Portada :: Chile
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 29-06-2013

Los votos de la magistrada Chevesich a favor de Pinochet en crmenes de la Operacin Cndor

Jorge Escalante
El Mostrador


El ao 2004, en dos oportunidades la Justicia enfrent a Augusto Pinochet a la posibilidad de ser desaforado. En la primera de ellas, la jueza destac el dbil estado de salud del dictador como tesis. En la segunda, repiti su negativa, a pesar de declaraciones como las de Manuel Contreras sobre el funcionamiento de la DINA: Cualquier misin a cumplir vino siempre del Presidente de la Repblica.
 

Pasaron los aos y los expedientes cosidos a mano se volvieron polvorientos. Pero ah estaban, para revivir historias y revelar verdades. La magistrada Gloria Ana Chevesich negaba dos veces su voto para desaforar a Augusto Pinochet, por los crmenes de la Operacin Cndor y del ex comandante en jefe del Ejrcito, general Carlos Prats y su esposa Sofa Cuthbert.

En 2001, el dictador lograba engaar a las Cortes con su pretendida demencia incurable. Unos cuestionados exmenes neurosicolgicos fueron su carta de presentacin. Los desafueros concedidos en el ao 2000 a su calidad de senador vitalicio y ex Presidente de la Repblica por los crmenes de la Caravana de la Muerte, lo encaminaban directo al procesamiento que debera dictar el juez Juan Guzmn. Pero logr su salvacin y qued fuera de ese juicio.

Poco despus, para sorpresa de los jueces de la Corte de Apelaciones de Santiago y Corte Suprema, el demente revivi con salidas a restaurantes y libreras. Su invocada demencia se vino al suelo en noviembre de 2003, cuando concedi una larga entrevista a la periodista portorriquea de origen cubano Mara Elvira Salazar. Hizo gala de una destacada memoria y se autocalific como un ngel. En un almuerzo, el entonces ministro de la Corte Suprema, Alberto Chaigneau, dijo a los periodistas de tribunales este personaje nos enga a todos.

Fue as como se lleg a una nueva arremetida de los abogados querellantes. En una contundente resolucin con 14 votos a favor y 9 en contra, el 28 de mayo de 2004 el pleno de la Corte de Apelaciones de Santiago desafor a Pinochet, esta vez por los crmenes de la Operacin Cndor. A pesar de los numerosos antecedentes inculpatorios tenidos en cuenta por la mayora de los magistrados, entre los oponentes estuvo la ministra Gloria Ana Chevesich.

Como qued establecido en el fallo de 56 pginas terminado de redactar recin el 5 de julio de 2004, la jueza no slo respald la inocencia del dictador en estos delitos de lesa humanidad, sino que compartiendo opiniones con los otros ocho oponentes, arguy la exculpacin de Pinochet insistiendo en sus precarias condiciones de salud mental y fsica.

Ms an, en el fallo qued reflejado que al votar a favor de Pinochet, la jueza no consider uno de los elementos centrales que tuvo en cuenta la mayora de los ministros para levantar su inmunidad. Este fue una declaracin en el proceso Cndor del ex jefe de la Dina, Manuel Contreras, consignada en la pgina 37 de esta resolucin de desafuero. En ella, por primera vez Contreras culp directamente a Pinochet hacindolo corresponsable de los hechos.

La DINA tuvo la misin de extirpary eliminar el extremismo marxista, cumpliendo al pie de la letra las rdenes que se me impartieron directamente por el Presidente de la Repblica, Augusto Pinochet, de quien dependa. Por ello, el Presidente saba exactamente lo que haca o no la Direccin de Inteligencia Nacional y su delegado y director ejecutivo, que no se mandaba solo. Cualquier misin a cumplir vino siempre del Presidente de la Repblica, declar Contreras a fojas 2503 a 2507 del expediente Cndor.

Tampoco fue suficiente para la magistrada que la mayora del pleno consign en la pgina 41 del dictamen que, segn los antecedentes tenidos a la vista para resolver, estos dan suficiente cuenta del conocimiento por parte de Augusto Pinochet de hechos que, como los reseados, estuvo en situacin de impedir atendida su investidura.

El 26 de agosto de 2004, el pleno de la Corte Suprema confirm este desafuero y el 13 de diciembre de ese ao, el juez Juan Guzmn proces a Augusto Pinochet por estos crmenes contra la humanidad.

La Operacin Cndor que dej decenas de vctimas en el cono sur del continente, naci en Santiago el 28 de noviembre de 1975. Por Chile actu como anfitrin el entonces coronel y jefe de la Dina, Manuel Contreras. Firmaron adems el Acta de Clausura de la Primera Reunin Interamericana de Inteligencia Nacional registrada en un documento Secreto, los representantes de Uruguay, Argentina, Paraguay y Bolivia.

Segn el punto 5 letra L de este documento, el presente organismo se denominar CONDOR, aprobado por unanimidad conforme a la mocin presentada por la Delegacin de Uruguay en homenaje al pas sede.

DOBLE RESPALDO POR DOBLE CRIMEN

Seis meses despus, el 2 de diciembre de 2004, el pleno de la Corte de Apelaciones de Santiago, curiosamente por la misma votacin 14 a favor y 9 en contra, concedi el desafuero de Pinochet por el doble homicidio del ex comandante en jefe del Ejrcito, general Carlos Prats y su esposa Sofa Cuthbert. El crimen ocurri la madrugada del 30 de septiembre de 1974 en Buenos Aires, mediante una bomba instalada bajo su auto por los agentes de la Dina Michael Townley y su mujer Mariana Callejas. En Estados Unidos, Townley dira mucho despus a la jueza argentina Mara Servini que instruy el juicio en ese pas, que ms all de quienes intervinieron en los seguimientos del general y proporcionaron los medios para el atentado, la orden vino directamente de Pinochet.

 

En la lista de los 9 oponentes, tambin estuvo la ministra Chevesich. Entre quienes acompaaron a la jueza en ambas votaciones a favor de Pinochet, estuvieron el actual presidente de la Corte Suprema Rubn Ballesteros, y los magistrados Ral Rocha y Cornelio Villarroel.

Esta vez, para la ministra Chevesich tampoco fue suficiente el peso de los hechos acusatorios en contra del dictador tenidos en cuenta por la amplia mayora de los magistrados que lo desaforaron. Aquellos hechos figuraban en el proceso tanto en Chile como en Argentina.

En cambio, y a pesar de que ya en 2004 estaba claro que Pinochet haba engaado a las cortes con su pretendida demencia incurable, Chevesich manifest junto a sus otros ocho acompaantes que, conceder el desafuero de una autoridad como Augusto Pinochet, era abrir el camino a formacin de causa y procesamiento en su contra, lo que para cualquier persona implica su detencin que significa situaciones extremas de esfuerzos fsicos y mentales.

En este caso, el 24 de marzo de 2005 el pleno de la Corte Suprema dej sin efecto el desafuero de Pinochet por el doble crimen, pero no por considerar que no existan antecedentes suficientes para abrir juicio en su contra. La nica razn invocada fue que el pleno de la Corte de Apelaciones de Santiago ya se haba pronunciado el 7 de octubre de 2002, negando por 16 votos a 5 el desafuero a Pinochet solicitado por la jueza argentina Mara Servini. Esta vez la Corte Suprema aplic el principio de cosa juzgada.

De todas maneras, es necesario tener en cuenta que en el ao 2002, Pinochet recin se haba salvado de ser procesado por los crmenes de la Caravana de la Muerte, y los jueces an estaban convencidos que padeca de una demencia incurable.

EL ACTUAL ESCENARIO

La jueza Chevesich fue escogida por el Presidente Sebastin Piera a partir de una quina para integrar la Corte Suprema, cuestin que deber resolver en ltima instancia el Senado el prximo 2 de julio.

Sin embargo, parlamentarios como Hugo Gutirrez, Isabel Allende y Eduardo Frei, se oponen a que la magistrada llegue a integrar el mximo tribunal. Igualmente rechazan el nombramiento organismos de familiares de vctimas del rgimen de facto.

El diputado comunista Hugo Gutirrez, dijo a El Mostrador que la jueza Chevesich no debe llegar a la Corte Suprema porque ha sostenido constantes criterios jurdicos a favor de los violadores de los derechos humanos y en contra de las vctimas.

A su vez, la presidenta de la Agrupacin de Familiares de Detenidos Desaparecidos, Lorena Pizarro, manifest que nuestro cuestionamiento a la ministra Chevesich tiene que ver con que nos preocupa que se vuelva a repetir lo que vivimos durante 17 aos de dictadura, donde tuvimos un Poder Judicial cmplice de los crmenes.

OTRAS ACUSACIONES DE LA JUEZA

En 2010, en una resolucin condenatoria de la Corte de Apelaciones de Santiago contra Manuel Contreras por la desaparicin de tres militantes del MIR en 1974, Chevesich sostuvo que ste era acreedor de una atenuante por haber mantenido una irreprochable conducta anterior.

En una demanda civil reparatoria en contra de cuatro Carabineros por la desaparicin en 1973 del estudiante ecuatoriano Jos Garca Franco, la magistrada consider que la accin civil estaba prescrita. De esta manera, la jueza fue en contra del criterio jurdico sostenido por una mayora de ministros de la Corte de Apelaciones de Santiago, que consideran que esa accin civil no puede prescribir porque est directamente ligada a un delito de lesa humanidad, que no prescribe ni puede amnistiarse.


www.elmostrador.cl/noticias/pais/2013/06/24/los-votos-de-chevesich-a-favor-de-pinochet-en-crimenes-de-la-operacion-condor-y-el-asesinato-de-prats/


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter