Portada :: Ecologa social
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 18-02-2013

Ambientalistas critican plan sobre derrames en el rtico

Joe Hitchon
IPS


Ambientalistas alertaron sobre la fragilidad de un plan inadecuado para proteger al ocano rtico de derrames de petrleo, tras la reunin que mantuvieron en Suecia los ministros de Ambiente de los pases con territorios en el rea.

Segn la organizacin ambientalista Greenpeace, una copia filtrada del documento sugiere que los ocho miembros del Consejo rtico no lograron ponerse de acuerdo el lunes 4 sobre los detalles tcnicos necesarios para hacer frente a un vertido de magnitud.

Ello pese a que incluso abrieron la puerta para ms perforaciones y exploraciones petroleras en la zona.

"No estamos impresionados por lo que vimos en ese documento totalmente inadecuado", dijo a IPS un miembro de Greenpeace en Washington, Ben Ayliffe. "No hace nada para preparar a los gobiernos a afrontar un desastre ni para proteger al rtico", aadi.

Segn el Portal del Sistema de las Naciones Unidas para el Clima, el hielo del rtico alcanz en 2012 su nivel ms bajo registrado hasta ahora. El deshielo, que los datos cientficos atribuyen al cambio climtico acelerado por las actividades humanas, cre una virtual fiebre del oro hacia la regin.

Las elevadas temperaturas hacen que el ocano rtico, que sola estar congelado la mayor parte del ao, ahora sea un canal de navegacin abierto ms de la mitad del tiempo.

La consecuencia fue una desbandada para reclamar derechos sobre su territorio, que segn estimaciones del estadounidense Geological Survey, contiene 22 por ciento de los recursos energticos del mundo an no descubiertos.

Segn el bilogo Richard Steiner, especialista de Alaska en derrames de petrleo, 46 buques mercantes navegaron en el ltimo verano boreal por lo que ahora se conoce como la Ruta del Mar del Norte, 10 veces ms que hace tan solo dos aos.

"Hubo un aumento impresionante de la navegacin en el ocano rtico, en especial con productos petroleros muy peligrosos", dijo a IPS.

Tambin remarc que un aumento de las perforaciones en la zona requiere de leyes contundentes. Sin embargo, el acuerdo del Consejo rtico carece de estndares de rendimiento tcnico, mecanismos de control y pautas operativas.

"Siguen adelante con el desarrollo de las perforaciones y la navegacin sin las salvaguardias apropiadas, es realmente trgico", se lament. "Me temo que esperan un gran derrame para implementar sistemas adecuados", apunt.

Steiner aadi que eso es lo que pas con el caso Exxon Valdez, estallado cuando un buque petrolero encall en Alaska en 1989.

"Me temo que esto tambin es lo que pasar en el rtico", prosigui. "A pesar de las lecciones aprendidas, muy poco ha cambiado en materia de polticas de prevencin", indic.

Sin capacidad probada

El Consejo rtico, creado en 1996, est integrado por pases con territorios en ese ocano: Canad, Dinamarca (por Groenlandia), Estados Unidos (por Alaska), Finlandia, Islandia, Noruega, Rusia y Suecia.

El nuevo tratado sobre derrames petroleros ser suscrito por los miembros en mayo, cuando se convertir en el segundo pacto sellado por la organizacin intergubernamental desde el acuerdo de bsqueda y rescate suscrito en 2011.

Pero Ayliffe seala que el documento no atiende de forma adecuada las cuestiones complejas que implica un posible vertido en la zona.

"Es una pesadilla", indic. "Las dificultades tcnicas de responder a un desastre que ocurra bajo un glaciar a una milla de profundidad vuelven imposible una operacin como la que tuvo que hacer BP (la transnacional British Petroleum) en el Golfo de Mxico", arguy.

A pesar de las garantas ofrecidas por el Consejo rtico de que el acuerdo incluira medidas de proteccin ambiental especficas, como estrategias de prevencin y de recuperacin tras un derrame, Ayliffe dijo que el acuerdo "no detalla una respuesta esencial, mtodos para tapar un agujero o limpiar animales y hbitats perjudicados".

"En cambio, se basa en declaraciones vagas sobre las medidas que debern tomar las naciones de la zona con los recursos disponibles", destac.

El documento tiene una redaccin ambigua sobre los derrames, solo pide a los pases que tomen "medidas adecuadas" para atender el problema sin indicaciones especficas ni requisitos. Tambin carece de pautas sobre la responsabilidad de las compaas petroleras en caso de desastre y de instrucciones sobre cmo gestionar en forma adecuada un vertido.

"Ninguna petrolera prob jams su capacidad de respuesta a un derrame en los glaciares, y el acuerdo no tiene nada sobre cmo las compaas van a detener o limpiar un desastre como el de Deepwater Horizon", remarc Ayliffe.

El especialista se refera a la torre de perforacin de la firma suiza Transocean Ltd que alquilaba BP y que estall y se incendi el 20 de abril de 2010 en el Golfo de Mxico frente a las costas del sudoriental estado estadounidense de Louisiana, hundindose dos das despus. Durante tres meses se filtraron casi cinco millones de barriles (de 159 litros).

"Tenemos esperanzas de que debido al malestar generado por este documento haya tiempo antes de mayo para llenar algunos de los vacos", aadi.

Fuente: http://ipsnoticias.net/nota.asp?idnews=102328



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter