Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 15-03-2012

Ser de inters policial y enemigo en Valencia

Fabiola Meco
Rebelin


En los ltimos tiempos las actuaciones policiales en Valencia son dignas de mencin. Hace unas semanas centrbamos la mirada y la crtica en las cargas policiales desproporcionadas que las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado realizaban contra estudiantes y manifestantes que protestaban contra los recortes sociales. En varias de ellas, al ms puro estilo hollywoodiense, los policas articulados en patrullas corran buscando al enemigo por las calles de Valencia, como atestiguan las imgenes que se han difundido por la red y que a buen seguro sern tenidas en cuenta por los Tribunales que enjuicien los procesos abiertos. En la mayor parte de ellas, los agentes no iban identificados a pesar de ser obligatorio por ley, lo que favorece su impunidad. Tambin se haca hincapi esos das en las numerosas identificaciones que, indiscriminadamente, realiz la polica, y cuyos datos obran en su Archivo Central denominado PERPOL, PERSONAS DE INTERS POLICIAL.

Hoy, lejos de haber aprendido algo, lejos de un deseable respeto a los derechos y a la democracia, esta polica nacional sigue siendo merecedora de noticia y de denuncia. Sus cuestionables tcnicas tienen ahora una nueva vctima: las personas que cada da, inmediatamente despus de la Msclet, se manifiestan pacfica y puntualmente bajo el balcn del Ayuntamiento de Valencia en el marco de las acciones convocadas por el movimiento ciudadano Pren la mascleta (Toma la masclet), conocido tambin como Intifalla. En este escenario diario, la polica nacional se sita visiblemente en un lateral, aparentemente en actitud de mera vigilancia. No es sta sin embargo su verdadera intencin, pues su accin se despliega despus, cuando los y las manifestantes al terminar la accin reivindicativa emprenden su marcha. Es entonces cuando, en calles aledaas y en su buscado aislamiento, estas personas son seguidas e identificadas. El motivo alegado en el curso de la identificacin: ser persona de inters policial. La pregunta es si PERPOL y ENEMIGO son sinnimos y, si lo son, cundo van a dejar de serlo. La pregunta sigue siendo cundo los responsables polticos van a tomar buena cuenta de que vivimos en un estado democrtico de derecho en el que el pueblo tiene no slo el derecho sino tambin el deber de ejercer el control, tanto dentro como fuera de las urnas.

 

Fabiola Meco Tbar. Abogada y profesora de Derecho Civil de la UVEG

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de la autora mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter