Portada :: EE.UU.
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-01-2012

La guerra del apartheid de Arizona contra los Estudios Mxico-Americanos

Roberto Rodriguez
Common Dreams

Traducido del ingls para Rebelin por Germn Leyens


Cuando lleg da sptimo, Dios escribi el HB 2281 [proyecto de ley, N. del T.] y descans.

As ven los arizonianos conservadores esa medida claramente inconstitucional e inmoral contra el departamento de Estudios tnicos.

Los oponentes al departamento de Estudios Mxico-Americanos (MAS por sus siglas en ingls) de Tucson que actan como si esa medida estatal tambin estuviera inscrita en las tablas que Dios entreg a Moiss utilizan esa lgica circular. Un juez del contencioso administrativo, Lewis D. Kowal, tambin intervino la semana pasada respecto al asediado departamento de MAS, con un fallo de 37 pginas con la misma lgica torcida. Opin que MAS-TUSD [Distrito Escolar Unificado de Tucson, N. del T.] no cumple las normas y que el HB 2281 es legal porque no se ha declarado anticonstitucional. Confirm que el fallo puede costar a TUSD un 10% de su presupuesto mensual estatal, totalizando hasta 15 millones de dlares por ao. Es verdad que el HB 2281 no se ha declarado inconstitucional... solo porque la medida todava no se ha implementado realmente y el litigio federal Acosta 2010 todava no ha llegado a la etapa procesal. No solo eso, el proceso legal, como ha sido establecido por la medida estatal, todava no se ha agotado legalmente. Dentro de unos das, se espera que el superintendente de las escuelas estatales, John Huppenthal, quien hizo campaa con la promesa de detener la raza, confirme el dictamen no vinculante de Kowal. TUSD puede ahora pedir a la Corte Superior que rechace el dictamen de Kowal, aunque el superintendente del TUSD, John Pedicone, ya ha indicado que quiere que el distrito cumpla el dictamen.

En el papel, los detractores de MAS-TUSD se oponen al departamento porque viola el HB 2281, sin conocer, por lo que parece, que el nico motivo por el cual existe esta medida del Estado es porque el antiguo superintendente de las escuelas del Estado, Tom Horne, la ama para asegurarse de que se considerara que el departamento no cumple las normas y el nico remedio fuera eliminarlo. Horne, a propsito, ha afirmado desde hace tiempo que su esfuerzo por eliminar MAS-TUSD fue inspirado por el discurso Tengo un Sueo de Martin Luther King en 1963.

Bernard Lafayette Jr., un colega de Martin Luther King Jr. [MLK], y viajero por la libertad, junto con prcticamente toda la comunidad de derechos civiles de toda la nacin, se permite discrepar de Horne. Irnicamente, junto con la ley de Arizona SB 1070 de uso de perfil racial, su animosidad contra MAS es lo que ha desencadenado una cantidad de odio sin precedente contra los mexicanos y mexicano-estadounidenses en este Estado, una pista que indica que Horne no tiene derecho a invocar el nombre de MLK por ningn motivo.

Hay solo cuatro cosas que han bloqueado el camino de Horne: la verdad, los hechos, el Informe Cambiun independiente, solicitado por su sucesor, John Huppenthal, y la Constitucin de EE.UU.

Desde luego, tampoco nada de esto ha detenido a Huppenthal; a pesar del informe independiente Cadmium de 100.000 dlares que estableci que los MAS-TUSD estn conformes al HB 2281, y que recomienda que se expandan, se las ha arreglado para decidir que el departamento no cumple las normas. La decisin de Huppenthal provoc una [dbil] apelacin del TUSD ante el juez Koval. En unos das, claro est, se espera que Huppenthal confirme su propia decisin.

Incluso si Huppenthal confirma su propia decisin, los tribunales todava tienen que intervenir en el asunto. Calificar de ley el HB 2281 es prematuro. El motivo por el cual Horne, ahora fiscal general del Estado, inici esa medida es que siempre ha afirmado que el fundamento filosfico de MAS-TUSD est fuera de la civilizacin occidental. En efecto, Horne tiene razn; MAS no se basa en la cultura greco-romana, sino en una filosofa basada en el maz, que tiene muchos miles de aos y es indgena en este continente. Pero Horne, junto a otros oponentes, tambin afirma que los MAS no son estadounidenses. La medida estatal implica que los MAS-TUSD: promueven el derrocamiento del gobierno de EE.UU.; promueven el resentimiento racial, se han diseado primordialmente para un grupo (mexicanos-estadounidenses), y propugnan la solidaridad tnica, en lugar de tratar a la gente como individuos (Esta ltima provisin es un intento aparente de codificar el individualismo, mientras intenta destruir la cultura, que siempre ha sido colectiva).

El departamento fue absuelto de todas estas acusaciones por Cambium. Insatisfecho con el informe, Huppenthal procedi a desecharlo, afirmando, sobre la base de su propia investigacin, que MAS-TUSD violan tres de las cuatro provisiones, excluyendo la acusacin de que promueve el derrocamiento del gobierno de EE.UU. Al confirmar la decisin de junio de Huppenthal, Kowal, experto en la ley de alcoholes, se bas en la testigo principal la doctora Sandra Stotsky. Esta "especialista", que reconocidamente no es experta en Estudios tnicos ni Mexicanos-Americanos, en realidad no presenci nada; nunca se present en una sala de clases, nunca habl con algn maestro o estudiante de MAS. Es lo contrario de Cambium. Sin embargo en el dictamen de Kowal se minimizan los resultados de la auditora de Cambium mientras se prefiere la evaluacin de Stotsky. Esto apunta a lo que se ha provocado posteriormente: un torrente de personas que parecen confundir la idea de que la oposicin a MAS les confiere de alguna manera un estatus de expertos.

Las audiencias a las que asist se parecieron en mucho a una Inquisicin sobre lo que es enseanza, aprendizaje y pensamiento aceptable y permisible. Fue el eptome de intentos de control del pensamiento dentro de un contexto cultural. La suposicin es que porque Estudios Mexicanos-Americanos es crtico, contestatario y opositor en su bsqueda de ensear la verdad (Panche Be) por ello es no-estadounidense. Palabras como Raza o Chicano, refundidas con militancia por Horne, Huppenthal y Kowal, se consideran evidencias de de esa suposicin. Incluso el favorable informe Cambium recomend que el trmino Raza se borre del currculo. En el mejor de los casos, el dictamen supone que el cuestionamiento de la opresin y de la supremaca racial y la defensa del indigenismo, hace que los MAS sean racistas, anti-estadounidenses y que crean resentimiento. Casi indiscutiblemente, lo que generan los MAS es realmente un deseo de paz, dignidad, igualdad y justicia.

Es posible que TUSD haya presentado en su apelacin una defensa menos que brillante, como representantes de un distrito que es ms de un 60% mexicano-estadounidense (se acerca a un 80% en la enseanza elemental). Sus abogados no cuestionaron agresivamente a los dos miembros del consejo escolar del TUSD, Mark Stegeman y Michael Hicks, quienes nunca han ocultado su desdn por el departamento. No cuestionaron agresivamente a nadie. Peor todava, podran haber convertido el informe Cambium en el centro de su apelacin, pero no lo hicieron. Ni uno solo de las docenas de acadmicos universitarios de Arizona que ensean Estudios tnicos, o que han estado dentro de clases de MAS-TUSD, fue llamado a testificar. Nadie de la Asociacin Nacional de Acadmicos Chicanos o de la Asociacin Nacional de Acadmicos tnicos fue llamado a testificar, a pesar de que ambas organizaciones han confirmado su apoyo a MAS-TUSD. Es el mismo distrito, dirigido por el superintendente Pedicone, el que ha tratado con desdn a los partidarios de los MAS, militarizando efectivamente sus reuniones del consejo escolar, haciendo que mayores y estudiantes sean arrestados e incluso golpeados (26 de abril y 3 de mayo de 2011), mientras proclamaban su apoyo al programa de los MAS.

En efecto, Kowal, Huppenthal, el Estado e incluso el TUSD contemplan que se permita la enseanza de unos MAS castrados, mediante lentes microscpicos antispticos, como un fenmeno del pasado, y no sacar jams a la luz leyes injustas y tratamiento desigual en la actualidad. Si el Estado emerge victorioso, es concebible que la enseanza del HB 2281 y del papel de los estudiantes de los MAS en la defensa de su propio programa tambin se prohiban.

El juez Kowal eligi cuidadosamente pasajes de libros, artculos (incluyendo los mos) e incluso letras de canciones e ilustraciones y afiches, para probar que los MAS no cumplen las normas. Lo nico que logr probar el juez es que los mexicanos-estadounidenses no han aceptado sentados el robo de tierras, linchamientos, brutalidad, segregacin, leyes discriminatorias, desigualdades, educacin inferior, deportaciones masivas y la deshumanizacin. Tambin logr inferir que los valores basados en el maz, como In Lack Ech (Eres mi otro ser) y Panche Be (Buscar la raz de la verdad) son no-estadounidenses.

A decir verdad, el departamento no debera estar de acuerdo con las normas de una ley claramente inmoral e inconstitucional, cuyo objetivo primordial parece ser un retorno a las polticas de asimilacin forzosa de los aos cincuenta. Durante la era colonial, se habra considerado una reduccin, un intento de obliterar la historia, el conocimiento, la cultura y la memoria de los pueblos indgenas. Quinientos aos ms tarde el HB 2281 parece ser un intento de implementar la reduccin final.

Sin embargo, 500 aos despus, el derecho internacional est realmente de parte de los MAS: virtualmente cada tratado, carta y convencin de derechos humanos protege la cultura, la historia, identidad, lenguaje y educacin de todos los pueblos. Esas cartas de los derechos humanos existen para impedir el genocidio cultural. Este ataque contra los MAS es en realidad un ataque contra toda educacin, no solo los Estudios tnicos. La nocin de censura y de prohibicin de la enseanza de ciertas materias convirtiendo lo que se puede ensear en un queso suizo es la anttesis del propio precepto de educacin.

Irnicamente, el movimiento contra los MAS tiene un efecto opuesto no intencional; est re-indigenizando a las comunidades mexicano-estadounidenses y latinas en todo el pas. La gente que antes menospreciaba todo lo que era indio, o que lo vea como parte del pasado, ahora comienza a comprender que el motivo por el cual se oponen ferozmente a los MAS es precisamente por las races indgenas de los pueblos y sus culturas.

En Arizona, se podra considerar que este esfuerzo por eliminar los MAS, junto con la ley anti-inmigrantes SB 1070, constituyen una forma de Remocin de los Indios, un esfuerzo para exterminar, capturar o poseer la mente, el cuerpo y el espritu [de los mexicanos]. La remocin de 2012 se traduce en encarcelamientos y deportaciones masivas a travs de medidas de perfil racial y prcticas discriminatorias. Y para los que no pueden ser deportados o encarcelados, esto se traduce en des-indigenizacin, des-mexicanizacin y asimilacin forzosa. El Sueo Estadounidense.

Aunque el TUSD tiene la opcin de apelar contra la decisin Kowal/Huppenthal ante el tribunal estatal, no existe seguridad de que lo haga (es posible que otras partes puedan apelar en el tribunal estatal). Tal como Horne dise la medida, el TUSD, con otro giro a la derecha tras la adicin de otro miembro conservador del consejo escolar, puede no estar dispuesto a arriesgar 15 millones de dlares para salvar un departamento que apenas apoya. Su diseo tiene solo un objetivo: eliminar los MAS.

Despus de que los recursos legales se han agotado al nivel estatal, todava queda el asunto del litigio federal Acosta: se planifica que el noveno juez de segunda instancia de EE.UU., A. Wallace Tashima, estatuya primero sobre un interdicto temporal y otros asuntos de procedimiento, y luego examine la constitucionalidad de la medida.

Lo que actualmente es un obstculo para la implementacin del HB 2281 y MAS-TUSD es el grupo estudiantil UNIDOS, Justicia Social, y estudiantes de MECha [Movimiento Estudiantil [email protected] de Aztln, N. del T.], junto con los miles de partidarios, jvenes y mayores, que se han enfrentado a arrestos, al uso innecesario de fuerza y amenazas de muerte, afirmando que nunca aceptarn el HB 2281 como ley. Tienen plena conciencia de que el esfuerzo para desmantelar el departamento, por lo que parecen ser fuerzas del apartheid, incluido el consejo escolar TUSD, se debe, no a que est fracasando, sino a todo lo contrario: elimina el problema de la desercin escolar. Es muy exitoso, grada prcticamente al 100% de sus estudiantes y enva a ms de un 70% a las universidades.

Aparentemente, eso constituye un problema y una amenaza.

* NOTA FINAL: Huppenthal acepto la decision de Kowal la semana pasada. Ahora se espera la decision de TUSD; el distrito puede aceptar la decision o apelarla.

* El dictamen de Koval de 37 pginas se encuentra en: http://www.scribd.com/doc/76617576/ALJ-ruling-against-Ethnic-Studies-in-TUSD#fuente:facebook


Roberto Rodriguez, es profesor de la Universidad de Arizona y miembro del Consejo Asesor Comunitario de Estudios Mxico-Americanos. Contacto: [email protected]

Fuente: http://www.commondreams.org/view/2012/01/03-5

rCR



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter