Portada :: Mxico
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 18-11-2014

Migracin internacional de campesinos mexicanos a Estados Unidos
Entre las carencias histrico-estructurales y la ausencia de derechos

Guillermo Castillo Ramrez
Rebelin


Migracin Mxico-Estados Unidos, proceso multifactorial

La migracin transfronteriza de campesinos mexicanos hacia Estados Unidos (EU) es un proceso social con ms de un siglo de historia que comprende diversas regiones de Mxico y que hunde sus remotos orgenes entre fines del siglo XIX y principios del XX, en el contexto histrico de la demanda de mano de obra por parte de los grupos y lites socio-econmicas del suroeste norteamericano con miras al desarrollo econmico de ese pas y en el contexto del xodo de mexicanos que se desplazaban hacia la frontera norte en busca de trabajo y huyendo de la violencia del periodo armado de la Revolucin mexicana de 1910 (Durand, 1991) (Durand, 2007) (Durand y Massey, 2003). Dentro de los contingentes de millones de mexicanos que sin documentacin fronteriza han cruzado la frontera Mxico-EU desde hace dcadas a la actualidad, una gran parte proceden de las reas rurales de Mxico. En este tenor, para fines de la primera dcada del presente siglo, de acuerdo a los datos de la Encuesta sobre Migracin en la Frontera Norte de Mxico, poco ms del 65 por ciento de los migrantes mexicanos que en 2007 se dirigan a EU eran originarios de zonas rurales ( EMIF Norte, 2007) . No obstante, cabe resaltar que, debido a las transformaciones econmicas y polticas de finales del siglo XX realizadas por el Estado mexicano con la intencin de insertar al pas en el sistema econmico globalizado, se produjo un considerable incremento de este complejo proceso migratorio. Los campesinos, ante la carencia de derechos sociales constitucionales por parte del Estado (trabajo, servicios mdicos, educacin) que les proporcionara condiciones de existencia material dignas, buscaron opciones por s mismos y descubrieron en la migracin y las remesas los insumos econmicos necesarios para ellos y sus hogares. Esto se dio en el contexto de la llegada de los grupos y lites de tecncratas priistas a la direccin del Estado mexicano, cuyos orgenes nos remiten a la crisis del precio del petrleo y los gobiernos de De la Madrid y Salinas. Los gobiernos en turno optaron por un cambio abrupto en las polticas estatales hacia el campo y el agro mexicano, lo cual propici un drstico menoscabo de las economas campesinas de gran parte de las localidades y comunidades rurales de Mxico.

La migracin y los problemas histrico-estructurales en la era de la globalizacin

Si ya antes, debido a la desigualdad tolerada y fomentada por las instituciones oficiales durante gran parte del siglo XX, la pobreza extrema y las carencias de servicios mdicos y educativos en Mxico se focalizaban en el zonas rurales (particularmente aquellas con poblacin indgena), a partir de los gobiernos neoliberales de fines del siglo pasado aument considerablemente la precarizacin de las condiciones de vida de los campesinos y los grupos tnicos. A la exclusin histrico-estructural que se gest durante el Estado nacional capitalista mexicano de gran parte del siglo XX, se sum la deliberada tendencia neoliberal de desplazar a un segundo trmino al agro mexicano, privilegiando de otros sectores socio-econmicos nacionales y extranjeros. Las transformaciones orientadas y dirigidas por la poltica estatal que generaron esta situacin fueron de diversa ndole: (A) Hubo un decrecimiento muy fuerte de los recursos dirigidos a los campesinos, como parte de estas polticas inici un vertiginoso desmantelamiento de la Compaa Nacional de Subsistencia Popular (CONASUPO) y otras empresas paraestatales (INMECAFE, ALBAMEX, TABAMEX, entre otros). (B) Tambin hubo una reduccin importante a los apoyos econmicos (prstamos, crditos, etc.) orientados a la produccin agrcola campesina, ejemplo de esto fue el decrecimiento de la actividad de Banco Nacional de Crdito Rural (BANRURAL) y su posterior y constante adelgazamiento. (C) No menos relevante y de severas repercusiones fue la reforma del artculo 27 constitucional en 1992, reforma del sexenio salinista que, adems de concluir con el proceso de reparto agrario, abra de facto la puerta a la privatizacin de las tierras ejidales y comunales, as como allanaba el camino para el despojo de los campesinos e indgenas por parte de capitales nacionales y extranjeros. (D) Aunado a la anterior, hubo tambin una cada sostenida de los recursos financieros estatales orientados al mantenimiento y creacin de infraestructura y servicios destinados a la produccin y circulacin agrcola campesina. Frente al panorama de un campo abandonado y sin el respaldo necesario para la recapitalizacin de la agricultura, muchos campesinos buscaron fuera de sus comunidades y localidades de origen y por sus propios medios los mecanismos para generar los recursos econmicos para la satisfaccin de sus necesidades y la reproduccin de sus condiciones de vida y las de sus familiares; uno de los mecanismos ms socorridos fue la migracin al norte, en busca de trabajos en la agricultura norteamericana.

Poltica neoliberal en el agro y crisis de las economas campesinas

No obstante, tambin acontecieron diversos procesos que no slo competan a la relacin entre las instituciones estatales y los campesinos y que tambin impactaron drsticamente las economas agrcolas mexicanas y, de paso, estimularon la migracin. El primero de ellos estuvo vinculado a la cada de los precios de los cultivos destinados al intercambio mercantil que tenan los campesinos (como por ejemplo el caf); travs de la venta de las cosechas de estos cultivos los campesinos obtenan el dinero que necesitaban para comprar todos aquellos artculos que no producan por ellos mismos. Si las cosechas valan menos debido a la volatilidad de los mercados internacionales y nacionales, era menor el dinero obtenido y se acentuaba la escasez en los hogares rurales. Otro factor que ha contribuido a mermar la obtencin de recursos monetarios en las economas campesinas es la disminucin de las cosechas (para venta y autoconsumo) debido al cambio climtico y el calentamiento global, efectos del desarrollo del capitalismo industrial y su concomitante consecuencia la contaminacin; la escasez o sobreabundancia de lluvias relacionadas con el cambio climtico y el calentamiento global han mermado la produccin agrcola reduciendo las cosechas.

Por otra parte y de manera paralela, como consecuencia de las mltiples crisis econmicas nacionales (finales de 1994 y 2008) e internacionales (finales de 2008) y de la inflacin a ellas vinculadas, los campesinos han experimentado en las ltimas dcadas del siglo XX y las primera del XXI el creciente incremento del valor econmico de los artculos que necesitan para su vida diaria. Al mismo tiempo que los campesinos ganan cada vez menos dinero con la agricultura y la venta de sus cosechas, las cosas cada vez cuestan ms, generndose una espiral de pobreza que los obliga a buscar fuentes alternas de dinero, donde el Estado elude por completo sus responsabilidad para con sus ciudadanos de las zonas rurales. El campo cada vez produce menos y, al mismo tiempo, cada ao es ms necesario el dinero y en mayores cantidades. En este escenario la migracin al norte, proceso ya conocido ampliamente en varias regiones rurales, se vuelve una estrategia temporal pero claramente viable y socorrida. Los dlares ganados con sudor y sangre de los campesinos-migrantes mexicanos en Estados Unidos rinden mucho ms en Mxico. Lo previamente descrito nos lleva a una lectura distinta y mucho ms compleja de la migracin. Si bien es cierto que la migracin puede proveer de recursos econmicos a los campesinos y sus hogares, no es menos cierto que tambin es resultado de la ausencia histrico-estructural de los derechos sociales constitucionales y que es resultado de la incapacidad del Estado para garantizar a los habitantes de las zonas rurales empleos dignos y bien remunerados, servicios de salud eficientes y escuelas para sus hijos.

La migracin, las ambiguas relaciones entre el Estado y los campesinos.

La migracin contempornea de campesinos mexicanos que, sin documentos migratorios y a travs de sus propios medios y redes y mediante enormes esfuerzos, se desplazan a Estados Unidos (EU) en bsqueda de mejorar su situacin de vida es un vasto proceso social que tiene que ver con asuntos de carcter econmico y de la falta de desarrollo social y material en gran parte de las zonas rurales del territorio de Mxico (Bustamante, 1975 y 1997). No obstante, tambin hay otro marco contextual que no se puede pasar por alto al leer este complejo fenmeno social, estas migraciones, en su gnesis y realizacin, tienen un carcter histrico-poltico que se hace poco visible: las condiciones de vida y los niveles de bienestar del campo mexicano (particularmente de los campesinos y de algunos pequeos y medianos propietarios) que estimulan la migracin se explican tambin desde el tipo de relaciones de desigualdad que el Estado y sus instituciones han tenido las ltimas dcadas para con estos grupos del sector rural (Castillo, 2010 y 2010a). El Estado mexicano no trata igual a todos sus ciudadanos. Si bien a nivel de los marcos jurdicos y de la Constitucin mexicana no hay diferencia entre ciudadanos y todos tendran hipotticamente los mismos derechos y obligaciones (y no debera de haber diferencia ante la ley), en la prctica y el ejercicio efectivo de la poltica oficial lo que priva y es moneda corriente es la parcialidad y el trato diferenciado. En los hechos, como en la poltica real, para el Estado mexicano ni todos eran iguales, ni valan lo mismo. Esto permite entender porque las zonas rurales, especialmente aquellas con una alta poblacin indgena y con economas de auto-produccin campesina con muy poca o escasa tecnologa agrcola moderna-occidental, han sido estructuralmente olvidadas y poco atendidas por el Estado, concentrndose en dichas regiones la pobreza extrema, bajsimos niveles de ingreso, salarios nfimos y la parcial o total carencia de servicios de salud y educacin. Como un alarmante indicador de la desigualdad poltica econmica fomentada y tolerada por el Estado, tenemos un triada compleja y vasta entre precariedad material, entornos rurales y grupos indgenas; expresin de esto es que los grupos tnicos con actividad agrcola que habitan en las zonas rurales de Guerrero, Oaxaca y Chiapas tienen los niveles de ingreso ms bajo, los ndices de mortalidad materna e infantil ms elevados y la menor esperanza de vida del pas (PNUD, 2010) (INEGI, 2012). El escenario previamente descrito lleva a la consideracin de que, haciendo un balance de los precarios niveles de vida, los campesinos son ciudadanos de segunda y, de facto, estn selectiva o totalmente relegados de los beneficios y derechos sociales que, de acuerdo al marco jurdico constitucional, el Estado mexicano debera proveerles.

La migracin, los sinuosos senderos de la comunidad al norte

Esta relacin de desigualdad (entre los campesinos, el Estado y otros grupos) no se limita a los escenarios de precariedad material que privan en las comunidades de origen y que estimulan y posibilitan el proceso migratorio; no se agota en las posibles causas materiales y en lo que los diversos estudiosos de la migracin han denominado como los factores o condiciones econmico-materiales que generan la expulsin de los migrantes. La migracin tampoco se acota nicamente a los migrantes como actores fundamentales del proceso migratorio, tambin toca a los familiares, amigos y conocidos de los campesinos temporalmente ausentes, as como a otros grupos sociales de Mxico y EU. Adems, esta desigualdad a su vez est presente en las diversas dinmicas sociales que estn vinculadas o implicadas en la migracin y que remite a las diversas etapas y vivencias que experimenta el migrante en su experiencia migratoria. (1) Primero la salida de los lugares de origen y el trnsito a travs de Mxico, mediante las redes familiares y sociales con que cuenta el migrante campesino. (2) Despus, el arduo y riesgoso proceso de cruce por la frontera que, adems de considerables costos econmicos, representa un peligro fsico real y efectivo para el migrante. Por lo general y a ltimas fechas, los migrantes tienen que hacer varios intentos antes de lograr cruzar la frontera y continuar con su trayectoria y experiencia migratoria. Desde que se cerr la frontera internacional a mediados de la dcada de 1990 y a la fecha, miles de mexicanos han muerto en su intento por cruzar la frontera. (3) Posteriormente, el proceso de insercin social y laboral en los lugares de destino en un pas extranjero, primero mediante la llegada con los parientes y conocidos que ya residen en EU y reciben al migrante, acto seguido con la bsqueda e incorporacin a los trabajos (por lo general no calificados) a los que tienen acceso el recin llegado. (4) Luego, el envo de dinero a las comunidades de origen y la comunicacin a travs de diversos medios tecnolgicos (principalmente telfono y recientemente redes sociales como facebook y otras plataformas de Internet) entre el migrante y sus familiares y conocidos. (5) Finalmente, el regreso del migrante al lugar de origen; o, como en muchos casos acontece, la permanencia del migrante en el pas vecino.

La migracin y la falta omisin de derechos 

En el transcurso de las diversas etapas de su experiencia migratoria y de trabajo en EU, los campesinos migrantes experimentan diversos procesos de marginacin y exclusin de parte de los gobiernos de Mxico y Estados Unidos, as como por parte de organizaciones delictivas y otros grupos sociales. (A) En los lugares de origen y procedencia los campesinos estn sujetos a una poltica de corte neoliberal que no apoya a los productores orientados a la agricultura de autoconsumo. En los hechos, y desde hace dcadas, hay un abandono sistemtico del campo por parte del Estado mexicano, particularmente los regmenes neoliberales. En trminos generales, no hay tampoco oportunidades laborales redituables y justas en los entornos rurales y las actividades de produccin agrcola de los ejidatarios, comuneros y pequeos propietarios estn muy mal remuneradas; si bien an en ciertos lugares todava es viable el trabajo de la tierra para la auto-subsistencia, la agricultura comercial campesina est en un severo debacle. El contexto se complementa con los deficientes y escasos servicios mdicos y educativos. A lo anterior se suma tambin el hecho de que, para las nuevas generaciones, hay problemas de acceso, uso y tenencia de la tierra; dado el crecimiento de la poblacin rural de las ltimas dcadas es necesario incrementar la tierra para beneficio y subsistencia de los campesinos jvenes. En este escenario de clara precariedad para los campesinos, la migracin emerge como una alternativa para la generacin temporal de recursos econmicos. (B) Despus, cuando los campesinos salen y en el transcurso de la movilidad geogrfica de trnsito a EU y el cruce de la frontera norte, estn sujetos a abusos de diversa ndole por parte de instituciones (en Mxico y EU) y de otros grupos sociales: las autoridades mexicanas no garantizan el derecho de libre trnsito de los migrantes por el territorio nacional; por su parte, los grupos delictivos del crimen organizado en Mxico (a veces coludidos con las autoridades y con los coyotes y/o polleros) extorsionan, roban y en ciertas ocasiones privan de su libertad y asesinan a los migrantes en el intento por cruzar la frontera; ya en EU son frecuentes los abusos y el ejercicio de la violencia fsica y simblica de algunos miembros de la boder-patrol y de grupos conservadores norteamericanos (como los minute-man). (C) Una vez que, tras varios intentos infructuosos, llegan a EU a los lugares de destino y se insertan en diversos trabajos manuales (la empresa de la construccin, los servicios, la agricultura en las actividades de pizca, riego, cosecha, etc.), una vez ms los migrantes experimentan nuevos procesos de marginacin laboral, migratoria y socio-cultural. En el mbito laboral los campesinos migrantes mexicanos estn sujetos a diversos procesos de explotacin: 1) el pago en dlares que reciben los migrantes por hora trabajada es menor al que ganan los norteamericanos, adems, por lo regular, los mexicanos trabajan ms de ocho horas de manera cotidiana; 2) generalmente, cuando son contratados, los migrantes no tienen las condiciones de seguridad e higiene adecuadas para la realizacin de su trabajo; 3) tampoco tienen derecho a servicios regulares de orden mdico; 4) y, finalmente, la ausencia parcial o total de derechos laborales se manifiesta en que las condiciones de trabajo las impone el patrn y el empleador, quien puede despedir a los migrantes cuando lo desea. Esta situacin de precariedad laboral de los migrantes contrasta con los claros beneficios netos que estos campesinos mexicanos aportan a la economa norteamericana: pagan impuestos, compran diversos productos y producen una derrama econmica fuerte, al recibir un salario menor y carecer de derechos sociales y laborales generan mayores ingresos a los empleadores norteamericanos. En resumen, los campesinos mexicanos migrantes estn sometidos a varios niveles de exclusin. Primero, por no contar con documentos, estos migrantes estn en una situacin migratoria irregular de la que se benefician deliberadamente sus empleadores en el pas de destino; as mismo, como ciudadanos de un Estado nacional con una relacin de poder desigual y asimtrica con EU, son mexicanos sin derechos en el extranjero, individuos a los que no defiende el Estado de su pas de origen. Segundo, adems, por su situacin migratoria y su nacionalidad mexicana, los migrantes estn inmersos en relaciones laborales desiguales e irregulares, fuera del marco de las leyes laborales norteamericanas, son considerados mano de obra barata y desechable (Bartra, 2002). Por ltimo, debido al desconocimiento parcial o total de la lengua y los diversos cdigos de comportamiento de los individuos del pas de origen, los migrantes pueden estar expuestos a dinmicas de exclusin social y cultural por parte de los ciudadanos norteamericanos.

Los migrantes, agentes que se organizan

Sin embargo, los campesinos migrantes mexicanos no son sujetos inermes que se limitan a ser vctimas y soportar de manera pasiva estas dinmicas de exclusin y discriminacin (Velasco, 2002) (Castillo, 2010). Por el contrario, las experiencias de los migrantes muestran sus diversas capacidades de organizacin y accin colectiva en diversos mbitos y lugares del pas de origen y del lugar de destino (Velasco, 2005) (Castillo, 2010a). Gracias a las redes familiares y comunitarias, los migrantes que ya residen en EU ayudan a sus congneres que estn en la comunidad a realizar la travesa migratoria (Velasco, 2005a y 2008) (Castillo, 2010b). Tambin es cierto que frecuentemente los migrantes que ya se encuentran en el norte, distribuyen y socializan los recursos econmicos y sociales que generan para ayudar a sus parientes y amigos que se encuentran en sus lugares de origen, as como contribuyen con la comunidad desde la lejana (Velasco, 2002) (Castillo, 2010). As mismo, a los migrantes el vivir conjuntamente en EU les permite construir redes de apoyo y solidaridad entre ellos para sortear las diversas adversidades que enfrentan en los lugares de destino y los sitios de trabajo.

Bibliografa.

Bartra, Armando. (2002) Los derechos del que migra y el derecho de no migrar, dislocados, Seminario Remesas y Desarrollo 26 y 27 de septiembre, Programa de Derechos Humanos de la Universidad de Chicago

Bustamante, Jorge. (1975) Espaldas mojadas: materia prima para la expansin del capital norteamericano, COLMEX, Mxico.

_______________. (1997) Cruzar la lnea. La migracin de Mxico a los Estados Unidos, Fondo de Cultura Econmica, Mxico.

Castillo, Guillermo. (2010) Las veredas entre el desierto y la ciudad. Reconfiguracin de la identidad en el proceso histrico de cambio de los Tohono Oodham , Tesis de Doctorado, FFyL-UNAM. D.F., Mxico.

_________________________. (2010a) Between Northwest Sonora and Southwest Arizona: Mobility and Social Relations between the Odham Communities in Mexico and United States, en la revista Americana: E Journal of American Studies in Hungry. Volumen VI, Nm 1, Primavera del 2010.

________________________. (2010b) Polticas de discriminacin tnica y cambio cultural en el desierto de Altar, en el noroeste de Mxico, en la revista Controversias y Concurrencias Latinoamericanas. Asociacin Latinoamericana de Sociologa, Nmero 3, ao 2, octubre 2010., pp 189-216.

Durand, Jorge. (Compilador). (1991) Migracin Mxico-Estados Unidos. Aos veinte. CONACULTA, Mxico.

____________. (1998) Poltica, modelos y patrn migratorios: el trabajo y los trabajadores mexicanos en Estados Unidos, COLSAN, Mxico.

_____________. (2007) Braceros: las miradas mexicana y estadounidense: antologa (1945-1964) , LX Legislatura, el Senado de la Repblica, Mxico.

Durand, Jorge y Massey Douglas. (2009) Clandestinos, Migracin Mxico-Estados Unidos en los albores del siglo XX, UAZ, Miguel ngel Porra, Primera reimpresin, Mxico.

Instituto Nacional de Geografa y Estadstica. (2012) Perspectiva estadstica Chiapas, INEGI, Mxico.

El Colegio de la Frontera Norte. (2007), Encuesta sobre Migracin en la Frontera Norte de Mxico, COLEF, Tijuana, Mxico.

Programa de la Naciones Unidad. (2010) Informe Sobre Desarrollo Humano de los Pueblos Indgenas en Mxico. El reto de la desigualdad de oportunidades, PNUD-CDI, Mxico.

Velasco, Matilde Laura. (2002) El regreso de la comunidad migracion indgena y agentes tnicos. Los mixtecos en la frontera mexicoestados unidos. COLFEF-COLMEX, Mxico.

_______________________. (2005) Mixtec transnational identity . The University of Arizona.

______________________ . (2005a) Desde que tengo memoria. Narrativas de identidad en indgenas migrantes . COLEF-CONACULTA, Mxico.

_______________________ . (2008) Migracin, fronteras e identidades tnicas transnacionales. COLEF-Porra, Mxico.

Blog del autor: http://unam.academia.edu/GuillermoCastilloRamire

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter