Portada :: Mundo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 24-10-2012

Pakistn
Caso Malala: basta ya de manoseo!

Marcelo Colussi
Rebelin


El pasado 9 de octubre, en el valle del ro Swat, en el noroeste de Pakistn, un grupo de fundamentalistas talibanes, varones, dispar en la cabeza a la joven Malala Yousafzai, de 14 aos de edad, con la intencin de matarla. El motivo: la negativa de la joven a dejar de asistir a la escuela pese a la prohibicin establecida por los talibanes en ese sentido desde el 2009 en la regin que manejan entre Pakistn y Afganistn.

Providencialmente Malala no muri, pero qued malherida. Ya anteriormente se haba constituido en blanco de ataque del grupo talibn por defender sus derechos como mujer, motivo por el que el gobierno pakistan la haba condecorado con el primer Premio Nacional de la Paz, habiendo recibido igualmente varios galardones infantiles internacionales. Ahora salv su vida; la bala no lleg a ningn rgano vital, destruyndole por el contrario la mandbula y alojndose en el cuello, dejndola temporalmente sin habla. Pero los talibanes dijeron que volvern a intentar asesinarla. Malala fue sacada de su pas y trasladada a Gran Bretaa, donde en estos momentos se recupera en un hospital de Birminghan luego de complicadas intervenciones mdicas.

Matando a Malala el grupo talibn pretenda enviar un claro mensaje de advertencia: desde hace aos controla la regin del valle del Swat, donde han impuesto un clima de intolerancia y machismo acorde a su integrismo religioso; por tanto, prohibi a todas las mujeres asistir a escuelas, en el entendido que las mismas no pueden estudiar. De hecho, en estos aos en que controlan la zona, han destruido gran cantidad de centros educativos, y el ejrcito pakistan, pese a haberlo intentado en reiteradas ocasiones, no los ha logrado desalojar de ese territorio. Luego del atentado, los talibanes afirmaron que el ataque haba sido contra una espa que trabajaba a favor de Occidente. La hemos atacado porque haba hablado contra los talibn mientras se sentaba con los desvergonzados extranjeros e idealizaba al mayor enemigo del Islam, Barack Obama, dijeron en un comunicado. La sharia (la ley islmica) dice que se debe matar incluso a los nios si hacen propaganda contra el Islam, concluyeron desafiantes.

Casualmente, dos das despus del atentado contra Malala, el 11 de octubre, se celebrara por vez primera el Da Internacional de la Nia, instaurado por Naciones Unidas. Todos los estudios demuestran que invertir en la nia es una de las mejores inversiones para reducir la pobreza, mejorar la salud, la educacin y avanzar en igualdad. Cuando desperdiciamos el coraje, la creatividad y el potencial de las nias, perdemos como sociedad, deca la ONU un par de das despus del atentado en un comunicado.

Encomillar el casualmente tiene sentido, y es lo que inaugura nuestra reflexin. Ello se complementa perfectamente con la protesta levantada das despus por la reina del pop, la estadounidense Madonna, quien se tatu la espalda con el nombre de la joven baleada en acto de protesta, mostrndose despus en pblico con esa inscripcin.

Tengo derecho a la educacin, derecho a jugar, derecho a cantar, derecho a que se oiga mi voz, haba dicho Malala antes de recibir el balazo en su cabeza. Absolutamente de acuerdo. En trminos objetivos, lo dicho y hecho por la joven es una bandera de lucha que no podemos dejar de levantar todas y todos. La fecha instaurada por Naciones Unidas va en ese sentido. Quin podra oponerse a la reivindicacin femenina en un mundo cruzado ignominiosamente por el ms despreciable machismo? Quin podra dejar de condenar un acto tan abominable como el realizado por los talibanes? Todo eso est fuera de discusin. Incluso quin no dejara de aplaudir el traslado de la joven a un centro asistencial en Inglaterra para que recibiera la mejor de las atenciones? Seguramente: nadie.

Pero de todos modos, ms all de tan nobles propsitos en juego, es necesario plantearse algunos interrogantes: no es excesivo el tratamiento que la prensa ha dado al caso? No comienza a sonar un tanto llamativo tamaa preocupacin? Madonna clamando por esto?

An a riesgo de pasar por un paranoico que ve confabulaciones de la CIA detrs de cada acto no estamos diciendo que ese sea el caso, por supuesto toda esta explosin de inters meditico en el caso de la jovencita baleada puede despertar sospechas. Pakistn es un pas pobre, con un ndice de desarrollo humano bajo, con ms del 20% de su poblacin por debajo de la lnea de pobreza trazada por la ONU y alrededor de un 35% de analfabetismo abierto, con una renta mensual per capita que ronda los 90 dlares y una desnutricin infantil crnica de 42%. Desde que comenzara la guerra contra el terrorismo por parte del gobierno de Estados Unidos en el 2001, su regin noroeste, limtrofe con Afganistn, ha sido campo de batalla permanente contra los grupos talibanes. De hecho esta regin, que es donde tuvo lugar la ilegal operacin que permiti cazar a Osama Bin Laden, es una zona elegida por el Departamento de Estado para la utilizacin de los drones, los aviones no tripulados, que ya llevan causados varios miles de muertos en sus ms de 130 incursiones. Alguien levanta la voz por todas estas muertes, o por las ocasionadas por el hambre crnico?

Pobre Malala!, sin dudas. Pero cuntas Malalas, cuntas jovencitas, nias y nios mueren silenciosamente a diario en estas regiones golpeadas por la lucha contra el terrorismo? Acaso todo esos nios, nias y jvenes no tienen derecho tambin a que se los atienda de la mejor manera posible si son heridos, aunque no sean activistas polticos?

En Washington se viene hablando insistentemente de una guerra abierta con Pakistn como una estrategia que llevara a la desintegracin del pas aprovechando las lneas tnicas de Punjab, Sindh, Baluchistn y Pushtunistn. El objetivo geopoltico tras la maniobra sera destruir el potencial de Pakistn de convertirse en el corredor energtico entre Irn y China, teniendo la neutralizacin del gigante asitico como la verdadera causa final. Colocar al integrismo islmico de los talibanes como parte de la jugada mostrando su faceta descarnada baleando jovencitas, por ejemplo puede ser un pieza ms de un complicado rompecabezas. Lo cierto es que resulta, como mnimo, muy significativo tanta preocupacin de la prensa mundial por la suerte corrida por Malala.

En el manejo de la geopoltica sabemos que todo es posible, lo ms bajo y abyecto tambin. O ms an: eso precisamente es lo que la define. La manipulacin meditica de la gran masa planetaria es, hoy por hoy, un elemento imprescindible en esas estrategias (guerra de cuarta generacin la llaman los estrategas del Pentgono). Los talibanes sin ningn lugar a duda son unos asesinos; dispararle a quemarropa a una jovencita que se resiste a seguir sus irracionales medidas religiosas lo prueba. Pero no dejemos de recordar cmo se maneja todo esto.

No empujamos a los rusos para intervenir [en Afganistn], sino que consideramos que esa operacin secreta era una idea excelente. Tena el efecto de hacer caer a los soviticos dentro de la trampa afgana. El da que cruzaron oficialmente la frontera, tuvimos la oportunidad de dar a la Unin Sovitica su propia guerra de Vietnam gracias a estos fundamentalistas , dijo sin la menor vergenza Zbigniew Brzezinski , Consejero de Seguridad Nacional del Presidente James Carter, describiendo la poltica de su pas en una entrevista co n el peridico francs Le Nouvel Observateur en 1998 hablando de operaciones encubiertas. Cuando se le pregunt si lamentaba haber ayudado a crear un movimiento que cometa actos de terrorismo por todo el mundo, desestim la pregunta y declar: Qu es lo ms importante para la historia mundial, los talibanes o el colapso del imperio sovitico? Varios musulmanes fanticos o la liberacin de Europa Central y el fin de la Guerra Fra?.

Ahora, ante esta nueva brutalidad del grupo ultra ortodoxo y la desmedida montaa de preocupacin por Malala cabe preguntarse: nos siguen agarrando de estpidos?

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter