Portada :: Cultura
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 16-06-2014

En la muerte de Vicente Romano
Nos quedamos sin el comuniclogo comunista, sensible y vital, libre y resistente

Javier Mestre
Rebelin


Vicente Romano (El Alamillo (Ciudad Real, 1935) se muri el sbado. Vital y resistente, rbol y piedra, manchego cosmopolita que aunaba el callo de su tierra y la plasticidad de quien se ha adaptado a vivir en lugares muy diversos (Alemania, Francia, Estados Unidos, Canad, Brasil), fue capaz de resistir durante veinte aos contra un cncer sin perderle ni un momento la cara a la vida. Cualquiera hubiera dicho que estaba enfermo: sigui escribiendo y pensando, y manteniendo conversaciones que podan iluminar a quien tuviera la inmensa suerte de participar en un dilogo con l. Inclume, con su enorme sentido del humor afilado hasta casi el ltimo minuto, con ganas de comer bien, viajar y disfrutar de la existencia, hizo de la resistencia una minucia igual que antes, en el tiempo del franquismo y el tardofranquismo, cuando l se empeaba, a contracorriente, en la mayor de las disidencias en el mundo intelectual, la universidad y la lucha poltica.

Vicente represent, al mismo tiempo, el espritu rebelde y el rigor metdico. Disidente declarado, luchador por la libertad desde bien joven, es uno de los ltimos traductores de El capital, de Karl Marx, al espaol, traductor excelente de la poesa de Bertolt Brecht y de muchos otros volmenes importantes, y autor de decenas de libros, propios y en colaboracin. En particular, destaca una obra que ha servido de manual de formacin bsica en la rebelda poltica a generaciones de hombres y mujeres comprometidos con la lucha por un mundo mejor y ms libre: La formacin de la mentalidad sumisa, publicado por primera vez por La Catarata y que lleva ya ms de diez ediciones entre Espaa y Amrica Latina. Vale la pena descargarlo, y leerlo, de la seccin de Libros Libres de Rebelin. Vicente era un experto en comunicacin social, y durante muchos aos, desde que se incorpor a la docencia en la universidad espaola, primero en la Universidad Complutense y luego en la de Sevilla, ha formado a centenares de jvenes periodistas y comuniclogos en el espritu crtico y en la mirada sensata hacia el monstruo social en el que nos desenvolvemos. En cualquier caso, su obra es muy variada e interesante, y en ella se anan la profundidad filosfica, el enfoque multidisciplinar, la agudeza en la observacin y el pronstico, y la tozuda defensa de los valores ms elementales de la dignidad humana, tan profundamente cuestionados por el sentido comn vigente, hijo de un sistema podrido.

Vicente no tena pelos en la lengua. Era un hombre libre con todas las consecuencias. Como tal, no tena ms remedio que ser un defensor de la libertad a ultranza. Vicente era comunista hasta la mdula, ms que nunca cuando casi estaba prohibido serlo de veras incluso dentro del Partido Comunista de Espaa, del que fue un militante leal y constante, a la vez que crtico y demasiado poco escuchado en tantas ocasiones. Aun en su sabidura interminable la idea de socialismo con la idea de ser humano autnomo, profundamente libre, ciudadano en el sentido ms completo. Era, por tanto, un comunista que supo ver desde muy pronto algunos de los errores ms graves que se cometieron en nombre del socialismo, y fue capaz de defender a capa y espada, sin recular ni medio centmetro, aquel famoso medio litro de sangre anarquista del que hablaba Julio Anguita.

En estampas (El Viejo Topo, 2004), Vicente Romano muestra su talento literario en estado puro. Es una coleccin de ancdotas autobiogrficas excelentemente aprovechadas para ensear entresijos de la Universidad y la sociedad en general, tanto en Estados Unidos como en Espaa. Tena una mirada de nio, una mirada de pueblo, limpia, como la de su mujer, Jacinta, ella fuerte y flexible como un junco, y tan sensata. A Vicente nunca dejaron de causarle perplejidad muchas de las barbaridades a las que vivimos acostumbrados. En Sociognesis de las brujas (Popular, 2007), un Vicente Romano metido a antroplogo ms que convincente explora la idea de la antigua brujera como disidencia de las mujeres ante la dominacin patriarcal. En sus libros sobre comunicacin social, como Ecologa de la comunicacin (Hiru, 2004), Atrapados en la red meditica (escrito a medias con el comuniclogo alemn Harry Pross, Hiru, 1998) o La intoxicacin lingstica; el uso perverso de la lengua (El Viejo Topo, 2007), entre muchos otros, desde una perspectiva que pone como centro la dignidad humana, desnuda mecanismos profundos de coaccin a travs de los medios de comunicacin social, ensea sobre los efectos perniciosos del desarrollo tecnolgico acrtico y precipitado en que se desenvuelven los procesos de comunicacin y disecciona las mil y una artimaas y procedimientos del poder para perpetuarse a travs de las conciencias.

Se nos ha marchado uno de los imprescindibles. Por lo menos, nos ha dejado sus obras, y la enseanza, que fue enorme, y arraig en tantos estudiantes y compaeros. Mucho me temo que a Vicente Romano le quedan muchos aos de vigencia entre nosotros.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter