Portada :: Mxico
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 28-11-2014

Pea Nieto (y Mancera) provocadores y escarmentadores del Estado represor

Miguel ngel Adame C.
Rebelin


En ocasiones como la presente se hace visible la violencia estructural del sistema []. El rgimen haba exhibido parcialmente la violencia latente; haba usado el miedo y la violencia institucionalizada como herramientas para el disciplinamiento social, logrando una cierta adhesin pasiva de sectores de poblacin que ms bien se asemejaba a una sumisin servil []. La violencia practicada desde el poder para conservar las injustas estructuras en beneficio de unos pocos es producto de la falta de razn. La violencia institucionalizada es la irracionalidad social exacerbada. Atrapado, desenmascarado por los hechos de Atlatlaya e Iguala, el rgimen ha quedado desnudo. Las fuerzas del orden exhibidas. Con base en recursos demaggicos, sofismas y mentiras, Pea y sus aclitos en los medios pretenden dividir a los mexicanos entre buenos y malos, pacficos y violentos. Llaman orden al desorden, paz al miedo, justicia al hambre y desarrollo al desempleo. Buscan seducir, persuadir, ablandar, y usan agentes provocadores y propaganda negra como bandera falsa para legitimar detenciones arbitrarias y sembrar un terror paralizante entre los jvenes. Quieren desactivar el descontento, la protesta, la rebelda; la digna rabia y la contraviolencia de los de abajo [] ante la violencia estructural y su corolario, la violencia institucionalizada.

Carlos Fazio


Para describir poltica y diplomticamente la situacin actual que vive concretamente la presidencia de la Repblica, y de manera ms general, su gobierno, encabezado por Enrique Pea Nieto, se han utilizado varios trminos semejantes y, de alguna manera, complementarios: deslegitimado, desprestigiado, arrinconado, desesperado, acorralado, atrapado.

Tiene pocos meses (febrero de 2014) de que lo medios conservadores periodsticos publicitarios, representados por la Revista norteamericana Time, le concedieron la portada bajo el cristiano lema de Saving Mexico; y en sendas entrevistas a sus secretarios de Gobernacin y de Hacienda los llamaron en este mismo medio Comit para salvar Mxico. Igualmente en su visita a Estados Unidos la fundacin interreligiosa La Appeal of Conscience le entreg, el "Premio Estadista Mundial 2014" por su liderazgo y por tomar decisiones que han dado un "decidido impulso hacia adelante a su pas y a su pueblo"1. Michael Crowley en el Time internacional consigna en su entrevista a Pea Nieto que ste se concibe a s mismo como un fresco y joven reformista2. Todos los organismos y agencias mundiales del capitalismo neoliberal estaban de plcemes con la imposicin al pueblo mexicano del segundo ciclo de reformas neoliberales logradas en un ao por su gobierno a travs del Pacto por Mxico. Especialmente el gobierno y las trasnacionales norteamericanas que vean que nuevamente se le pona la mesa servida para sus neo-negocios y neo-dominios. As es como Barack Obama declara en ese mismo mes que: Un Mxico pujante pondr viento en las velas econmicas de Estados Unidos y reducir an ms el nmero de migrantes que cruzan la frontera de manera ilegal.

La matanza con tiros de gracia de Atlatlaya (Estado de Mxico), la madrugada del 20 de junio de 2014, de jvenes supuestamente delincuentes, a manos de miembros del ejrcito mexicano y la manipulacin de la escena por parte de los militares asesinos empez a crear dudas de la actuacin de esa agencia militar sustento primordial de los gobiernos de Felipe Caldern (2006-2012) y de Enrique Pea.

Pero fue a raz del 27 de septiembre de 2014, un da despus de la masacre de Iguala de los estudiantes normalistas de Ayotzinapa, Guerrero, que las cosas comenzaron a cambiar para Pea Nieto y su gobierno. Su falta de reaccin, su incapacidad para dar respuestas, su lavado de manos inicial, su contrarreaccin tarda, dbil, evasiva y timorata mostraron su verdadero rostro (el de l, el de su gobierno y el del Estado neoliberal criminal mexicano3). Las acciones y movilizaciones populares masivas encabezadas por los normalistas que sobrevivieron y por los padres de los secuestrados-desaparecidos, le arrancaron su guapa y altanera mscara: apareci la calavera con su guadaa4. Este suceso retrata con exactitud el cambio que sufri en la percepcin internacional de las lites en unos das el estatus de Pea Nieto y su gobierno. Un titular periodstico atina en sealar lo sucedido: A Pea Nieto se le cay el show del Saving Mxico5. Inmediatamente aparecieron las declaraciones y las opiniones de preocupacin y luego de alarma en torno a sus capacidades antes alabadas. Ni la entrevista que tuvo el presidente el 29 de octubre en la casa oficial con los padres y familiares de los 43 desaparecidos y los jvenes muertos lograron calmar las cosas; por el contrario, ante incumplimientos de acuerdos signados en los Pinos y las tcticas desviacionistas hacia la bsqueda con vida de los desparecidos, los familiares y un buen sector de la sociedad mexicana agraviada despus de ms de 30 aos de neoliberalismo extremo en Mxico, aumentaron sus exigencias de presentacin con vida de los secuestrados por el narcoEstado militar-policial mexicano: vivos e los llevaron, vivos los queremos! El montaje preparado por el titular de la PGR Murillo Karam para demostrar que los estudiantes desparecidos haban sido calcinados por el grupo de sicarios los guerreros unidos, y para justificar la gira presidencial al extranjero (9 al 15 de noviembre), le ech ms diesel al fuego de la indignacin y el hartazgo contra el gobierno. Justo en el momento de su partida se extendi como reguero de plvora la noticia de la adquisicin por parte de la pareja presidencial de una casa superlujosa valuada en 7 millones de dlares de la en la zona superexclusiva de la ciudad de Mxico conocida como Las Lomas de Chapultepec. El vocero presidencial quiso aminorar el escndalo pero lo que hizo fue la opinin pblica asociara esa casa a actos corruptos de Pea Nieto y de su esposa Anglica Rivera, la actriz exclusiva del consorcio televisivo que impuls y apoy la candidatura de su marido.

Presagios de la mano dura y la cara maquillada

Despus de su viaje internacional a China y a Australia, Pea Nieto puso inmediatamente manos a la obra al ver que el enardecimiento social segua y ahora l y su familia estaban sealados de enriquecimiento ilcito. Lo primero que hizo a su llegada a Mxico fue advertir y amenazar a las protestas sociales y al periodismo denunciador al endurecer sus discursos declarando cosas como las siguientes: El Estado est legtimamente facultado para usar la fuerza y para restablecer el orden, no se pude permitir los actos de la violencia o de vandalismo, y ms cuando afectan derechos de terceros. Unos das despus manej la hiptesis de los grupos desestabilizadores, de la siguiente manera: Al amparo de esta consternacin social que hay por los hechos de dolor y de horror (...) hemos advertido los movimientos de violencia que, al amparo y al escudo de esta pena, pretenden hacer valer protestas que, a veces, no est claro su objetivo. Pareciera que respondieran a un inters general de generar desestabilizacin, de generar desorden social y, sobre todo, de atentar contra el proyecto de nacin que hemos venido impulsando6.

Mientras tanto la pareja presidencial se afan intilmente en aclarar el caso de la propiedad de la Lomas llamada popularmente La casa blanca; esta vez la protagonista fue la actriz y primera dama Anglica Rivera que a travs de la difusin televisiva de un video previamente grabado trat de justificar, a partir de sus ingresos de aos de trabajo en Televisa, la compra de ese multimillonaria mansin, y termin su alocucin diciendo que vendera dicha propiedad. Las actitudes mostradas por la primera dama no convencieron a nadie ms que a su marido y los das siguientes el video-clip y su contenido fueron objeto de mofas, de desmentidos y de contra-videos en las redes virtuales. Mientras tanto los discursos del presidente insistan en la condena a los desrdenes y en el imperio la fuerza del Estado y del estado de derecho, al tiempo que desde su experiencia de estratega represor de Atenco (2006) preparaba su plan para iniciar la contencin social mediante el amedrentamiento, la infiltracin y la brutalidad policiaca. En efecto, el tradicional desfile militar en el Zcalo capitalino se suspendi y Pea Nieto y su Gabinete se refugiaron en la campo militar marte en la ceremonia de elogios, condecoraciones y ascensos militares (marina y ejrcito).

Todo esto en vsperas y durante la realizacin de la Cuarta gran jornada de accin global por Ayotzinapa. Este da, 20 de noviembre, es emblemtico para la conmemoracin de la gesta revolucionaria de 1910; de esta manera, despus de que por algunos das tres Caravanas de los normalistas y los familiares haban recorrido varias partes del pas, se concentraran en tres puntos simblicos (plaza de las culturas en Tlatelolco, ngel de la Independencia y plaza de la Revolucin) para marchar junto con los cientos de miles de indignados mexicanos rumbo a la plancha del centro histrico de la Ciudad de Mxico.

EL escenario

El escenario estaba preparado para el plan provocador, represor y escarmentador del narcoEstado mexicano (con aval por accin, aceptacin u omisin de la mayora de la clase poltica y la oligarqua mexicana, y con asesora e intervencin directa del FBI y la DEA norteamericanas infiltradas en los altos mandos de la marina, del ejrcito y de los cuerpos policacos).

Escena 1

El 19 de noviembre a temprana hora Pea Nieto, su gabinete de seguridad y sus asesores se renen para ultimar los detalles del plan. Pea Nieto personalmente da las instrucciones precisas y contundentes y pide acatarlas por el bien de su proyecto de salvacin nacional ante el embate de los desestabilizadores (anarquistas, marxistas, terroristas, guerrilleros, conspiradores, etc.) de toda calaa. Manda con sigilo y presteza girar rdenes a todos los mandos policacomilitares (particularmente estado mayor presidencial, batallones del ejrcito y la marina en el DF, y cuerpo de granaderos para tareas especiales) de que lleven a cabo coordinadamente y puntualmente el plan, seala que todas las autoridades (polticas y judiciales) estn de acuerdo y avisadas y que Miguel ngel Mancera ha colaborado entusiastamente con l y ha puesto a su total disposicin a sus subordinados; especialmente destaca el papel que tendrn la PGR (Procuradura General de la Repblica) Y PGJDF (Procuradura General de Justicia del Distrito Federal.

Escena 2

Es el inicio de la represin anunciada. El da 20 de noviembre por la maana. Se ven por varias de las avenidas de la ciudad de Mxico algunos camiones del ejrcito mexicano repletos de militares vestidos de civil y embozados listos para actuar, se dirigen a las inmediaciones del Aeropuerto de la Ciudad de Mxico (AICM), donde se preparan para actuar violentamente infiltrndose a un contingente de aproximadamente 100 jvenes que intentaban bloquear los accesos al Aeropuerto; hay varios enfrentamientos entre estos grupos con piquetes de policas-granaderos de la Secretara de Seguridad Pblica del Distrito Federal (SSPDF). stos repelen a los embozados y golpean, maltratan y apresan selectivamente a jvenes implicados y no implicados en los hechos7.

Escena 3

Entrando la noche, los contingentes de la multitudinaria y combativa marcha llegan masivamente a la plancha del zcalo, siguen incansables coreando sus consignas Fue el Estado y Fuera Pea Nieto. A mitad de la plancha los festivos manifestantes queman un enorme monigote con la efigie del ocupante de los Pinos. En el templete principal los familiares y compaeros de los estudiantes desparecidos de Ayotzinapa denuncian que el pas est plagado de fosas clandestinas, que el gobierno sabe dnde estn los 43 normalistas, de que estn decididos a cambiar de una vez por todas el pas, de que si Pea se dice facultado para usar la fuerza pblica el pueblo tambin tiene facultades y de que invitan a los asistentes a que se retiren a sus casas tranquilamente a meditar que pasos hay que seguir para que la lucha se fortalezca.

Mientras los cansados pero no agotados familiares van saliendo de la plancha ya pasadas las 8 de la noche; los cuerpos represivos civiles y militares, previamente drogados y adiestrados de cmo actuar, se alistan para actuar la siguiente parte del plan. Un grupo de jvenes que se decan anarquistas, la mayora nuevamente embozados (eran casi los mismos de la escena 2), comienzan a remover las vallas metlicas que resguardaban el acceso al palacio nacional, a pesar de los gritos insistentes de la mayora de los manifestantes asistentes que todava quedaban de no a la violencia y fuera provocadores; los embozados arrojan objetos incendiarios, botellas, cohetones y piedras contra los elementos del Estado mayor Presidencial y granaderos de la polica federal que se encontraban apostados afuera de los accesos del palacio nacional8. stos estuvieron respondiendo (tambin bajo los estmulos de las drogas) por un buen rato intermitentemente con chorros de gases pero no avanzaban, fue hasta que se lanzaron dos bengalas al aire (cerca de las 10 de la noche) como seal del inici de la operacin barrido que los granaderos se lanzaron indiscriminadamente contra todos las personas (manifestantes o no, incluidos periodistas, vendedores, comensales de restaurantes, nios y personas mayores) que estaban en el zcalo y sus alrededores, toleteando, pateando, golpeando, aplastando, gaseando y deteniendo selectivamente a los jvenes sospechosos. Varias de las personas agredidas que pidieron auxilio a las camionetas de la Comisin de Derechos Humanos del Distrito Federal apostadas en esas calles fueron ignoradas a propsito.

Los policas hasta donde se sabe no desaparecieron a los detenidos, pero los concentraron al lugar previamente acordado: la Subprocuradura Especializada en la Investigacin de Delincuencia Organizada (Seido).

Escena 4

Durante todo el 20 de noviembre Pea Nieto reciba informacin de los operativos del plan, media hora antes de la medianoche finalmente recibi el reporte final que fueron a notificarle personalmente los mandos superiores militares, marinos y policacos incluido el jefe de la SSPDF. Todo haba salido conforme al Script, Pea Nieto hizo dos llamadas rpidas primero al embajador norteamericano para darle la buena nueva y luego habl con Mancera para felicitarlo por su cooperacin, ste le dijo que estaba a sus rdenes y se alegraba por el escarmiento; posteriormente busc a Anglica para darle la noticia y juntos se fueron a dormir muy satisfechos, pues dijeron- parte de su orgullo herido comenzaba a recuperarse.

A esa misma hora los infiltrados militares vestidos de civil que participaron embozados en las refriegas ya roncan plcidamente en sus habitaciones despus de haber cenado opparamente.

Escena 5

El 21 y 22 de noviembre, los 31 detenidos estn en los separos de la SEIDO, la PGR de Murillo Karam a partir de las acusaciones de los policas-granaderos represores (y a stos quin los puede acusar, enjuiciar y castigar?) les fincan en colaboracin estrecha con la PGJDF un catlogo de delitos aplicando todo el peso de la ley (dice ms que satisfecho el procurador) como: ataques de la paz pblica, portacin de objetos aptos para agredir, ultrajes a la autoridad, dao en propiedad ajena, lesiones; y especialmente a 11 de ellos (7 varones mexicanos un chileno y 3 mujeres) se les imputa terrorismo, homicidio en grado de tentativa y delincuencia organizada, pero finalmente se les consigna por asociacin delictuosa, motn y homicidio. Se les remite al Centro de Readaptacin Social 5 oriente en Villa Aldama Veracruz y a las mujeres al Centro Federal Femenil Noroeste Tepic Nayarit.

A ninguno de ellos y ellas se les respetaron mnimamente sus derechos humanos pues todas les detenciones fueron arbitrarias pero selectivas (ser joven y traer mochilas, usar tenis, tener el pelo largo, etctera). Fueron no slo agredidos y golpeados sino tambin incomunicados, amenazados y torturados. Adems los propios encargados de los procesos, los agentes ministeriales del Ministerio pblico de la Federacin sealaron que por rdenes de muy arriba les sembraron esos graves delitos; todo conforme al Script del escarmiento ejemplar.

Las comunidades de las escuelas y de los lugares de donde provenan lo manifestantes pacficos que las policas tomaron como chivos expiatorios se movilizan, por las redes sociales se llama a nuevas protestas para sacarlos de los centros de disciplinamiento. Por el lado de los inquietos y rebeldes de la sociedad en vez de miedo crece la rabia pero ahora recorre con ms claridad las necesidades de avanzar en la autodefensa y la precaucin colectivas, y en generar otras maneras ms organizadas de lograr los objetivos inmediatos: libres y vivos se los llevaron, libres y vivos los queremos! y fuera Pea, fuera Mancera, fuera todos!

Escena 6

Los das siguientes vienen los cnico discursos re-legitimadores del orden social re-establecido: a) para generar la percepcin que los responsables de la inseguridad del pas no son los del Estado sino los que protestan; b) para justificar sus violencias y arbitrariedades amparados en el estado de derecho burgus; y c) para segn ellos abonar a que Pea Nieto y todos los poderes legales y fcticos del Estado-gobierno tengan un respiro e impongan nuevos pactos cupulares engaabobos y nuevas medidas placebas

Veamos cuatro ejemplos. El Jefe de Gobierno del DF Miguel ngel Mancera: Sihay violencia la Polica responder (clap, clap, clap!) El secretario de gobernacin Osorio Chong: Jams ser la violencia va para obtener justicia (clap, clap, clap!). El elocuente secretario de Marina Castro Sobern: reprob los actos violentos protagonizados por encapuchados, que son grupos minoritarios mezquinos que generan violencia y destruccin . Sobern dijo que ante la situacin que vive el pas, estn dispuestos a combatir la ilegalidad y hacer cumplir la ley y el orden pues es lo que en estos momentos los mexicanos demandan. Finalmente Indic que las Fuerzas Armadas respaldarn las firmes decisiones del presidente Enrique Pea Nieto para consolidar su proyecto, que es mover a Mxico9 (super claps, claps, claps!).

El Director de la polica del DF Rodrguez Almeida: Felicito a mi personal por el trabajo demostrado, por el gran valor, gallarda, responsabilidad y sobre todo porque restablecieron el orden pblico le guste a quien le guste (super sic!)

A manera de conclusiones

Como en todos los represores encumbrados en el poder habidos en la historia, la alharaca discursiva en torno a la legitimidad de la violencia estatal y luego el paso justificatorio de la represin planeada para inhibir las protestas sociales reflejan un perfil pusilnime y cobarde. Pea Nieto desde que fue gobernador en el Estado de Mxico mostr y demostr ese perfil. Siendo candidato presidencial en el 2012, ante la pregunta cuestionadora de los estudiantes de la Universidad Iberoamericana sobre su papel y su responsabilidad en los hechos de Atenco en 2006, sin ambages declar que l haba sido el que haba tomado la determinacin de usar todo el peso de la fuerza pblica para mantener el orden, es decir, justific ante la comunidad escolar y los medios que se encontraban en el auditorio su actitud represiva. En esa ocasin los estudiantes lo interpelaron, lo increparon y lo abuchearon ante tal descaro, as tuvo que salir por la puerta trasera y refugiarse con sus guaruras en los baos. Pero en su mentalidad la represin es recurso vlido y ni importa si en Atenco se hayan violentado derechos humanos: detenciones arbitrarias, violaciones sexuales, daos fsicos, golpes, torturas, encarcelamientos ejemplares. Si Pea Nieto lo hizo como gobernador y lo defendi pblicamente como mtodo impositivo como candidato del PRI en aquella ocasin (11 de mayo de 2012); obviamente bajo la situacin actual justo antes de que cumpla 2 aos de mandato, bajo situacin de acorralamiento mltiple y objeto del repudio popular con la quema simblica de su monigote en el zcalo, lo vuelve a utilizar con esta modalidad: se atrincher tras los costados del Palacio Nacional y con su operacin barrida intent arrasar con sus cuestionadores, no con los provocadores embozados infiltrados, sino con los que se atrevieron a hacerlo cenizas.

Lo necesitaba volver a hacer, pues ya no le quedan muchos recursos, pues sus iniciativas antes de nacer aparecen desgastadas y pocos efectivas de enderezar la legalidad y la legitimidad perdidas. Pero requiere mandar seales de fuerza estatal para intentar recuperar un mnimo de credibilidad ante los poderes neoliberales internacionales y nacionales que lo impusieron. Recurrir a la represin y a cerrar filas represivas en los aparatos idem del Estado era la manera de infundir miedos y amedrentamientos a las movilizaciones populares. Ahora piensa que las dems medidas simulatorias que vienen en los prximos das-meses (administrativas, polticas, etctera) podrn asimilarse o digerirse ms fcilmente.

Corazas duras y corazas blandas para encubrir ausencias de cerebro y corazn sus ineptitudes, sus desprestigios desmoronados y sus falsas salidas solucionadores de los graves problemas nacionales. Su reformas neoliberales de segundo ciclo y sus desplantes son ya inaguantables.

Como el PRD, el gendarme Mancera ha traicionado a sus votantes en el Distrito Federal que votaron por un gobierno de izquierda y progresista que los defendiera de los embates del neoliberalismo no que los dejara a la disponibilidad de las formas represivas de la que l mismo contribuy. l ha sido cmplice voluntario pero trata de moderarlo al reconvenirle a Almeida de que no sea tan descarado: la represin una vez hecha no se elogia, se camuflajea, le dice.

As pues con la trampa del 20 de noviembre se cierra la doble pinza del Estado represor: Pea Nieto y su fiel colaborador Mancera.

La historia los juzgar, ms temprano que tarde!

Notas:

1 Recibe Pea Nieto el premio Estadista mundial 2014#, Exclsior en lnea; 24/09/2014 09:28 Enrique Snchez. http://www.excelsior.com.mx/nacional/2014/09/24/983227

2 Saving Mxico, lo que dice Time sobre Pea Nieto, SDP Noticias.com, 13 de febrero de 2014, http://www.sdpnoticias.com/nacional/2014/02/13/saving-mexico-lo-que-dice-time-sobre-pena-nieto

3 Vase mi artculo en Rebelin El Estado mexicano Forbes y el qu hacer en la coyuntura Iguala-Ayotzinapa, 18-11 de 2014, www.rebelion.org/noticia_pdf.php?id=192130

4 En Facebook han circulado parodias de portadas del Time re-hechas donde aparecen el cuerpo y la cara de Pea Nieto modificadas: como virgen, como ttere, como encubridor de Salinas de Gortari, como pro-yanqui, etctera. Entre las que destaca la de la muerte con su guadaa.

5 Aristegui noticias que cita a la revista inglesa The Economist que en un artculo dice que La absoluta anarqua del rea, a unas cuantas horas de distancia de la capital por carretera, encuentra eco en una presunta masacre en junio en Tlatlaya, no lejos de Iguala, en la que soldados mataron a 22 personas sospechosos de ser delincuentes. Las dos atrocidades dice The Economist parecen lo suficientemente serias para cambiar el rumbo del gobierno de dos aos del Presidente Enrique Pea Nieto, quien ha priorizado las reformas econmicas y subestimado la ley y el orden como manera de modernizar Mxico, sin reconocer que ambas son igual de importantes, 20 de octubre de 2014 por Dolia Estevez http://aristeguinoticias.com/2010/mexico/a-pena-nieto-se-le-cayo-el-show-del-saving-mexico/

6 Vase Exclsior, 16 de noviembre de 2014.

7 Vase Olivares, Arellano Servn: Impide la polica bloqueo al AICM, La Jornada, 21 de noviembre de 2014. http://www.jornada.unam.mx/2014/11/21/politica/004n2pol

8 Vase Camacho, Olivares y Urrutia: Enfrentamiento frente a Palacio Nacional, la Jornada, http://www.jornada.unam.mx/2014/11/21/politica/004n1pol

9 Ver Condena secretario de Marina violencia de encapuchados; son grupos minoritarios dice, Diario contrapoder en Chiapas, 23 de noviembre de 2014, http://www.diariocontrapoderenchiapas.com/2014/index.php/nacional/5140-condena-secretario-de-marina-violencia-de-encapuchados-son-grupos-minoritarios-dice

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter