Portada :: Amrica Latina y Caribe :: La esperanza de Paraguay
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 01-05-2013

Anlisis de las elecciones en Paraguay
Causas y consecuencias de la victoria del Partido Colorado

Luismi Uharte
Gara


El golpe parlamentario, un gran desembolso econmico y la divisin de la izquierda han facilitado la vuelta del Partido Colorado al poder completo. El autor teme graves consecuencias econmicas, una mexicanizacin de la poltica y la rpida expansin del agronegocio.

La victoria del Partido Colorado en las elecciones generales del 21 de abril cierra el proceso golpista iniciado con el derrocamiento del presidente progresista Fernando Lugo en junio de 2012 y consolida la restauracin del orden oligrquico en Paraguay. El testimonio transmitido por un operador colorado el da de las elecciones condensa el nuevo momento: Tenemos el poder completo.

Causas. El regreso de los colorados al Poder Ejecutivo se produce por la combinacin de diversas variables. En primera instancia, el golpe parlamentario se convierte en una jugada magistral por su doble efecto: por un lado, impide que el gobierno de Lugo concluya su mandato y desplaza as a los sectores progresistas del Estado, despojndolos del poder real y simblico que este representa y de amplios recursos para la campaa; por otro lado, neutraliza una futura alianza con los liberales (decisiva para ganar en 2008) debido a la participacin de estos en el golpe.

Se gesta as el escenario poltico predilecto por los colorados, una confrontacin directa con los liberales, en la que se vuelve a cumplir una mxima histrica: Los liberales nunca ganan en solitario a los colorados.

Otro factor clave de la victoria ha sido el regreso del voto oviedista, tras la muerte de su carismtico lder. No hay que olvidar que en las elecciones de 2008 Lino Oviedo cosech el 22% de los sufragios, ocupando la tercera plaza.

A pesar de la alianza de ltima hora entre las cpulas oviedista y liberal, el grueso del voto de las bases de UNACE volvi al redil colorado.

Otra de las variables centrales del triunfo del Partido Colorado ha sido el desembolso econmico descomunal realizado. La falta de parte del botn estatal (gobierno central) fue suplida con la cartera de uno de los hombres ms ricos del pas.

La dirigencia poltica de la ANR acept ser comprada por Cartes considerando que este le posibilitara la recolonizacin del Estado. Con dinero, la maquinaria clientelar colorada funcion como siempre, como una apisonadora.

La derrota liberal puede ser interpretada como un fracaso del PLRA, teniendo en cuenta que disponan de amplios recursos del Estado y del apoyo de dos partidos supuestamente progresistas, pero de facto derechizados: el Partido Demcrata Progresista de Rafael Filizzola (candidato a vicepresidente) y el Partido Encuentro Nacional.

Estas dos agrupaciones suman casi un 10% del voto para el Senado, lo cual indica que su aporte no ha sido menor para las presidenciales.

La izquierda. Los resultados no han sido buenos para ninguna de las agrupaciones de izquierda. La errtica gestin poltica durante el proceso golpista ha tenido una influencia notable.

La aceptacin por parte de Lugo y de su equipo de someterse al golpe encubierto (juicio poltico parlamentario) en vez de denunciar firmemente la existencia de un golpe de Estado gener una importante frustracin colectiva.

Esta frustracin social se increment cuando al da siguiente del golpe, la mayor parte de los partidos de izquierda se sumergieron en el diseo de una campaa electoral con la que pretendan recuperar el Ejecutivo, en vez de haber puesto ms nfasis en la resistencia civil contra el golpismo, como algunas voces internas sealan.

Pero sin duda alguna, la ruptura de la unidad de la izquierda apenas cuatro meses despus del golpe aparece como la razn principal del descontento de un importante sector ciudadano y del consiguiente flojo resultado electoral.

Independientemente de las responsabilidades que puedan tener unos (impulsores de la nueva candidatura de Mario Ferreiro y de Avanza Pas) y otros (actual Frente Guasu), gran parte de la ciudadana progresista considera que la divisin es fruto de la disputa estril y personalista por el control de cargos.

Los resultados obtenidos por Avanza Pas no son buenos (menos de un 6%), ya que las encuestas encargadas por la derecha le otorgaban alrededor del 10% de los sufragios, mientras que la coalicin aspiraba acercarse al 15 %.

En cuanto al Frente Guasu, que fundamentalmente competa para el Senado con Fernando Lugo como primero de la lista, la obtencin de menos de un 10% del voto para la Cmara Alta no puede considerarse un xito, teniendo en cuenta que el expresidente fue hasta hace poco la figura poltica mejor valorada en el pas, con ndices de popularidad superiores al 50%.

Estos datos contrastan con las expectativas existentes antes de la ruptura de la izquierda, cuando Mario Ferreiro como candidato unitario, parta con una simpata del 20% del electorado segn algunas encuestas.

Es muy significativo que el mismo da de las elecciones, bases coloradas entrevistadas nos manifestaran que Ferreiro hubiera sido un buen candidato en otro contexto.

Consecuencias. La vuelta del Partido Colorado no solo implica que esta agrupacin vuelva a detentar en el plano poltico el poder completo, sino que tendr graves consecuencias econmicas.

Por una parte, Cartes podr recuperar su inversin inicial a travs del saqueo del erario, adems de intentar regularizar sus negocios turbios.

Por otra parte, existe el temor de que se produzca una mexicanizacin del escenario poltico, producto de las presuntas vinculaciones del nuevo presidente con el narcotrfico.

A todo esto hay que agregar la aceleracin del proceso de expansin del agro-negocio (sojero y ganadero) y la permanente expulsin del campesinado hacia los cinturones de pobreza de las principales urbes del pas.

A su vez, la necesaria reforma fiscal (impuesto sobre la renta e impuesto empresarial) se postergar indefinidamente.

En el orden ms estrictamente geopoltico, la realpolitik se impondr de manera descarnada y Paraguay probablemente se reincorporar a los mecanismos de integracin regionales (Mercosur y Unasur), a pesar de que los sectores ms ultras siguen apostando por el aislamiento.

Paralelamente, Estados Unidos podr recuperar un aliado histrico y una base de operaciones estratgica para controlar el Cono Sur.

Luismi Uharte. Miembro de Parte Hartuz Ikerketa Taldea (UPV/EHU)

Fuente: http://gara.naiz.info/paperezkoa/20130430/400360/es/Causas-consecuencias-victoria-Partido-Colorado


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter