Portada :: Ecologa social
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 06-12-2011

El texto referente a los certificados de obtencin vegetal tiene por objeto establecer el pago de un canon por la utilizacin de semillas, algo que ya existe para el trigo candeal.
Para los agricultores sembrar su propia semilla estar prohibido o debern pagar un impuesto

Angela Bolis
Le Monde

Traducido para Rebelin por Susana Merino


En el terreno de la agricultura, la utilizacin libre y gratuita de las semillas ser muy pronto solo un dulce recuerdo de los mtodos campesinos de otros tiempos. Estas semillas llamadas semillas de granja, eran entonces seleccionadas por los agricultores en sus propias cosechas y vueltas a plantar al ao siguiente. Desde hace algunas dcadas, est prctica ha desaparecido desde que las semillas se han protegidas por un Certificado de Obtencin Vegetal (COV) o sea el derecho de propiedad de los dueos de la especie. Volver a sembrar esos granos se hallaba tericamente prohibido. Pero esa costumbre, en los hechos, se toleraba ampliamenteen Francia. Pero desde ahora estar reglamentada ms estrictamente por un proyecto de ley de la UMP sancionado el 28 de noviembre por el Parlamento francs. De unas 5.000 variedades de plantas cultivadas con fines comerciales, 1.600 se hallan protegidas por un COV y constituyen el 99% de las variedades cultivadas por los agricultores. explica Delphine Guey, del Grupo Nacional Interprofesional de Semillas (GNIS). Sin embargo hasta ahora, segn la CNDSF (Coordinadora nacional para la defensa de las semillas de granja), alrededor de la mitad de los cereales cultivados eran vueltos a sembrar por los agricultores. Por lo tanto casi siempre de forma ilegal. Pero parece que el tiempo de la incertidumbre jurdica ha cambiado: para el Ministro de Agricultura Bruno Le Maire, Las semillas no puede hallarse exentas de derechos, como sucede actualmente

Lo que cambia

En efecto el proyecto de ley del Senador de UMP Christian Demuynck traslada un reglamento europeo de 1994 sobre la proteccin de las obtenciones vegetales hasta ahora sin vigor en Francia. En consecuencia, las semillas de granja, toleradas hasta ahora, se han legalizado... con la condicin de que paguen una remuneracin a los titulares de las COV es decir a las empresas semilleras con el objeto de que se contine con los esfuerzos dedicados a la investigacin y que los recursos genticos se sigan mejorando dice el texto de la ley. Se exceptuar a los pequeos agricultores que produzcan menos de 92 toneladas de cereales. Desde 2001 este impuesto se aplicaba a una sola especie: el trigo candeal. Sellamaba contribucin voluntaria necesaria" y era recaudado por la asociacin de semilleros. El agricultor debe pagar 50 cntimos por tonelada de trigo en el momento de realizar su cosecha. Este sistema se extendera ahora a 21 especies de una lista abierta, asegura Xavier Beulin, presidente de la FNSEA (Federacin Nacional de Sindicatos de los Productores agrcolas) en la web del sindicato. En suma, para Guy Kastler, delegado general de la Red de Semillas Campesinas y miembro de la Confederacin Campesina para la mitad de las especies cultivadas soja, frutas, legumbres- est prohibido reutilizar los granos propios y para la otra mitad cereales y plantas forrajeras hay que pagar para volver a sembrarlas.

Hacia una privatizacin de las semillas?

Varias asociaciones ecologistas y campesinas temen una mayor intervencin del sector semillero en el acceso a las semillas a travs de un derecho de propiedad que se ampliar a las cosechas y a los granos derivados. Con este impuesto incluso los agricultores que usan semillas comerciales deben pagar por sus semillas, deplora Guy Kastler. El militante teme que la porcin de semillas de granja se reduzca a medida que estas ltimas se encarezcan y por lo tanto sern menos atractivas para el agricultor. Entre el impuesto y la prohibicin de volver a sembrar las propias semillas, el agricultor se halla cada vez ms impulsado, no ya a producir sino a comprar sus semillas. De all que se tema un crecimiento de la dependencia de las empresas semilleras. Pero desde el punto de vista de Xavier Beulin, la contribucin de todos a la investigacin de las especies cultivadas se justifica, dado que generalmente estas se han originado en las semillas granjeras. Haciendo un paralelo con la ley Hadopi que tiende a proteger a los creadores de pelculas y de msica, el presidente de la FNSEA estima qu es normal que (quienes utilizan las semillas granjeras) participen tambin del financiamiento de la creacin varietal, puesto que son sus beneficiarios. Con un argumento opuesto, el Sindicato de Coordinacin Rural plantea en su webque Xavier Beulin no solo se halla a la cabeza del primer sindicato agrcola sino que tambin dirige el grupo Sofiproteol que participa en la mayor parte de los grupos semilleros franceses (Euralis Semences, Limagrain)

Hacia una prdida de la biodiversidad?

Otro temor: el impacto de esta medida sobre la biodiversidad agrcola. Ciertamente, cosechar una misma variedad casi siembre surgida de la investigacin no acrecienta, a priori, la biodiversidad. Debido a que en los grandes cultivos ninguna de las variedades que se utilizan es el fruto de una conservacin ancestral; todas han sido desarrollladas gracias a la creacin varietal, subraya Xavier Beulin. Sin embargo volver a sembrar de su cosecha puede ocasionar variaciones en la especie y favorecer la biodiversidad, sugiere Guy Kastler. Aparecen nuevas caractersticas que permiten a la planta adpatarse mejor al suelo, al clima, a las condiciones locales. De modo que entonces es posible reducir el uso de fertilizantes y pesticidas. A la inversa, los productores de semillas adaptan las plantas a los fertilizantes y a los pesticidas, que en todas partes son los mismos- De modo que tienden ms bien a crear uniformidad en las plantas, donde fueren cultivadas".

Hacia el rgimen de patentes

La COV en Fancia es una alternativa a la patente de los seres vivos, en vigor por ejemplo en los EE.UU. Ese derecho de propiedad intelectual es obtenido por las empresas que por medio de la investigacin ayan obtenido especies cultivadas y que gozan del monopolio de la venta de las semillas de dichas especies antes de que lleguen al dominio pblico como es el caso en Francia de alrededor de 450 especies-. Algunos como Guy Kastler temen que esto conducir al rgimen de patentes limitando el derecho de los agricultores a usar libremente las semillas protegidas. De todas maneras, a diferencia del COV, la ley de patentes prohbe completamente a los agricultores sembrar semillas de su propia cosecha, con o sin indemnizacin, segn Delphine Guey. Es el caso de las variedades OGM de la empresa estadounidense Monsanto, que segn Marie-Monique Robin en el documental El mundo segn Monsanto, ha creado una polica de semillas especializada en el acoso de los agricultores que siembran o intercambian ilegalmente los granos que cosechan. La otra diferencia con las patentes es que la COV permite a los dueos utilizar libremente una variedad protegida para aprovechar sus recursos genticos y hacer nuevas selecciones De este modo trabajar sobre un gen de una especie no permite patentarlo y por lo tanto de apropiarse totalmente de l. Una diferenciacin que ha permitido, segn Delphine Guey, preservar a una diversidad de empresas semilleras francesas. Y por lo tanto dejar a los productores una ms amplia variedad de especies a su eleccin. No obstante, si la patente de las especies vivas no es admisible en Francia, la patente de los genes de las plantas s, y se practica cada vez ms.

Fuente: http://www.lemonde.fr/planete/article/2011/11/29/pour-les-agriculteurs-ressemer-sa-propre-recolte-sera-interdit-ou-taxe_1610778_3244.html#ens_id=1610322

rCR



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter