cuntas personas contemplaron ese terrible espectculo? Seguramente, miles de millones. El colapso de las Torres Gemelas es el espectculo televisivo con el ndice de audiencia ms elevado de toda la historia de la televisin mundial. En EE.UU., desde luego, toda la poblacin estaba delante del televisor en el momento en que las torres se volatilizaron.

Eso fue posible a causa del tiempo transcurrido desde que los aviones se estrellaron hasta que los edificios se vinieron abajo: 57 minutos para la Torre Sur y 102 minutos para la Torre Norte. En ese largo intervalo ocurrieron dos cosas muy importantes. La primera, que la inmensa mayora de la gente que haba en las torres consigui salir de ellas y salvarse de una muerte segura (fallecieron 2.700 de las 20.000 personas que se hallaban en los edificios). La segunda, que todas las televisiones del mundo pudieron conectar con Nueva York y ofrecer imgenes en directo de la tragedia; en muchsimos casos, tras haber suspendido la programacin habitual.

Por qu las torres se transformaron en polvo en unos pocos segundos y por qu lo hicieron habiendo transcurrido el tiempo mencionado desde el impacto de los aviones? Aunque cueste creerlo, diez aos despus tampoco existe una explicacin oficial sobre este hecho, que es, repito, el que provoc ms muertes y el ms relevante para comprender la conmocin que genera el 11-S en la opinin pblica. No slo no existe explicacin oficial: tampoco inters alguno en hallarla. El informe oficial del NIST de 2005 sobre las causas de la cada de las torres, solamente pretendi explicar cmo se inici el colapso, pero no el colapso en s. Lo nico que hizo el NIST fue sugerir que hubo un derrumbe en cadena provocado por el debilitamiento de las junturas de las vigas de los pisos en que se estrellaron los aviones, pero el proceso de volatilizacin de los edificios no se explic de forma pormenorizada, detallada y a partir de pruebas y/o experimentos fiables porque nunca hubo voluntad de hacerlo. De ah la importancia del artculo firmado por Niels Harrit y ocho cientficos ms titulado Material de termita activo descubierto en el polvo generado por la catstrofe del WTC el 11-S. En l se explicaba que, tras haber analizado cuatro muestras del polvo generado por la cada de los edificios en un laboratorio durante 18 meses, se haban encontrado en ellas abundantes restos de nanotermita, un material explosivo e ignfero de ltima generacin. En una entrevista en televisin, Niels Harrit aadi que se trataba de un material poco conocido por los cientficos civiles, por lo cual sera conveniente preguntar por l a los cientficos militares. El artculo no era especulacin ni teora de ninguna clase: era prctica cientfica como la copa de un pino. Como dijo Niels Harrit, no se puede obviar este tipo de ciencia [2]. Es tambin, por ahora, la nica respuesta racional a la pregunta sobre los motivos de la pulverizacin de los tres edificios del WTC. Y si se hubiese celebrado un proceso judicial con garantas sobre el 11-S, ste hubiera sido uno de los temas estrella del juicio, y la investigacin de Niels Harrit y sus colegas hubiese sido objeto, como mnimo, de una amplia discusin.

***

A esa investigacin se debe aadir otro dato que, con toda seguridad, tambin habra merecido mucha atencin en ese hipottico juicio: antes de que las torres se desintegraran, ya haba supuestos expertos en los plats de televisin acusando a Osama Bin Laden de ser el responsable de los atentados (http://www.youtube.com/watch?v=H6IOb2uDYl0). Por tanto, cuando miles de millones de personas contemplaron el brbaro espectculo, muchas de ellas ya crean saber quin era el culpable de semejante atrocidad y, por tanto, contra quin deban dirigir su rabia y su odio. Y los que no se enteraron entonces lo hicieron, como mximo, en las veinticuatro horas siguientes, pues el 12 de septiembre de 2001 todos los grandes medios de comunicacin atribuyeron a Bin Laden la responsabilidad de ese crimen de lesa humanidad. El supuesto culpable result ser un rabe con turbante originario de Oriente Medio, esto es, de la zona del mundo en cuyo subsuelo se encuentran las 2/3 partes de las reservas conocidas de petrleo.

Y ahora las preguntas del milln: alguien cree, en su sano juicio, que esas acusaciones de antes de la cada de las torres o del da despus del 11-S se basaban en alguna clase de investigacin digna de ese nombre?; y alguien cree, de verdad, que esas acusaciones sin fundamento fueron el producto de la casualidad? Que cada persona se responda a s misma a partir de su perspicacia y nivel de ingenuidad. Puede ayudar a pensar en la respuesta, sin embargo, el siguiente titular de una noticia publicada en El Pas el 26 de septiembre de 2001: La prensa de EE.UU. dice que el FBI no tiene an pruebas contra Bin Laden.

El 16 de septiembre de 2001, con una opinin pblica todava en estado de shock, Bush anunci en una rueda de prensa que la respuesta a los atentados consistira no solamente en una guerra contra Al Qaeda, sino en una guerra global y larga contra varios pases que acogen grupos terroristas (El Pas, 17/09/2001). Segn Donald Rumsfeld, los pases en cuestin eran unos 60 contando por lo bajo, lo que equivala a ms de la cuarta parte de los estados existentes. Si esto ya haca dudar de la salud mental y/o de las intenciones reales de Bush y sus cmplices, todava era ms alarmante que el 99% de los estados y grupos terroristas aludidos no tuvieran nada que ver con el 11-S.

Dado que era el propio gobierno de EE.UU. quien decida qu grupos deban ser considerados terroristas y qu estados eran sus patrocinadores, lo que en realidad hizo Bush ese da fue otorgarse a s mismo carta blanca para intervenir donde lo considerase conveniente con el pretexto de la lucha contra el terrorismo. Fue, sin lugar a dudas, la mxima expresin de una forma de proceder que desde entonces se ha tornado caracterstica de la hiperpotencia y que se puede sintetizar en el yo me lo guiso y yo me lo como del nclito Juan Palomo.

El informe de la Comisin del 11-S se public en julio de 2004, lo que implica que, entre el 11 de septiembre de 2001 y esa fecha, la versin oficial sobre la autora de los atentados procedi en exclusiva de las declaraciones de los altos cargos de la administracin norteamericana; las cuales un da apuntaban hacia los talibanes como patrocinadores de los atentados, y otro hacia el rgimen de Sadam Hussein, segn conviniera. Con esa autorreferencial cobertura ideolgica, se atac Afganistn, se invadi Irak, se abri Guantnamo, se legaliz la tortura, se pusieron en marcha los siniestros vuelos de la CIA y se aprobaron un sinfn de leyes antiterroristas en EE.UU. y la Unin Europea que han recortado brutalmente nuestros derechos frente al aparato coactivo del Estado.

El informe de la comisin tampoco se apart un pice del principio metdico de Juan Palomo. Las informaciones que, tericamente, corroboraran en l lo dicho con anterioridad por los dirigentes norteamericanos, procedan de los servicios secretos y de confesiones arrancadas a detenidos en Guantnamo mediante un uso de la tortura planificado por profesionales de la medicina. En realidad, cuesta creer que una comisin compuesta por personas de la mxima confianza del gobierno pudiera publicar un informe que llegara a conclusiones diferentes de las expresadas por la junta de Bush, ya que eso hubiera abierto una crisis poltica sin precedentes en la historia de Estados Unidos. Ninguna de esas supuestas informaciones ha podido ser verificada despus por un tribunal independiente, ya que, como se ha apuntado antes, en los diez aos transcurridos ninguna persona ha sido juzgada y condenada como autor, organizador o patrocinador del 11-S en un juicio con garantas.

***

Los relatos ms publicitados sobre los hechos decisivos de la guerra contra el terrorismo, empezando por el 11-S, siempre han acabado adoptando, en ltima instancia, el carcter de dogmas de fe. A falta de pruebas contrastadas y un proceso judicial en el que esas pruebas se hubieran podido discutir y debatir por fiscales y abogados defensores de los acusados, el esto es as porque lo digo yo que tengo mucho poder ha sido la norma habitual. La discusin sobre la veracidad de dichos hechos siempre se concluye autoritariamente con alguna variante del Puede estar usted seguro, y pueden estar seguras las personas que nos ven, de que les estoy diciendo la verdad. El rgimen iraqu tiene armas de destruccin masiva de Jos Mara Aznar. Frente a lo cual, a los ciudadanos slo les queda el me lo creo o no me lo creo. Esto se transforma fcilmente en el confas en ellos o no confas en ellos? que, a su vez, degenera en el ests con ellos o ests contra ellos!, por parafrasear la contundente frase de George W. Bush. Las profusas acusaciones de antiamericanismo no pretenden otra cosa.

Tras la propagacin de cada nuevo dogma de fe, se procede a pasar revista a la tropa de periodistas, intelectuales y dirigentes polticos occidentales con el objetivo ltimo de examinar su adhesin a la ideologa imperial. Los que comulgan con los dogmas son considerados serios, sensatos y fiables, y los que se niegan a hacerlo son expulsados del gora meditica despus de haberlos calificado de paranoicos y chiflados. La formulacin de cualquier duda sobre alguna afirmacin oficial, o la simple queja de que la conformidad o disconformidad con afirmaciones no puede depender de hecho de la mucha o poca confianza que se tenga en el poder imperial de EE.UU., se responde con insultos, insidias y amenazas. De los primeros, el ms difundido es conspiranoico. Toda discrepancia o muestra de incredulidad respecto a lo dicho por las autoridades en relacin con la guerra contra el terrorismo es calificada de forma automtica de teora de la conspiracin, a pesar de que la principal y ms influyente teora del complot sobre el 11-S es precisamente la versin oficial.

Barack Obama ha dicho que Bin Laden ha sido ejecutado por un comando de lite del ejrcito de Estados Unidos y que su cuerpo yace ahora en el fondo mar. Ha afirmado, asimismo, que su muerte ha sido un acto de justicia para con las vctimas del 11-S porque Bin Laden fue su responsable principal (aunque la administracin norteamericana nunca ha podido presentar una sola prueba de ello). Leon Panetta, director de la CIA, ha aadido que la informacin que ha hecho posible ese ajusticiamiento se ha obtenido gracias a las torturas practicadas en Guantnamo, con lo que ha legitimado ambas cosas: la tortura y Guantnamo. Y un par de columnistas del New York Times (A. Shadid y D. Kirkpatrick, In Arab World, Bin Ladens Confused Legacy, NYT, 2/5/2011) han rematado la faena afirmando que Bin Laden es en parte responsable de las guerras de Afganistn e Irak por haber atacado a EE.UU. el 11-S. Te lo crees o no te lo crees? Digo yo que en los tiempos que corren la respuesta ms conveniente debe ser SEOR, S SEOR!. En todo caso, lo que es seguro es que, con la desaparicin real o simblica de Bin Laden, desaparece tambin la posibilidad de verificar en un juicio las acusaciones vertidas contra l en los ltimos diez aos.

Notas:

[1] http://www.crisisenergetica.org/staticpages/pdf-rtf/Dick_Cheney's_speech-Traduccion.pdf

[2] http://www.youtube.com/watch?v=pgcvZQcMSdM

Fuente: Mientras tanto electrnico 92



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter