Portada :: Colombia :: Marcha Patritica
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 31-12-2013

Comunicado
2013, ao histrico de lucha por la paz

Junta Patritica Nacional
Marcha Patritica


Compatriotas:

Ya termina el 2013, un ao que pasa a la historia como el ao de la lucha por la paz con justicia social: fue un ao de gran significado para la historia de nuestra patria, las aspiraciones populares de una paz justa y digna se dieron lugar en calles y carreteras, a las oligarquas no les alcanz la represin violenta y meditica, las organizaciones y movimientos sociales y populares supimos sobreponernos a los obstculos y mantener en alto la bandera de los cambios sociales, polticos, econmicos y culturales que requiere nuestra patria para lograr la paz estable y duradera.

La Colombia profunda est dando todo para el reconocimiento, la reconciliacin y la construccin de nuestra patria con justicia social, soberana y democracia.

El pueblo trabajador se moviliz y entr a huelgas por el derecho al trabajo digno, al salario y al reconocimiento de sus demandas consagradas en los pliegos de peticiones dirigidos a los patronos y empresas. Desde principios del ao los trabajadores de los sectores minero, energtico, transporte, financiero, salud, agroindustrial, hotelera y turismo, educacin e informal, se dieron cita en la lucha contra el capital, contra las injustas e inhumanas condiciones de explotacin laboral, en procura de condiciones de vida digna, buscando soberana nacional y respeto a sus derechos como trabajadores.

Durante buena parte del ao el campesinado sali con fuerza, desde el Catatumbo, Boyac, Nario, la Orinoquia y todas las regiones, desde montaas y valles, a exigir lo justo: el derecho a la tierra y el territorio, por el reconocimiento y respaldo de la economa campesina. En los libros de la historia de nuestra patria ya est escrito el paro del Catatumbo Resiste y el paro nacional agrario y popular de agosto.

El movimiento indgena y afrocolombiano sali a la minga y el convite, lucha por los territorios, contra la economa de despojo, en defensa del agua y de la naturaleza.

Tambin las mujeres dieron batallas por sus derechos, como el derecho pleno a ser y construirse como sujetas de cambio y transformacin por la paz y la reconciliacin: recordar la historia la gigante movilizacin de mujeres del 22 de noviembre.

Desde los barrios viene creciendo la organizacin cvico-comunal para luchar por la prestacin adecuada de servicios pblicos con tarifas justas, contra los despropsitos de la usura de las empresas privadas que negocian y enriquecen con esos servicios, por el derecho a la vivienda digna, a los espacios pblicos y a la movilidad.

Los jvenes en los barrios y municipios, las barras bravas, los centros culturales, en las opciones contra la guerra y la objecin de conciencia, se hicieron presentes en las luchas, por el derecho a la juventud, por la libertad de conciencia y de pensamiento.

El estudiantado mantuvo el mpetu que nos demostr en el 2011, se sigue organizando y movilizando en los colegios, centros de formacin tcnica y universidades, debatiendo y construyendo un modelo de educacin para la paz al servicio de las mayoras.

La diversidad sexual y de gnero nos mostr la Colombia que hay que construir, diversa e incluyente, con plenos derechos econmicos, polticos y sociales para todos sin distincin alguna.

El 2013 tambin pasa a la historia por el papel que jugaron los medios alternativos y populares de comunicacin, que desde la labor local, con el compromiso de dar voz a las comunidades, a la agenda social de los sectores populares, lograron poner de manifiesto las realidades que ocultan y estigmatizan los medios masivos de informacin.

Recordamos la memoria de los cados en la lucha, cada uno de ellos se ha convertido en los faros ticos que iluminan el compromiso y valor que nos mantiene en la Marcha, en la lucha, en la brega por construir la Colombia nueva.

Fue un ao donde la criminalizacin y judicializacin de dirigentes populares no cesaron: recordamos a cada uno de los prisioneros polticos, a los luchadores que perdieron su libertad y se convirtieron en falsos positivos judiciales del establecimiento, luchamos por su libertad, en especial recordamos a nuestro dirigente y compaero de la Junta Patritica Nacional Hbert Ballesteros, dirigente campesino y sindical, perseguido por su incansable compromiso con las causas populares de la paz con justicia social. Ser prisioneros de estos malos gobiernos refleja la justeza de la lucha que libra el pueblo de Colombia.

A cada uno de los colombianos, a sus hogares, organizaciones y comunidades, va nuestro abrazo de Navidad y de Ao Nuevo, que en estos das de reencuentro y balance recuperemos fuerzas: se vienen nuevas batallas por la justicia social y la paz, nosotros, el pueblo, las gentes del comn, saldremos victoriosos.

Gracias a la Colombia profunda, a hombres y mujeres que desde su cotidianidad y compromiso, en la educacin popular, la organizacin y la movilizacin han hecho del 2013 un ao histrico en la lucha por la paz con justicia social, noble objetivo hacia el cual debemos avanzar con ms mpetu en el 2014. La esperanza est en el pueblo!

Junta Patritica Nacional Movimiento Poltico y Social Marcha Patritica

27 de diciembre de 2013



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter