Portada :: Otro mundo es posible
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 28-05-2005

Perspectivas de nuevos socialismos en Amrica Latina

James D. Cockcroft
Rebelin



[ponencia para La Primera Conferencia Nacional La Obra de Marx frente al Siglo XXI, a realizarse en la Universidad Autnoma de Guerrero en Chilpancingo]
- Los Estados Unidos de Norteamrica parecen destinados a plagar la Amrica de miserias a nombre de la libertad.
Simn Bolvar, 1829.

- Vivimos en una poca donde la carta de las Naciones Unidas no es respetada, la legalidad internacional ha sido quebrada y quedan abolidos principios como el de la no intervencin en los asuntos internos de los estados y el propio concepto de soberana. Las convenciones de Ginebra sobre prisioneros de guerra y proteccin de poblaciones civiles, han sido violadas; los detenidos son torturados y vejados; se ha creado un penal sin ley en el territorio usurpado de Guantnamo y de Irak... Rechazamos que se llame terrorismo a las luchas de resistencia de los pueblos y guerra contra el terrorismo a las agresiones de los opresores.
[LLAMAMIENTO DE CARACAS ENCUENTRO MUNDIAL DE INTELECTUALES Y ARTISTAS EN DEFENSA DE LA HUMANIDAD, Caracas, 5 de diciembre de 2004]

- O el Capitalismo nos acaba o construimos el otro camino que el mundo clama, el Socialismo.
[Hugo Chvez Fras, programa Al, Presidente, 15 de mayo de 2005]

En 2004-2005 Amrica Latina ha experimentado avances histricos en su lucha para liberarse del imperialismo estadounidense y crear, en las palabras del presidente venezolano Hugo Chvez Fras, un nuevo socialismo para el siglo veintiuno. En abril de 2005 fracas la gira a Amrica Latina del canciller estadounidense Condoleezza Rice, llamada la dama imperial por Chvez. Fue un desastre diplomtico parecido a la derrota sufrido por el Secretario de Guerra Donald Rumsfeld cinco meses antes en Quito, Ecuador, cuando la mayora de los ministros de defensa de Amrica Latina votaron en contra de su plan de un papel mayor en la regin para las fuerzas armadas estadounidenses y la unificacin de las fuerzas armadas latinoamericanas en la guerra contra el terrorismo.

Rice no pudo obtener el apoyo de los cancilleres latinoamericanos por sus planes de terminar las revoluciones en Venezuela y Cuba. El canciller brasilero le exigi a Rice respeto a la soberana venezolana. El presidente chileno le recomend que bajara la retrica sobre Venezuela. Y an la canciller colombiana, a pesar del papel de su presidente Alvaro Uribe, el bien armado ttere del imperialismo en el intento de provocar un incidente fronterizo para justificar una intervencin militar contra Venezuela, le inform a la dama imperial que la compra de armas constituye una decisin soberana de Venezuela.

Adems, Rice no pudo lograr la seleccin de sus candidatos para la secretara general de la OEA, primero el ex-presidente salvadoreo Francisco Flores y despus el canciller mexicano Luis Ernesto Derbez. Tuvo que aceptar el candidato favorecido por los gobiernos del cono del sur, el chileno Jos Miguel Insulza. Como cualquier otra dama imperial, Rice manej sonrer y an persuadir a Insulza de declarar algo de la preocupacin de la OEA sobre Venezuela y Cuba. As ella celebr la eleccin de Insulza y la poltica estadounidense de unificacin un tpico insulto a la inteligencia latinoamericana.

Durante y despus de la gira de Rice, los gobiernos latinoamericanos ms ligados al imperialismo cayeron en profunda crisis de legitimidad. Una alianza de fuerzas populares incorporando los indgenas y las clases medias de Ecuador derrocaron al nuevo presidente y ttere estadounidense Lucio Gutirrez, quien huy a Brasil. En la Ciudad de Mxico una marcha de silencio de 1.2 milln personas forz al gobierno entreguista del presidente Vicente Fox de reversar el desafuero ilegal del candidato presidencial ms popular, el alcalde del Distrito Federal Andrs Manuel Lpez Obrador, del Partido Democrtico Revolucionario del centro-izquierda. Un movimiento estudiantil y de jvenes nicaragenses ganaron una batalla en las calles contra las fuerzas represivas que logr el reverso de una decisin gubernamental de alzar los precios de transporte pblico.

En Bolivia, el presidente entreguista Carlos Mesa confront una nueva gran marcha Por la Unidad, la Asamblea Constituyente, los Hidrocarburos y las Autonomas para todo el pueblo movilizada por los lderes del Pacto de Unidad, Evo Morales del MAS, Felipe Quispe, y Jaime Solares de la COB, y apoyada por La Central Obrera de El Alto. En Per, donde el presidente Alejandro Toledo haba perdido su popularidad y confrontaba acusaciones de corrupcin y nepotismo, un nuevo Frente Amplio de partidos de la izquierda y movimientos sociales impuls la convocatoria a una asamblea constituyente para crear las bases de un nuevo estado democrtico. En Hait, el nuevo gobierno impuesto por una invasin militar de matones duvalieristas patrocinados por los EE.UU. no pudo detener el avance de una ola de resistencia popular contra la presencia de tropas multilaterales.

An en Brasil, donde el gobierno del Presidente Luiz Incio Lula da Silva llevaba a cabo una poltica econmica neoliberal, hubo una serie de nuevos acuerdos econmicos firmados con Venezuela. Los sondeos indicaron que la mayora de los brasileos favorecan el socialismo. Adems, el Movimento dos Trabalhadores Rurais Sem-Terra (MST) lanz en mayo una caminata a Brasilia de miles de personas que gan una garanta personal de Lula de cumplir con su promesa de asentar 400 mil familias para 2006. El MST se encontr, en las palabras del telogo Leonardo Boff, a la cabeza de una gran marcha de la visin alternativa de que otra humanidad es posible (ALAI-AMLATINA 18/05/2005.)

Mientras tanto, en Mxico el Tribunal Internacional Benito Jurez www.tribunalbenitojuarez.org se reuni los das 25, 26 y 27 de abril. Compuesto de once jueces de la sociedad civil mexicana y de otros pases, el Tribunal conden a los Estados Unidos por sus crmenes de lesa humanidad, terrorismo, y genocidio contra el pueblo de Cuba en clara violacin de los principios consagrados en la Carta Magna de las Naciones Unidas referente a la autodeterminacin de los pueblos. Conden la ocupacin ilegtima de 177 km. cuadrados de la Base Naval de Guantnamo que constituye un peligro para la paz mundial, pudiendo ser usado para crear una provocacin para justificar una reaccin militar estadounidense. Pronunci que la poltica actual estadounidense contra Cuba constituye una virtual declaracin de guerra dirigida a la privatizacin y anexin de la isla como es evidente en las 458 pginas del Report Powell, 6 de mayo de 2004, creando la Commission for Assistance to a Free Cuba http://www.state.gov/p/wha/rt/cuba/commission/2004/.

Se puede decir que el Estado estadounidense ya haba declarado guerra contra toda Amrica Latina y el Caribe desde hace mucho tiempo, especialmente en las ltimas dcadas de golpes de estado, guerras sucias y el capitalismo no regulado, en efecto un genocidio gradual que el neoliberalismo econmico ha llevado a cabo ao tras ao dejando millones de nios muertos de hambre y plagando Amrica Latina de miserias a nombre de la libertad. Claro que el conflicto entre los gobiernos estadounidenses y los pueblos latinoamericanos tiene una historia sangrienta, y es aquella historia que ya se ha madurado al punto de crear perspectivas reales para el desarrollo de nuevas formas del socialismo.

Si Simn Bolvar, Jos Mart y otros libertadores ganaron las primeras batallas de independencia latinoamericana la independencia poltica -- son Fidel Castro, Camilo Torres, Che Guevara, Inti Peredo, Salvador Allende, Hugo Chvez, Evo Morales y otros lderes con visiones socialistas quienes han lanzado, junto con fuertes movimientos sociales, la batalla contempornea para la segunda independencia la econmica. Y esta vez, como en los tiempos de Bolvar y Mart, la meta es un solo pas: Amrica Latina y el Caribe.

La primera perspectiva real para un socialismo duradero se revela en la historia de la Revolucin Cubana de 1959. Su rpida introduccin de reformas socialistas y su internacionalismo de 45 aos ha resultado en un notable contraste entre las condiciones socio-econmicas de los cubanos y las del resto del continente, incluyendo Estados Unidos. Casi una tercera parte de la poblacin cubana ya tiene grados universitarios; ningn nio est afuera de la escuela; todos los cubanos tienen servicios de salud y educacin libres; y 85% tienen sus propias viviendas ya sin necesidad de pagar ni un centavito de renta o hipoteca. Todo este progreso ha ocurrido a pesar de un bloqueo econmico y actos terroristas estadounidenses que mataron 3478 cubanos y resultaron en la perdida econmica de 79 325.2 millones de dlares. A la vez, hay docenas de miles de mdicos, maestros, y tcnicos cubanos en varios pases del mundo entregando servicios y esperanza a gente pobre.

Una segunda perspectiva real para otro tipo de socialismo, tambin internacionalista, comenz en Venezuela con la eleccin de Chvez en 1998 y la revolucin bolivariana. Durante su visita a Cuba en los das finales de abril de 2005, Chvez defini el bolivarianismo en una sola palabra: socialismo.

En todos sus ltimos discursos, Chvez ha explicado una nueva perspectiva del socialismo, invitando a todo el mundo participar en el debate de cmo reinventar un socialismo para el siglo veintiuno. Durante sus reuniones con participantes del Encuentro Mundial de intelectuales y artistas en Defensa de la Humanidad en diciembre de 2004, Chvez recomend una lectura de las obras de Trotski, quien tuvo razn en su crtica al estalinismo. Chvez se hizo eco del argumento de Trotski a favor de la revolucin permanente --es decir, una revolucin sin etapas, evitando cualquier consolidacin del capitalismo para pasar ms directamente al socialismo. Cmo dijo unas semanas despus en el Foro Social Mundial de Porto Alegre, Brasil:

Es necesario trascender el capitalismo, pero agrego yo, el capitalismo no se va a trascender por dentro del mismo capitalismo, no... Es posible trascender el capitalismo por la va del socialismo y ms all, en democracia En democracia!

A los obreros y campesinos celebrando el primero de mayo de 2005 bajo el lema Cogestin y Revolucin, Chvez los exhort a que siguieran tomar control de sus lugares de trabajo, siempre dentro de la ley que est sintetizada en la nueva Constitucin venezolana y en las acciones del gobierno democrticamente aprobado ocho veces, incluyendo la aprobacin del 60% de los que votaron en el referndum del 15 de agosto de 2004. La cogestin es una forma de control obrero y campesino sobre la produccin econmica del pas. Comenz con actos espontneos de obreros en las tomas de manufactureros de vlvulas, papel, y textiles despus de la victoria popular contra el golpe de estado imperialista de abril de 2002 y durante la crisis poltica y la cada econmica creada por el paro de los administradores y sindicalistas corruptos del sector petrolero y otras industrias a fines de 2002 y principios de 2003. En el campo una ofensiva paralela se desarroll. Respondiendo a este proceso revolucionario rural y urbano surgiendo desde abajo, el gobierno cre las varias misiones para ofrecer oportunidades econmicas para la mayora del pueblo en la forma de cooperativas, nuevas empresas pequeas, escuelas, clnicas, entrenamiento tcnico, proyectos de construccin, campaas de alfabetizacin y ms.

En su discurso del primero de mayo, Chvez invit a los dueos de empresas pequeas y medianas (y an algunas grandes donde haya voluntad de tratar a los obreros decentemente) participar en la cogestin, prometindoles crditos estatales. Ya se haban creado federaciones de pequeos y medianos empresarios con apoyo estatal en oposicin a la FEDECAMARAS, la golpista y tradicional organizacin de empresarios. Tambin el gobierno haba recomendado recientemente un tope de 17 mil millones de dlares a la cantidad de reservas internacionales que el Banco Central puede guardar, dejando el resto de las reservas (10 mil millones de dlares) disponibles para los proyectos sociales de la revolucin bolivariana. Adems, a mediados de mayo de 2005 Chvez anunci que Petrleos de Venezuela (PDVSA) tiene prohibido pagar gastos de cualquier ndole a las transnacionales en dlares.

Chvez dijo el primero de mayo que para lograr un nuevo socialismo pluralista y participativo tambin cristiano, por cierto, porque Chvez es orgulloso de ser cristiano en lo social habra que seguir el camino de una democracia revolucionaria. [1] Para alcanzar tal democracia le aconsej al pueblo movilizarse para las prximas elecciones del congreso nacional y arrollar los viejos partidos corruptos tratando de volver al viejo sistema no-democrtico. As que en Venezuela la perspectiva para un nuevo socialismo parece bastante favorable, siempre sui gneris sin copiar ningn modelo, siguiendo el consejo del gran pensador marxista peruano Jos Carlos Maritegui.

Pero, como Chvez ha proclamado frecuentemente, ningn proceso de cambio radical puede sobrevivir si se limita a un pas. Es imprescindible extender el proceso a otros pases, siempre buscando la unidad: el internacionalismo.

En este contexto, segn Chvez, ya hay posibilidades reales de cumplir el sueo de un solo estado latinoamericano que Bolvar casi hizo una realidad antes del sabotaje estadounidense de la reunin panamericana en Panam en 1826. Chvez est dispuesto a ver el estado venezolano desaparecer junto con otros estados para crear un nuevo estado unido de toda Amrica Latina y el Caribe.

Un primer paso en aquella direccin por parte de Venezuela es la formacin de alianzas con los pases del MERCOSUR y del Caribe, ya fortalecidas por el lanzamiento del ALBA Alternativa Bolivariana para las Amricas. En La Habana para el IV Encuentro Hemisfrico de Lucha Contra el ALCA, Chvez y Fidel pronunciaron que el ALBA representa la verdadera integracin latinoamericana y la derrota definitiva del ALCA.

La prctica del ALBA es la ayuda mutua para eliminar la pobreza. Por ejemplo, Cuba, Venezuela y otros pases estn recibiendo petrleo venezolano a precios reducidos y mdicos y maestros cubanos en barrios pobres.

Fidel y Chvez han anunciado la firma dentro del ALBA de 49 nuevos acuerdos socio-econmicos cubano-venezolanos que transformarn las vidas de la mayora de sus pueblos. Por ejemplo, debido a la importacin inicial de alimentos y otros productos de consumo venezolanos en valor de 412 millones de dlares, es probable que se terminar el racionamiento en Cuba y se crear 100,000 nuevos puestos de trabajo en Venezuela. Otro ejemplo: debido a la participacin de mdicos y expertos cubanos, habr la formacin de 40 mil mdicos y 5 mil especialistas venezolanos en Tecnologa de la Salud. Ambos pases trabajarn en el diseo de un proyecto continental para eliminar el analfabetismo.

Qu contraste entre el desarrollo de la vida del ALBA y de la muerte del ALCA! Por eso las ideas bolivarianas y socialistas contra el capitalismo neoliberal estn en el aire en la misma manera que las ideas anti-feudales de la Revolucin Francesa dominaron los debates ideolgicos hace dos siglos.

Otros pasos hacia la integracin y unificacin de Amrica Latina y el Caribe incluyen los siguientes: la creacin en diciembre de 2004 de la Unin de Amrica del Sur; el desarrollo de Petrosur ligando Venezuela con Argentina y Brasil en la industria petrolera; el lanzamiento multilateral de la alternativa a CNN, un canal de satlite Televisora del Sur, una empresa mixta parecida a lo que significa Al-Jazeera en el Medio Oriente; y la promocin por parte de Chvez de una Carta Social de las Amricas y un Crtel de Deudores para romper la estrangulacin financiera de las economas latinoamericanas. No es por nada que el Segundo Congreso Bolivariano de los Pueblos declar 2005 Ao de la Ofensiva y Progreso de la Unidad de los Pueblos de Latinoamrica y del Caribe.

En todas partes se debaten perspectivas de nuevos socialismos y nuevas izquierdas posibles, porque no son solamente imprescindibles sino tambin posibles. Uno de los intelectuales entrando al debate es el periodista Fernando Ramn Bossi, Director de Cuadernos para la Emancipacin www.emancipacion.org, quien tiene una visin del socialismo muy comn en Amrica Latina:

Nuestro socialismo del siglo XXI entonces, caminar al ritmo de la conciencia de los pueblos, llevando adelante una profunda batalla ideolgica contra el pensamiento capitalista dominante, continuando las histricas luchas por la unidad, la libertad y la justicia del pueblo latinoamericano caribeo, confraternizando con todos los pueblos del mundo, sin perder de vista el objetivo central -la felicidad del pueblo- y forjando, en la marcha, al hombre y mujer nuevo que salvar a la humanidad de la autodestruccin. [2]

Adems del proceso bolivariano en Amrica Latina, la coyuntura mundial actual favorece movilizaciones para un nuevo socialismo: los poderes imperialistas confrontando una crisis econmica; dificultades militares y polticos para las fuerzas intervencionistas en Irak, Afganistn, las Filipinas, y Hait; varios movimientos sociales creciendo en tres continentes contra la globalizacin capitalista neoliberal y con ansias de soluciones reales; rechazo popular al estalinismo o el viejo socialismo autoritario; desencanto con la mal llamada democracia de las sociedades capitalistas; an dentro de tal democracia lite las elecciones de candidatos del centro-izquierda; en breve, reconocimiento que el emperador es desnudo bajo su vestido nuevo de globalizacin capitalista neoliberal.

Pero todo el mundo sabe que un tigre acorralado no es un tigre de papel sino un monstruo sumamente peligroso. Por eso hay una gran amenaza a la humanidad y al planeta: un imperialismo dispuesto al usar armas nucleares y cometer crmenes peores que los ya cometidos. Por eso tambin el imperialismo tiene Amrica Latina y el Caribe en la mira.

Es verdad como ha dicho Chvez: O el Capitalismo nos acaba o construimos el otro camino que el mundo clama, el Socialismo.

* Dr. James D. Cockcroft, Ph.D., Stanford University, es Internet Profesor de la Universidad Estatal de Nueva New York y vice-presidente del Tribunal Benito Jurez que oy cargos de terrorismo estadounidense contra Cuba a fines de abril de 2005 en la Ciudad de Mxico. Tres veces un becario Fulbright, l es autor galardonado de 35 libros sobre Amrica Latina; globalizacin; derechos humanos; migracin; y la cultura. Sus tres ltimos libros son (1) AMRICA LATINA Y ESTADOS UNIDOS HISTORIA Y POLTICA PAS POR PAS; (2) SALVADOR ALLENDE TEXTOS ESCOGIDOS; y (3) LA ESPERANZA DE MXICO. Como inmigrante canadiense, el doctor Cockcroft es miembro de la Coalicin Venezuela Estamos Contigo y de la Coordinadora Internacional en Defensa de la Humanidad.



[1] Chvez dijo que la democracia revolucionaria es un concepto creado por pensadores latinoamericanos. En un discurso al E ncuentro Mundial de intelectuales y artistas en Defensa de la Humanidad, 1 de diciembre de 2004, Chvez cit al autor cubano Roberto Fernndez Retamar quien propone que ese nuevo pensamiento sea llamado la democracia revolucionaria o el democratismo revolucionario digo yo... los pueblos de hoy claman por democracias revolucionarias. Vase http://www.cubaminrex.cu/Actualidad/INTELECTUALES/Acto%20de%20inauguraci%F3n.asp.

[2] Bossi, Reflexiones sobre el Socialismo del siglo XXI, Viento Sur, 13 de mayo de 2005 http://www.nodo50.org/espacioandaluz/modules.php?op=modload&name=News&file=article&sid=75 .



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter