Portada :: Colombia
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-09-2013

El rol poltico de los movimientos sociales

Jos Luis Ropero de la Hoz
Rebelin


Un derecho fundamental de todo ciudadano es la libertad de asociacin, facultad engranada a la libertad de expresin y locomocin. Si falta uno de estos elementos, cualquier discurso resultar vacuo y cualquier ley, injusta o ineficaz.

Pretender que un movimiento social prescinda de plantear una posicin poltica es desconocer que los grandes sucesos, conmociones y transformaciones de una nacin, siempre tienen una amplsima base popular. El ejemplo clsico est en las luchas por la independencia, incluso desde la Revolucin de los Comuneros, primera muestra articulada de una conciencia nacional colombiana (o neogranadina por aquellas pocas), donde los diferentes gentilicios, ya se sentan compatriotas.

Tambin fueron movimientos polticos los que a principios del siglo XX emprendieron los comerciantes y asalariados del banano en las plantaciones del Magdalena, cuando slo ellos sentaron posicin de soberana frente a la explotacin del extranjero y la corrupcin de las autoridades; o qu decir de los maestros del Caribe emprendiendo la Marcha del Hambre en 1966, todos estos movimientos sociales fueron propuestas polticas nacidas desde la base del pueblo, defendidas hombro a hombro por los trabajadores y reprimidas por la dirigencia oficial.

Hoy en Colombia confluyen los ms diversos sectores de la sociedad, contrario a lo expresado en la prensa pagada por el presupuesto nacional, agricultores, mineros, transportadores, estudiantes, madres comunitarias y maestros, estn unidos por mucho ms que un subsidio o un aumento salarial, los enlaza el deseo de vivir en un pas justo y soberano.

Varios son los pliegos de peticiones que a todo pulmn y con gran sustentacin se defienden en este pas, desde la plaza pblica hasta las universidades; lo sorprendente es que las exigencias de los diferentes grupos sociales son complementarias entre s, o qu decir de lo planteado por la Mesa de Interlocucin Agraria Nacional:

  1. Exigimos la implementacin de medidas y acciones frente a la crisis de la produccin agropecuaria.
  2. Exigimos acceso a la propiedad de la tierra.
  3. Exigimos reconocimiento a la territorialidad campesina.
  4. Exigimos la participacin efectiva de las comunidades y los mineros pequeos y tradicionales en la formulacin y desarrollo de la poltica minera.
  5. Exigimos se adopten medidas y se cumplan las garantas reales para el ejercicio de los derechos polticos de la poblacin rural.
  6. Exigimos inversin social en la poblacin rural y urbana en educacin, salud, vivienda, servicios pblicos y vas.


Mientras tanto el gobierno nacional se atreve a expresar sin vergenza que en este pas no hay ningn paro; ser que por repetir mil veces una mentira esta se convertir en verdad?

Claro, las amenazas no se hacen esperar para quienes expresan con orgullo su apoyo a las causas del bien comn, como las anunciadas por la banda mercenaria Los Rastrojos, en contra de connotados dirigentes comunitarios, sindicales y polticos.

Es por esto sociedad colombiana, que se hace necesario comprender que los asuntos pblicos nos competen a todos y que el simple hecho de exigir la prevalencia del inters general, implica manifestar una posicin poltica; como es poltica tambin la decisin de no hacer nada.


(*) Jos Luis Ropero de la Hoz es Director del Instituto Ecojugando




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter