Portada :: Palestina y Oriente Prximo :: Intervencin en Siria
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 06-09-2013

Sacando provecho del conflicto
Especuladores de la guerra, esclavitud y la hipocresa del imperialismo

Nathan Goodman
CounterPunch

Traducido para Rebelin por Germn Leyens


En todo el mundo, la gente protesta contra la intervencin de EE.UU. en Siria. Los sondeos muestran un escepticismo generalizado ante la amenazante guerra. En lugar de aumentar la seguridad de los estadounidenses, es probable que la intervencin apoye a fuerzas vinculadas aal Qaida. No obstante parece inevitable que el Gobierno de EE.UU. lance misiles crucero contra Siria, escalando la sangrienta guerra civil en ese pas. Por qu?

Porque los polticos no trabajan para el pueblo. Como dice Thomas Knapp del Center for a Stateless Society, los polticos y los soldados trabajan para la clase poltica (y forman parte de ella). Su tarea es transferir tanta riqueza como sea posible de vuestros bolsillos a las cuentas bancarias de esa clase.

Si es as, estn cumpliendo bastante bien su tarea. Los especuladores de la guerra en Raytheon han visto cmo los precios de sus acciones aumentan anticipando la guerra siria. Como inform el Boston Herald el 31 de agosto: Las acciones del fabricante basado en Waltham de los misiles crucero Tomahawk que se espera que se utilicen en cualquier ataque a Siria, subieron la semana pasada a su nivel ms alto en las ltimas 52 semanas, a 77,93 dlares por accin, y se han mantenido cerca de ese nivel, cerrando ayer a 75,41 dlares.

Funcionarios como John Kerry argumentan que esta guerra es una especie de respuesta humanitaria a atrocidades del rgimen de Asad. Pero las corporaciones que se beneficiarn no son humanitarias. Al contrario, han estado involucradas en algunas de las ms grotescas violaciones de los derechos humanos de nuestros tiempos.

Por ejemplo, los especuladores de la guerra se benefician del trabajo esclavo. Raytheon, Lockheed Martin, General Dynamics, Boeing, y BAE Systems usan mano de obra en las prisiones para fabricar equipamiento militar. Con frecuencia obligan a los presos a trabajar en condiciones miserables y cuando reciben una paga se trata de salarios muy bajos, como 23 centavos por hora. Como dice William Hartung: No hay mayor restriccin de los derechos de un trabajador que estar recluido en una prisin. Las ganancias con el trabajo carcelario crean un incentivo para mantener repletas las prisiones, lo que puede ser parte del motivo por el cual EE.UU. tiene la mayor poblacin carcelaria del mundo. La mayor parte de los prisioneros en EE.UU. son delincuentes no violentos, y en su mayora son gente de color. El racismo y la injusticia de la esclavitud persisten, y los especuladores de la guerra se benefician. Los especuladores de la guerra tambin se benefician de las violaciones de los derechos humanos en las fronteras de EE.UU. Sus productos se utilizan para violar la privacidad mediante la vigilancia general de la frontera. Son utilizados por agentes de la Patrulla Fronteriza que asesinan a trabajadores migrantes y desintegran comunidades indgenas como la Nacin Tohono Ooodham. Esta agresiva seguridad en las fronteras ayuda a los empleadores a explotar y abusar de los trabajadores indocumentados. Con la amenaza de deportacin y una frontera militarizada, se les disuade de quejarse por robo de salarios, violencia sexual y otros abusos por parte de sus empleadores. Una vez ms los especuladores de la guerra posibilitan la explotacin, la violencia y el abuso. Y adems existen las guerras de las que se benefician en todo el mundo. General Atomics se beneficia fabricando los drones Predator [aviones sin tripulacin] que matan inocentes en Pakistn y Yemen. Una lista interminable de corporaciones se benefici de la invasin y ocupacin de Irak. Como la amenazante guerra en Siria, esa invasin fue justificada en gran parte mediante pretextos humanitarios. No obstante, en lugar de liberar a los iraques, esa invasin los trat brutalmente. El gobierno de EE.UU. asesin a inocentes, tortur a los prisioneros y utiliz ilegalmente fsforo blanco, un arma qumica, para matar iraques. Los especuladores de la guerra estadounidenses ganaron una fortuna en una guerra en la cual el gobierno de EE.UU. cruz la misma lnea roja que ahora acusan a Asad de cruzar.

Como escribi Emma Goldman hace dcadas: nadie, sea individuo o gobierno, involucrado en la esclavizacin y explotacin en el pas, puede tener la integridad o el deseo de liberar gente en otros pases. Segn ese estndar, no debemos confiar en el Gobierno de EE.UU. o en los especuladores de la guerra para que liberen a nadie en Siria.

Nathan Goodman es Asociado Snior y Acadmico Investigador Lysander Spooner en Estudios Abolicionistas en el Center for a Stateless Society (c4ss.org).

Fuente: http://www.counterpunch.org/2013/09/05/war-profiteers-slavery-and-the-hypocrisy-of-imperialism/

rCR



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter