Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 05-02-2013

Cronopiando
Sueos e ilusiones

Koldo Campos Sagaseta
Rebelin


Uno tiene sueos e ilusiones. De los primeros me he pasado buena parte de mi vida hablando y escribiendo. De mis ilusiones casi nunca les cuento.

Que cul es la diferencia? Qu como distinguir sueos de ilusiones?

Yo siempre he recurrido a los ojos. Me consta que hay quienes prefieren el odo, el tacto, tambin el gusto, como hay quienes optan por basarse en el olfato pero, en mi caso y entre todos los sentidos, les confieso que el de la vista es el que ms me ayuda a diferenciar una ilusin de un sueo.

Para soar cierro los ojos; para ilusionarme los abro y cierro todos los dems sentidos. Hasta clausuro ese que algunos llaman comn. Me quedo a solas con mis ojos sin que ningn otro sentido los perturbe.

An cuando con los aos se van haciendo sabios, cierto que tambin viejos, o tal vez por ello, los ojos con frecuencia se engaan, se entretienen, se despistan, se quedan en la risa espontnea de un momento feliz, en el alborozo de un chispazo fugaz.

Los sueos, sin embargo, tienen siempre un largo recorrido y necesitan de todos los sentidos, hasta de los ojos cuando atinan a ver a travs de la memoria y son capaces de escrutar, incluso, las ausencias.

O dicho de otro modo: Un sueo sera la repblica; una ilusin sera que un bendito elefante la emprendiera a trompadas con su cazador. Un sueo sera la democracia; una ilusin sera que, por fin, nos descubrieran los extraterrestres y aterrizaran sus naves entre nosotros. Un sueo sera la independencia; una ilusin sera que en un sobre, grande y libre, no quedara un impune cntimo que robarse.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter