Portada :: Cuba
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 03-09-2013

Es bronce, no oro

Miguel Crispn Sotomayor
Rebelin


El periodista Victor Joaqun Ortega public en el peridico Tribuna de la Habana ( http://www.tribuna.co.cu/opinion/2013-08-31/contra-poesia-falsa ) el artculo Contra la poesa falsa . Un artculo breve y concreto donde se refiere a un mal que no es nuevo en Cuba y, como bien seala Ortega, alcanza a casi todas las esferas de nuestro pas: la justificacin.

Comparto lo expresado por Ortega. Por la amplitud del asunto solo me referir a una pequea parte del asunto, lo que no disminuye su importancia.

Muchas pueden ser las justificaciones para que, con muy ligera mejora, an la prensa cubana (escrita, radial y televisiva) no cumpla cabalmente el papel que le est dado a desempear en nuestra sociedad, a pesar de los llamados de la ms alta direccin del pas y los reclamos de la poblacin para que realicen un periodismo crtico, objetivo, que no se quede en las ramas, sin verborrea potica, sin tantos adjetivos benevolentes que hagan el juego a esos que desde un cargo en una entidad pblica, incluyendo ministerios, acuden a la justificacin para explicar las causas de los incumplimientos de planes o medidas dictadas por el gobierno. Quienes actan de esa manera deben ser emplazados y denunciados pblicamente, en reportajes y entrevistas, pues daan a todos, tratan de mantenerse en sus puestos mediante el engao y no estn actos ni aptos para desempearlos.

Frecuentemente la noticia, esa que nos debe decir lo que ocurri, donde ocurri y cuando ocurri, no existe: son reportajes o comentarios. En los que, si se trata de la construccin de una obra hidrulica, la lrica nos hace mal recordar la poesa que Jos Mara Heredia escribiera a la catarata del Niagara. El ejemplo se extiende a la mayora de los temas publicados en la TV.

Hemos tenido y tenemos excelentes periodistas, pero la verborrea parece ser en muchos de ellos, jvenes y viejos, un estilo o una nueva escuela.

En el deporte son muchas las insatisfacciones de la poblacin aficionada, que es casi toda Cuba, y ha ido quedando atrs el orgullo que sentamos por los xitos y las posiciones internacionales alcanzadas en aos anteriores. Hoy estamos en franco retroceso. Sobran las justificaciones de sus directivos y faltan las soluciones, sin embargo, siguen en sus puestos o se reciclan, y se llega hasta el colmo de decirse pblicamente que una medalla de bronce alcanzada por un deportista o equipo en un evento sabe a oro. No, es bronce. El sabor es justificativo y conformista. El bronce y el lugar que ocupemos en uno u otro ranking es lo que realmente somos. El anlisis de las deficiencias, de errores y darle la solucin adecuada es lo que puede cambiar el color a la medalla y recuperar el orgullo nacional.

Las justificaciones tienen un acompaante: las loas pblicas. En lenguaje de la calle pudiramos decir el dar bombo y el autobombo. En el sector de la cultura todos son maestros, solo es necesario salir unas cuantas veces por la TV o adquirir renombre o popularidad por cualquier va. Eso es irrespetuoso e injusto con los que realmente lo son, y afortunadamente no son pocos. Adems, todos los programas, especialmente las telenovelas, son un xito y sus escritores, directores y actores son patrones de talento y profesionalidad, y en las ya habituales entrevistas la saliva escurre por la pantalla del televisor.

Pocas cosas daan ms que los elogios. Los excesos de elogios y ms si son inmerecidos, alimentan la vanidad y el conformismo e impiden superar los defectos, y ser realmente mejores.

En el marco de las modificaciones a nuestro sistema econmico-poltico y social es necesario y ms democrtico que el pueblo tenga mayor conocimiento y participacin en el control del presupuesto que se otorga a los organismos gubernamentales. Que se haga pblico, y todos sepamos la racionalidad de su uso, es decir, en qu y cmo se emplea el dinero que aportamos todos al presupuesto de cada entidad.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter