Portada :: Cultura :: Leer
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 30-06-2013

Dashiel Hammett: transitando caminos inexplorados

Rafael Calero Palma
Rebelin


Poco poda imaginar Dashiel Hammett (Maryland, 27 de mayo de 1894- Nueva York, 10 de enero de 1961) cuando public all por 1927 Cosecha roja, que con aquella novela estaba dando el pistoletazo de salida a todo un estilo no slo literario sino tambin cinematogrfico. Y es que con esta obra seminal, Hammett sent las bases de la novela negrocriminal moderna (conocida en ingls con el nombre de Hard-boiled detective fiction).

Es de sobra conocido que hasta la publicacin de Cosecha roja, las novelas de detectives, policiacas o de crmenes se miraban en el espejo de Edgar Allan Poe, de Wilkie Collins o de Sir Arthur Conan Doyle. Normalmente, en estas novelas el detective se enfrentaba a la resolucin de un crimen, que haba tenido lugar en un espacio limitado y para el cual haba varios posibles candidatos. Al final el caso siempre se resolva de la manera ms insospechada gracias a las virtudes y a la capacidad de observacin del detective. Debemos, pues, a Sir Arthur Conan Doyle, la creacin de todo un paradigma de detective, encarnado en el personaje de Sherlock Holmes, un protagonista que destacaba por ser un gran observador de los detalles y de la realidad circundante y que siempre acababa resolviendo los casos usando su inteligencia y basndose en las pistas.

A partir de Cosecha roja, la novela policiaca da un giro de ciento ochenta grados. Los detectives dejan de ser personajes al estilo de Sherlcok Holmes y pasan a ser tipos de carne y hueso, con sus vicios muchos, en realidad y sus virtudes muy pocas, en comparacin a los vicios, que no dudan en hacer uso de la violencia si con ella pueden resolver un caso, y que actan en una sociedad, la norteamericana, invadida por la corrupcin, el trfico de drogas, alcohol e influencias y por la ambicin de poder.

Personville, la ciudad en la que transcurre Cosecha roja, es un lugar podrido desde los mismsimos cimientos, donde la corrupcin poltica y policial campa a sus anchas, y la violencia es algo tan cotidiano que a nadie sorprende. Pero tampoco se puede decir que el Agente de la Continental que ha decidido limpiar la ciudad sea precisamente un dechado de virtudes: Bebe como un cosaco, miente para alcanzar sus objetivos, es violento y manipulador utiliza a la gente a su antojo y no muestra reparos ticos ante el crimen, aunque siempre da muestras de que lo que hace, lo hace en pos de una meta loable: Regenerar la sociedad.

En cuanto al estilo literario, tampoco es descabellado afirmar que Hammett fue todo un pionero. Sus obras estn escritas con un lenguaje directo, a base de frases cortas y casi sin adjetivacin un estilo al que debe mucho Hemingway, sin ir ms lejos y un vocabulario extrado de la lengua popular, e incluso de los estratos sociales ms bajos. En la literatura de Hammett los dilogos soportan todo el peso de la trama y sin duda, son estos, chispeantes, ingeniosos, irnicos y no carentes de cierto sentido del humor, los que han dado grandeza a este gnero literario. Tal vez sea por ello que, con bastante frecuencia, las adaptaciones a la gran pantalla de estas novelas, haya dado como resultado, obras maestras del cine.

Tras Cosecha roja vinieron otras obras, algunas mticas, como El halcn malts, llevada al cine por el gran director John Huston, e interpretada por el inolvidable Humphrey Bogart, o La llave de cristal, que para la mayora de los aficionados es su mejor obra. Y tras la estela de Hammett llegaron otros muchos autores. En realidad, se puede afirmar con rotundidad que pocos autores han escapado al influjo del creador del personaje de Sam Spade: de Raymond Chandler, a James M. Cain, de James Ellroy a Michael Connelly, de Manolo Vzquez Montalbn a Carlos Zenn. Y as hasta el infinito y ms all. Durante mucho tiempo, tanto Cosecha roja como la mayor parte de la literatura negrocriminal, no ha sido considerada literatura de primera categora. No me imagino esta o cualquier otra novela de Hammet, de Chandler, de Cain en el canon de Harold Bloom, pero qu cojones, a quin le importa la opinin de Bloom? A m no, al menos.

Blog del autor: http://mimargenizquierda.blogspot.com.es/

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter