Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 01-11-2011

Las diferencias entre ellos y [email protected], una cuestin de clase

Luis Zhu
En lucha / En lluita

Las promesas electorales de una mayor fiscalidad para los ricos ha originado muchas crticas sin fundamento. Nos preguntamos Quines lo son? Cmo lo han conseguido? Por qu son ricos?


El pasado 22 de septiembre, el Parlamento aprob la recuperacin del Impuesto sobre el Patrimonio, que servir para recaudar unos 1.080 millones de euros segn el Gobierno. Pero el debate sobre el tributo ha servido ya para algo ms, para poner la lupa sobre los ms ricos. En tiempos de crisis y recortes, cuando la mayor parte de la poblacin pasa dificultades, la gente observa con estupor las grandes fortunas de unos pocos.

En el Estado espaol, el nmero de millonarios, personas que cuentan con un patrimonio superior al milln de dlares (unos 700.000 euros) sin contar la primera vivienda, ascenda en 2009 a unos 143.000 (0,3% de la poblacin), segn un estudio de la consultora Merrill&Capgemini. De entre ellos, 1.618 tenan un patrimonio superior a los 10 millones de euros en 2007, ltima vez que se cobr el Impuesto sobre el Patrimonio. El ms rico de estos ricos es Amancio Ortega, que tiene una fortuna estimada en 22.290 millones, la sptima del mundo segn la revista Forbes.

A pesar del colapso del sector inmobiliario y las turbulencias en la banca, algunos de los ms acaudalados espaoles pertenecen precisamente a estos dos sectores que nos hundieron en la crisis. Carlos Jove (Fadesa), Alicia y Esther Koplowitz (FCC), Florentino Prez (ACS) y Emilio Botn (Santander) han aumentado sus enormes fortunas gracias al ladrillo y a las hipotecas. La crisis no les ha pasado factura, no como a todos los y las trabajadoras que se han quedado sin trabajo o las familias que se han quedado en la calle por no poder pagar la hipoteca.

Ms ricos

El Estado espaol tambin est en el top ten mundial de los pases con ms ricos, en noveno puesto segn la consultora Deloitte, mientras que est a la cola de la UE en gasto social. Si sumramos slo las fortunas de las diez personas ms ricas del pas (ver grfica) tendramos una montaa de 40.500 millones de euros. Con menos del 10% de esta inmensa fortuna se podra haber suplido los 1.000 millones del recorte en la sanidad pblica catalana y los 2.000 millones de euros menos que ha recibido la educacin pblica en todo el Estado.

La hiptesis no es banal. En los ltimos doce aos la presin fiscal sobre los ms ricos se ha rebajado en ms de diez puntos. Si en 1999 los ms ricos pagaban a travs del IRPF un 41%, hoy en da pagan tan slo el 30%. La misma tendencia ha experimentado el Impuesto sobre Sociedades, que ha pasado de gravar de media en 2004 un 32,3% a un 27% debido a las deducciones y bonificaciones. Los millonarios no slo han pagado cada vez menos impuesto, en muchas ocasiones directamente no pagaban. Es el caso de la familia Botn, que tena escondidos durante aos unos 2.000 millones de euros en Suiza, hasta que una filtracin los puso al descubierto. Y Botn no es el nico. Jos Mara Molinero, del Sindicato de Tcnicos de Hacienda, explica que la evasin fiscal supone anualmente en Espaa unos 88.000 millones de euros y que el 80% del fraude corresponde a las grandes fortunas y las grandes corporaciones.

Vidas diferentes

La vida de estos plutcratas nada tiene que ver con la de la mayora de la poblacin. Segn un estudio de 2010 del Instituto Nacional de Estadstica (INE), en el Estado espaol una persona ingresa de media algo ms de 9.600 euros al ao. El mismo estudio explica que el 20,8% de la poblacin dispone de menos del 60% de estos 9.600 euros, es decir, viven por debajo del umbral de la pobreza. Adems, un 30,4% de los hogares pasan dificultades o muchas dificultades para llegar a fin de mes. Estos datos sitan al Estado espaol en el sptimo puesto de la UE de pases con mayor ndice de pobreza.

A pesar del contraste de la riqueza de unos pocos y la pobreza de mucha gente, la recuperacin del Impuesto sobre el Patrimonio ha levantado muchas crticas entre los empresarios y sus afines. El Gobierno ha reformado el tributo de forma que slo aquellos que tengan un patrimonio superior a los 700.000 euros tendrn que contribuir. An as, el economista neoliberal Xavier Sala i Martn explicaba en TV3 (la televisin pblica de Catalunya) que muchos jubilados que haban estado ahorrado toda su vida tendran que pagar este impuesto. Si tenemos en cuenta que el INE cifra en alrededor de 9.600 los ingresos anuales medios, las cifras no cuadran para la mayor parte de la poblacin. Sala i Martn se referira seguramente a los pobres ejecutivos jubilados del IBEX-35. Otro ejemplo lo tenemos en el vicepresidente de la CEOE (Confederacin Espaola de Organizaciones Empresariales), Arturo Fernndez, que afirm a TVE que la clase media espaola tiene ms de 700.000 euros. Entonces la clase media la forma solo el 0,3% de la poblacin, o simplemente Fernndez sala en defensa de los ms ricos del pas.

El Impuesto sobre el Patrimonio gravar sobre los ricos, pero eso no significa que vaya a solucionar los problemas de las clases populares. La recaudacin de este impuesto debera de utilizarse para financiar los servicios pblicos, cosa que es improbable que suceda con o sin la victoria del PP. Actualmente, la prioridad del sistema es pagar la deuda pblica e inyectar liquidez a los bancos, como prueban los 2.800 millones de euros que facilitaron a la CAM o el anuncio de cinco grandes bancos centrales (el europeo, el britnico, el suizo, el norteamericano y el japons) de que financiaran cualquier banco en apuros hasta final de ao. Adems, los impuestos claves son el IRPF y el Impuesto de Sociedades, cuyos tipos no han hecho ms que bajar tanto con el PP como con el PSOE.

Sea de quien sea el Gobierno, aunque el PSOE es ms sensible a la presin popular, la clave est en la movilizacin y la organizacin. Los tipos impositivos altos que haba en Europa y EEUU tras la II Guerra Mundial no slo se debieron a una fase expansiva del capitalismo, sino tambin porque el movimiento obrero an tena mucha fuerza en las calles, en los puestos de trabajo e, incluso, en las instituciones.

Aunque el objetivo de una poltica fiscal ms redistributiva sea una medida reformista, se tratara sin embargo de una forma de romper con la dinmica neoliberal en la que estamos [email protected] y beneficiara a amplias capas de la poblacin. Esto sera un gran avance, ya que ayudara a eliminar diferencias entre ricos y pobres, pero no solucionara una cuestin de fondo.

Y es que no es casualidad que los ms ricos del planeta son empresarios. Vivimos en un mundo en el que trabajo humano es lo nico que produce riqueza. Sin embargo, la mayor parte de esta riqueza no se la quedan los y las trabajadoras, sino los propietarios de las empresas, es decir, los capitalistas. Si queremos que dejen de existir ricos y pobres, debemos acabar con esta relacin en la que la mayora trabaja para enriquecer a una minora.

Luis Zhu es militante de En lluita / En lucha

Fuente: http://enlucha.org/site/?q=node/16464

VERSI EN CATAL: http://www.enlluita.org/site/?q=node/4085



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter