Portada :: Conocimiento Libre
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 18-02-2013

De la poca de la Construccin a la de la destruccin

Ramn Ramn
ramonramon.org


Hace no mucho deca que nuestros responsables polticos y tcnicos preferan apostar por la gran marca, la gran consultora, que aunque no creaba empleo de calidad ni en la regin, les daba la seguridad precisa al que ignorante, desconfiado o sin preparacin ha de tomar decisiones que nos afectan a todos. Como lo propone estos expertos, est bien. Ahora pienso que ya realmente da igual lo que hagan, hay tal distancia entre ellos y la ciudadana que la nica manera que existe para que se acaba con esta situacin es comenzando de nuevo. Solo hay que remitirse a los ltimos acontecimientos polticos: corrupcin y ms corrupcin (en la clase poltica, en los gobiernos, en la casa real, en la patronal,.), cifras escondidas y grandes sueldos, para ver que existen dos realidades.

Me temo que no existen lderes valientes, y los pocos existentes, de una u otra manera estn tan inmersos en el da a da, en la macroeconoma y la crisis, que no hay manera de rescatarlos. Necesitamos rescates, pero el primer rescate es el del sentido comn. Por eso, si antes deca Necesidad de lderes valientes para acabar con la Sociedad de la Crisis esperando, deseando que algn responsable poltico o tcnico tuviera la vergenza de ejercer sus responsabilidades para las que se les pagaba, ahora directamente me temo que solo existe un camino, y pasa por cambiar el modelo actual.

A. Eistein: No pretendamos que las cosas cambien si siempre hacemos lo mismo

La verdadera crisis es la crisis de la incompetencia.

Sin desafos la vida es una rutina, una lenta agona

No olvidemos que toda esta actual etapa que vivimos, o mejor dicho, su ms recientes tiempos, pasa cuando la herramienta de intercambio, el dinero, se convierte en el fin mismo y se genera la aberrante especulacin existente, y por otro, que la casa se convierte en otra herramienta ms de especulacin y ello deriva en un ciclo en el que todos ganaban, todos?

Nuestros responsables polticos, especialmente los ms cercanos, los de ayuntamientos, se sumaban al carro, todo era jauja,

Poltica del ladrillo= consolidada, visible y da votos a corto plazo Vs Innovacin = desconocimiento, no visible en muchas ocasiones a corto plazo.

y ya en el 2009, afirmaba en un humilde post El nuevo Plan E, ladrillo o innovacin? e incluso desde Iniciativa Focus y la extensa red de voluntarios en muchos ayuntamientos, se trabaj en Un nuevo plan E, una nueva oportunidad, se entenda que era una gran oportunidad, y como colectivo que pretende la innovacin y el progreso de la ciudadana entorno al Conocimiento Libre ya estamos ofrecindonos a los diferentes municipios que lo deseen para ofertarles proyectos innovadores, asesora, colaboracin en la redaccin de las ideas,. Esperemos que esta importante cantidad de dinero sirva para crear progreso y riqueza y no para aumentar la de unos pocos.

La cuestin es cmo y cundo, existen soluciones o directamente no hay salida de este negro pozo?

Creo que ya se ha hablado mucho y largo, ya est bien de macroplanes de apoyos a emprendedores dirigidos por burcratas, por acadmicos, por tecncratas que desconocen la realidad del emprendedor, ya est bien de repeler el talento, de abandonar a los que pueden hacer y dejarles a su suerte, es necesario actuar desde la base y con la base, con los verdaderos emprendedores, con los autnomos, con los jvenes, con los que tienen necesidades pero tambin nuevas e imaginativas ideas, diferentes soluciones. Basta ya de barreras burocrticas al empuje de la energa social.

Hace ya 4 siglos, y seguimos en los mismos modelos polticos de despotismo ilustrado de todo para el pueblo pero sin el pueblo. Hemos pasado en esta ltima dcada de una poca de la Construccin o el ladrillo a otra de la destruccin, de la prdida de valores, de ilusiones, esperanzas, empleo, del abandono del talento y la cooperacin. La construccin, como sector, no es ni buena ni mala.

El enemigo es la especulacin, la economa que se basa en la expectativa y nunca en el bien material y en la fuerza del trabajo, de un modelo capitalista salvaje, de una economa de mercado que ha creado sociedades de mercado, como afirm el presidente Jos Mgica en los encuentros de Ro +20.

Mis propuestas siempre van hacia el mismo camino: construyamos sobre buenos pilares, sobre la Sociedad del Conocimiento, porque es el ms democrtico de los bienes comunes que se reparten entre las naciones del mundo, mediante la transparencia en nuestros gobiernos -slo la luz evita la oscuridad- y fomentando la educacin en libertad e independencia tecnolgica, fuera de la imposicin de grandes empresas, cuya rentabilidad nunca es social.

Fuente: http://ramonramon.org/blog/2013/02/15/de-la-epoca-de-la-construccion-a-la-de-la-destruccion/



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter