Portada :: Palestina y Oriente Prximo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 22-10-2013

Lecciones de odio

Gideon Levy
Haaretz

Traducido para Rebelin por J. M.


El liderazgo israel establece nuevos rcords de descaro incitando el odio a los palestinos. Es incitacin propia, es mucho, mucho peor.

Aqu hay otro rcord de descaro israel. El ministro de Asuntos Estratgicos y de Inteligencia Yuval Steinitz declara que no hay paz debido a la provocacin palestina. En un artculo publicado en el New York Times la semana pasada bajo el ttulo "El odio de Palestina impide la paz", el filsofo nacional seal los pecados de Ramala: tan pronto como Mahmoud Abbas regres de la Asamblea General de las Naciones Unidas se reuni con el poeta egipcio Hisham al Gakhy escuchen lo que este poeta nacional, que una vez fue acusado de plagio, escribi: "Nuestro enemigo es el diablo de cola tridente sionista".

Sin embargo Abbas se atreve a reunirse con l, por eso no hay paz, se puede leer en el editorial de Steinitz en su pgina de Facebook (con 577 "me gusta").

Sobresale entre un mar de anuncios ministeriales de sus entrevistas de radio, "maana a las ocho estar de invitado en el programa de Kalman Liveskinder en radio Israel", "a las 10:20 voy a estar invitado en radio Haifa", un anuncio de condolencia por la muerte del rabino Ovadia Yosef: "El Pueblo de Israel perdi hoy a un hombre querido, un rabino prominente y un destacado intelectual", se lee. El gran intelectual citado, a los ojos del denunciante de la campaa contra la incitacin palestina Steinitz, dijo ms de una vez que a los rabes solo hay que abuquilarlos.

"No deberan dar pena, al contrario, simplemente deberamos lanzas misiles sobre ese pueblo maldito y malvado". Misiles en serio, dijo el venerado rabino. Abbas no utiliza ese lenguaje -nunca- y tampocoal-Gakh. Pero la incitacin palestina es lo que est impidiendo la paz.

"En vez de educarla en la "cultura de paz", a la nueva generacin de palestinos la estnalimentando implacablemente con una dieta de retrica que incluye la idolatra de los terroristas, la demonizacin de los judos y la conviccin de que tarde o temprano Israel debe dejar de existir", escribi Steinitz en su panfleto propagandista donde explica, en definitiva, a los ignorantes estadounidenses por qu no hay paz.

El papel puede soportar cualquier cosa, incluso que se utilice para imprimir el New York Times as que se debe aceptar que esto marca un nuevo rcord en la desfachatez israel. Un representante de la "cultura de paz" inculpando a los palestinos por incitacin. Ese siempre ha sido el ltimo refugio de la negativa israel.

Bueno, la incitacin israel es mucho peor que la de los palestinos. No es slo el difunto rabino u otros rabinos que incitan; no son slo partidarios de Beitar Jerusaln los encargados de elaborar y pegar carteles que dicen "muerte a los rabes" en cada sealizacin. La verdadera provocacin israel es la que se desprende de la lengua con facilidad, camuflada, encubierta y producto de un lavado de cerebro.

Cuando Steinitz compara las conversaciones de Ginebra de 2013, con las negociaciones de Munich de 1938, compara intencionalmente a Rohani con Hitler. Eso no es incitacin? Cuando habla de santificar terroristas, est hablando Palestina o de Israel? Quin de los dos santifica ms asus terroristas pasados y presentes? Dnde hay ms monumentos en memoria de los cados? Cul educa ms en el odio, la arrogancia y el racismo?

Quieres un ejemplo camuflado de incitacin, del tipo que se desprende de la lengua cada noche? El presentador de televisin Danny Kushmaro fue al Valle del Jordn para seguir el asesinato de Seraas Ofer en el programa de noticias "Viernes Studio", y qu conseguimos? En el valle del Jordn hay slo "habitantes" que exponen sus vidas por culpa de ladrones palestinos miserables y que en definitiva ambos resultan vctimas miserables. Uno de ellos dijo que "el 90% del odio del mundo se debea los musulmanes."

Esa no es incitacin por cualquier medio. En el valle Kushmaro del Jordn no hay un montn de palestinos cuyas tierras fueron confiscadas y la libertad pisoteada. Simplemente lno los vio, por lo tanto no existen. Eso no es incitacin?

La verdadera incitacin es la negacin de la Nakba, la incitacin real es la demonizacin y la deshumanizacin de los palestinos, la incitacin real es el militarismo, la victimizacin y la arrogancia del "pueblo elegido", incluyendo las enseanzas del Holocausto a los escolares desde los seia aos y que est diseado para dar la impresin de que el mundo entero est contra nosotros.

La verdadera incitacin es la de no reconocer nunca el contexto y motivo del odio de los palestinos. Ellos no necesitan lecciones de la escuela para odiar a los israeles. Es suficiente que se despierten aterrorizados en medio de la noche para ver a los soldados invadir brutalmente sus hogares, intimidar a sus padres y verlos degradados en frente de sus ojos. Esos son los verdaderos inductores del odio.



Fuente: http://www.haaretz.com/opinion/.premium-1.553332 

rCR



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter