Portada :: Amrica Latina y Caribe :: La esperanza de Paraguay
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-06-2012

Golpe en Paraguay
Los intereses convergentes que derrocaron a Lugo

Idilio Mndez Grimaldi
La Jornada


Tres intereses convergieron para el derrocamiento de Fernando Lugo: los intereses de las transnacionales del agronegocio y del sector financiero; los de la oligarqua terrateniente, aliada al capital transnacional, y los de los partidos polticos de derecha. Todos apadrinados por Estados Unidos.

Los objetivos estratgicos son: reinstalacin de una democradura exclusivamente regenteada por la derecha, con apoyo de Estados Unidos y algunos pases europeos como en los tiempos de la guerra fra; arrinconamiento y criminalizacin de la izquierda y los movimientos sociales; avance de la produccin meramente extractivista agroexportadora, con la postergacin indefinida de la industrializacin del pas; consolidacin violenta del proceso de descampesinizacin del campo.

En el campo geoestratgico, Paraguay se convierte aceleradamente en un problema cada vez ms grave para Brasil y las posibilidades de la Unin de Naciones Sudamericanas (Unasur), y tiende a consolidarse como una base importante de operaciones de Estados Unidos en el proceso de disputa por el control de Amrica del Sur.

La Unin de Gremios de Produccin (UGP), que integra a los productores mecanizados del pas, pero que en la prctica sirve de refugio a los terratenientes, especuladores y rentistas de la tierra, pivote toda esta trama contra Lugo. Cuando la trasnacional Monsanto tuvo inconvenientes para imponer su semilla transgnica de algodn y de maz por incumplimiento de normativas legales, empez a ascender la presin de la UGP. Monsanto factur sin pagar impuestos en concepto de regalas 30 millones de dlares, slo en 2011, por su soya transgnica, sin contar la facturacin por la venta de semillas. Parte de ese monto se distribuye anualmente entre los tecncratas de la UGP.

Este gremio presion primero por la destitucin de Miguel Lovera, un tcnico que diriga la institucin de control y uso de semillas y agroqumicos en el pas. Luego amenaz con una protesta nacional, denominada tractorazo, consistente en el cierre de rutas con maquinarias agrcolas, y por ltimo presion por el juicio poltico de Lugo.

La UGP est dirigida por Hctor Cristaldo, empresario ligado estrechamente al grupo empresarial de los Zuccolillo.

Este grupo es socio de Cargill, otra trasnacional del agronegocio. El grupo Zuccolillo tambin tiene en su haber el diario ABC Color, dirigido por su propietario Aldo Zuccolillo. La lnea editorial de este peridico est plagada de incitaciones y provocaciones a las fuerzas armadas y a los partidos polticos para derrocar a Lugo desde los inicios de su gobierno.

En enero del corriente ao, Aldo Zuccolillo se reuni con el poltico del Partido Colorado, el tambin agroempresario Horacio Cartes. El senador colorado Juan Carlos Galaverna manifest que Cartes sali deslumbrado de la entrevista con Zuccolillo. Segn los cables de Wikileaks, publicados por el propio Zuccolillo el ao pasado, Cartes fue involucrado por la DEA, la agencia antidrogas de Estados Unidos, en narcotrfico y lavado de dinero. El Departamento de Estado lo ha blanqueado.

Llamativamente, en el ltimo tramo del gobierno de Lugo, Cartes fue el principal propulsor dentro de su partido para el juicio poltico a Lugo, apoyado por el diario ABC de Zuccolillo. Finalmente, Cartes arrastr a su partido que haba sido derrotado por Lugo en 2008, luego de 60 aos en el poder para promover la destitucin del presidente.

Esto ocurri tras los sangrientos sucesos de Curuguaty del 15 de junio pasado, donde murieron seis policas y 11 campesinos, en un desalojo de un latifundio propiedad del ex presidente del Partido Colorado, Blas Riquelme. Estas muertes sirvieron de principal excusa para acelerar el derrocamiento de Lugo.

En un giro de 180 grados, el Partido Liberal Radical Autntico (PLRA) abandon el cogobierno con Lugo y de la mano de su presidente, Blas Llano, tambin se acopl al juicio poltico impulsado por el Partido Colorado, el diario ABC Color y la UGP.

Hoy, al PLRA, en el poder luego de 70 aos de llanura, con Federico Franco como presidente del Paraguay, le quedan poco ms de 13 meses para gobernar y deber hacer el trabajo sucio de reprimir a sus ex aliados en el gobierno: a la izquierda y a los movimientos sociales, que iniciarn una sistemtica resistencia al gobierno liberal, destruyendo cualquier posibilidad de ganar las elecciones del otro ao. Horacio Cartes, precandidato por el Partido Colorado, sonre y ve mejorar sus chances con apoyo de ABC Color, la embajada estadunidense y la UGP.

Finalmente, en estos das, Lugo y sus asesores debern reconocer que cometieron un grave error: Pensaron que podan cogobernar con el imperialismo, con la oligarqua feudal y con los partidos de derecha, tributarios de los poderes fcticos y traidores a la patria. Como dice Atilio Born, es un error creer que un gobierno tmidamente progresista, como fue el de Lugo, pudiera prosperar transigiendo con los intereses oligrquicos e imperiales, sin articular a los movimientos sociales y a los partidos de izquierda.

Idilio Mndez Grimaldi. Periodista, investigador. Autor del libro Los Herederos de Stroessner. Miembro de la Sociedad de Economa Poltica de Paraguay, SEPPY.

Fuente: http://www.jornada.unam.mx/2012/06/25/index.php?section=opinion&article=032a1mun



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter