Portada :: Brasil
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 02-11-2012

El PT sale victorioso de las elecciones, pero est lejos de tener un cheque en blanco

Leandro Ventura
LER-QI, Brasil


El segundo turno de las elecciones municipales, realizado el ltimo domingo, demostr una continuidad de la tendencia del primer turno. En aquel momento analizbamos la situacin afirmando que el bajo nivel de desempleo, la disminucin de la miseria, la disponibilidad del crdito para el consumo, refuerzan en las masas las ilusiones reformistas que es posible seguir con cambios graduales y constantes como fue con Lula y sigue con Dilma. Estos factores son determinantes para entender la victoria del gobierno, el fortalecimiento del PT y el debilitamiento de los principales partidos de la oposicin burguesa (PSDB y DEM) en estas elecciones.

Lo que queda claro como el agua es que el PT consigui ganar la joya de la corona San Pablo con el desconocido Fernando Haddad, que fuera escogido por Lula contra el partido, como ya haba hecho con Dilma, y que el PSDB paulista (centro de gravedad tucano) sali gravemente herido.

La clase trabajadora no dio un cheque en blanco al PT

A pesar de la victoria el PT no obtuvo un cheque en blanco de estas elecciones. La prdida de votos, por la derecha, al PSB que se muestra menos reformista que el PT, y por izquierda, con las minoritarias, pero importantes votaciones de la izquierda antigubernamental (PSOL y PSTU) en el primer turno, en aquellas ciudades donde el PT haba roto el pacto de aumentos salariales, apareciendo abiertamente como antihuelgas, enfrentndose con su base social (los estatales y las clases medias progresistas) y donde hay mayores seales aunque iniciales y dentro de los marcos del reformismo social, de politizacin de la juventud, son muestras de que la victoria del PT no fue ilimitada.

Otro elemento importante a tener en cuenta de estas elecciones fue la elevada abstencin, votos en blanco y nulo en diversas ciudades, sobre todo en las mayores. En San Pablo este ndice super el 30%, mostrando que para una parte grande de la poblacin trabajadora y para la juventud hay una creciente crisis de representatividad en los partidos del rgimen, por sus debilidades orgnicas y polticas.

La poltica del PSOL y el PSTU

El PSOL disput dos elecciones en el segundo turno en el Norte del pas: Macap y Beln. Venci en Macap, capital de Amap. En aquella ciudad fue electo con un vice de un partido burgus enemigo de la reforma agraria y de los trabajadores, el PPS, contando con el apoyo del gobernador Capiberibe del PSB, y adems con diversos apoyos de los ms tradicionales partidos de la derecha del pas, como el DEM, y el PSDB.

En la capital de Par (Beln) el oportunismo del PSOL fue para el otro lado del espectro poltico nacional. All abandon cualquier slogan antigubernamental, fue sin diferenciarse del PT y del PCdoB. Tena como vice de (su candidato a intendente) Edmilson al PCdoB, recibi dinero de grandes empresas y en el segundo turno, cont con el apoyo de Dilma, Lula y diversos ministros del gobierno que grabaron videos en apoyo y fueron usados en la campaa de televisin del candidato del PSOL. Las corrientes gubernamentales apoyaron al PSOL reivindicndolo como continuidad del modo petista de gobernar.

Sus pasos oportunistas para ganar una eleccin a cualquier costo demuestran que no existe ninguna perspectiva de este partido para ofrecerse como alternativa antigubernamental. Frente a esto, numerosas corrientes internas del PSOL, incluso aquellas que tambin tienen en su ADN hacer transacciones con la burguesa en nombre de la tctica, escribieron notas de repudio.

Se anuncia una marcada disputa en este partido. Sin embargo no hay un ala que defienda posiciones de independencia de clase. Lo que ninguna de esas corrientes de izquierda contesta es el hecho simple de estar construyendo un partido centroizquierdista, que se niega conscientemente a ser proletario y revolucionario.

El PSTU avanza en su oportunismo electoralista exponiendo su crisis de falta de estrategia revolucionaria

En Beln el PSTU dirige el importante sindicato de los trabajadores de la construccin civil y tena como candidato en el mismo frente del PSOL y PCdoB al dirigente de este sindicato, Cleber Rebelo. Cleber fue electo concejal con una importante votacin, pero tuvo que contar con los votos del coeficiente electoral del PSOL para elegirse.

En el primer turno el PSTU haba criticado el apoyo de Marina Silva a Edmilson, haba criticado el recibimiento de dinero de la burguesa, pero haca una agitacin en la ciudad, y mostraba videos en su sitio web, diciendo que elegir a Cleber y Edmilson sera Beln en manos de los trabajadores. Despus de borrar las numerosas crticas que haba hecho a Edmilson cuando ste era del PT y haba reprimido huelgas, el PSTU pas a hacer agitacin diciendo que l representaba los intereses de los trabajadores (incluso en medio de las crticas en la vanguardia por el dinero recibido de empresarios y por su programa). Despus, de repente con el video de Lula y Dilma en apoyo a Edmilson en el segundo turno, el PSTU descubri una ruptura definitiva con los acuerdos del frente Beln en las manos del pueblo. Descubri un problema de principio que justificase la ruptura con el frente que construy de manera oportunista.

Su balance posterior, ya roto el Frente, contina embelleciendo a Edmilson. En l afirman que rompieron porque Edmilson dej de defender un programa que representase los intereses de los trabajadores, montando una coalicin con partidos burgueses de un latifundista conocido de Beln. Es una mentira que l defenda los intereses de los trabajadores antes.

An con todo eso, el PSTU anunci su salida del frente electoral pero sigui llamando al voto crtico al PSOL y Edmilson. Este frente poltico era encabezado por Lula, Dilma, PDT y latifundistas y el PSTU!

Levantar la independencia de clase como estrategia y combatir intransigentemente la influencia del reformismo es una necesidad para actuar decididamente en las batallas iniciales que se ofrecen hoy como preparacin frente a embates mayores de la lucha de clases, cuando mayores impactos de la crisis capitalista lleguen al pas.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter