Portada :: Iraq
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 30-06-2005

Sobre el tiempo que resta de ocupacin
Doce aos ms

Pepe Escobar
Asia Times


Si al menos esos tipos del "eje del mal... cooperaran un poquito ms.

En Irak, la resistencia rabe Sun insiste en seguir pasando el rodillo, disturbando as los planes del Pentgono para construir tranquilamente sus 14 bases militares. En Irn, ni siquiera ha comenzado el nuevo juego, pero Tehern y Washington ya se han lanzado al cuello recprocamente. Tan solo un da despus de su victoria, el presidente electo iran Mahmud Ahmadinejad dijo en su primera rueda de prensa en Tehern, "Irn est en una senda de progreso y elevacin, y realmente no necesita a Estados Unidos en esta trayectoria". Unas horas ms tarde, el secretario de defensa estadounidense Donald Rumsfeld grua en Fox News, "No s mucho sobre este tipo... pero no es amigo de la democracia."

Rigen los dobles raseros. Imaginen la furia en los EEUU si, por ejemplo, un poltico del gobierno iran hubiera dicho en el 2000, "No s mucho sobre este vaquero Bush. Pero rob las elecciones americanas."

Karl Marx debe estar doblndose con la risa en su sepulcro de Highgate, al norte de Londres. En los trminos de la lucha de clases clsica: En Irn, un izquierdista, un hroe de la clase obrera (Ahmadinejad) ha batido a un super burgus, millonario mullah (Rafsanjani). En Irak, la depuesta burguesa local rabe militarizada Sun est luchando en un movimiento de liberacin nacional contra una ocupacin imperialista. Segn uno de los chistes que circulan actualmente por la vasta blogosfera Iran, Ahmadinejad ya est condenado porque Bush nunca ser capaz de pronunciar su nombre. Hablando en serio, el resultado de la eleccin es una "humillacin" para Amrica, tanto como lo es para el lder ayatol supremo iran Ali Khamenei. Pero todava le est siendo infligida una humillacin mucho ms dura por parte de algunos miles de guerrilleros rabes Sunes en Irak, empantanando al ejrcito que se auto proclama como el ms poderoso de la historia del mundo.

No es de extraar que Rumsfeld est de un humor asqueroso.

Esperen a 2017.

Recin invitado la semana pasada por el senador Ted Kennedy para que buenamente dimitiera, Rumsfeld vuelve con sus habituales modos de perro de presa pero ahora con un giro tenebroso. En mayo, el vicepresidente Dick Cheney dijo que la "insurgencia estaba en sus ltimas angustias". Ahora - sin siquiera apelar al contorsionismo semntico de los "desconocidos desconocidos" - Rumsfeld de hecho ha clarificado a la opinin pblica estadounidense y a la mundial que las "angustias" proseguirn hasta el 2017. Dijo, "No vamos a ganar contra la insurgencia. El pueblo Iraqu va a ganarle a la insurgencia. Esa insurgencia podra seguir durante cierto nmero de aos. Las insurgencias tienden a durar cinco, seis, siete, ocho, 10, 12 aos."

As que Rumsfeld de hecho est admitiendo lo que mucha gente ya saba: La Libanizacin de Irak. Con el elemento aadido de Vietnamizacin/Iraquificacin: Cuando Rumsfeld dijo "El pueblo iraqu va a ganar contra la insurgencia", realmente se refera a los compinches del anterior Mukhabarat del anterior primer ministro interino Iyad Allawi en el Ministerio del Interior, ms el infierno de los paramilitares en el seno del Ministerio (los denominados chicos de Rumsfeld"), formando cuadrillas para luchar contra la resistencia. La inteligencia rabe Sun ms las milicias Chitas y Kurdas luchando contra los rabes Sunes. En otras palabras: guerra civil. La Iraqificacin como camino a la guerra civil fue ms que evidente cuando Rumsfeld dijo, "vamos a crear un entorno en el que el pueblo iraqu y las fuerzas de seguridad iraques puedan ganar contra esa insurgencia."

Rumsfeld tambin dijo que el Pentgono est "hablando con lderes insurgentes": "Bueno, la primera cosa que yo dira sobre las reuniones es que suceden a todas horas." Lo que significa realmente es que los chicos de Rumsfeld rabes Sunes intercambian informacin con los guerrilleros rabes Sunes y juegan a dos bandas, buscando el mejor trato. No es distinto de lo de los muyahidines en el este de Afganistn a finales del 2001 embolsndose maletas llenas de dlares de los americanos con una mano y pasando informacin sensible a los Taliban con la otra. La resistencia ha infiltrado todos y cada uno de los organismos oficiales y gubernamentales de Irak, incluido el Ministerio del Interior. Si el Pentgono esparce un montn de maletas atiborradas de dinero, pudiera alcanzar un cierto grado de xito.

Rumsfeld se afan en recordar y alertar a la opinin pblica estadounidense de que el Pentgono no habla con terroristas, as que no hay conversaciones con la clave Abu Musab al-Zarqawi - quiz por la sencilla razn de que el Pentgono no tiene ninguna pista sobre donde est (o, aadiran los cnicos, porque Zarqawi est muerto). Pero lo que an es ms curioso. Tan solo horas despus de que Rumsfeld hiciera la ronda el domingo por televisin en EEUU, Al-Qaeda en la Tierra de los Dos Ros y Ansar al-Sunnah negaron que estuvieran en conversaciones con nadie. Al-Qaeda dijo que estas eran "mentiras", que ellos nunca hablaran con cruzados, judos y los enemigos de Allah". Los observadores del "eje del mal" estarn fascinados con la simetra: el Pentgono no habla con los terroristas en Irak de igual modo que no habla con el nuevo, conseguidor de armas de destruccin masiva Presidente de Irn, y viceversa.

El General John Abizaid, comandante del Centcom estadounidense, fue ms preciso que Rumsfeld cuando dijo que el Pentgono estaba "buscando a la gente adecuada de la comunidad de Sun para hablar con ella". "Gente adecuada" solamente puede significar gente como la Asociacin de Eruditos Musulmanes. De todas formas, toda la gente adecuada" rabe Sunni, incluso si estuviera dispuesta a hablar, presionara a los americanos con su condicin nmero uno: El final de la ocupacin misma.

Esta bomba de sper demolicin es ineficaz.

Quienquiera que est hablando con cualesquiera malhechores, se reduce todo a una campaa masiva, desesperada de relaciones pblicas de Washington. La administracin de Bush debe convencer imperativamente a la opinin pblica estadounidense de que "ganar" en Irak, a medida que un sentimiento gigantesco de reproche comienza a llenar el aire. Cuando se vieron confrontados con sus incoherencias, la Casa Blanca y el Pentgono siempre han podido cambiar el guin de la pelcula iraqu. No hay armas de destruccin masiva?. No hay problema: llevemos "democracia y libertad al mundo rabe". Terrorismo?. Luchemos contra l con "elecciones libres". Vaya!, no queramos en el poder a estos Chitas amigos de Irn. No hay problema, apoymosles y utilicmosles para montar un ejrcito iraqu que luche contra los Sunes por nuestra cuenta.

Ahora un creciente nmero de estadounidenses parecen haber tenido bastante con todos los giros de la trama - y preferiran cambiar a un medio del estilo de Brad Pitt o Tom Cruise donde los tipos malos pierden siempre y el chico bueno se queda siempre con la chica. La gente de todo el mundo siempre se queda pasmada por el hecho de que la sociedad americana sea un universo estrictamente ganador-tmalo-todo. Bush, Cheney, Rumsfeld pueden terminar siendo calificados como perdedores - el insulto final (o "desconocidos desconocidos", en los juegos de palabras de Rumsfeld). Rumsfeld ha admitido, finalmente, que la guerra de Irak es inganable. Ninguna cantidad de propaganda de Washington puede conseguir empaquetarla y vendrsela al pueblo estadounidense, otra vez.

http://www.atimes.com/atimes/Middle_East/GF28Ak05.html




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter