Portada :: Mxico
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 09-12-2014

Levantamiento popular o farsa electoral

Dairo Ruiz
Rebelin


Las crecientes y diversas movilizaciones populares en Mxico alientan la construccin de un proceso que conduzca a una nueva realidad social y poltica de las mayoras populares, hoy sujetas a la dependencia institucional dominante, pero que cada vez ms fragmentada, hace crecer los niveles de confrontacin con un rgimen criminal, electorero y caduco, que deber ser reemplazado por la autonoma popular en lo local, estatal y nacional.

Para avanzar seria indispensable el accionar colectivo, pero desde las reivindicaciones de nuestras races ms profundas y en resistencia histrica, haciendo eficaz la insubordinacin de los de abajo, que pasa por desconocer las elecciones de la clase dominante y mafiosa, desde las ya importantes redes de solidaridad popular y con criterios unitarios, para ir rompiendo con las burocracias, [email protected], ongs, iglesias o [email protected] que pretenden an seguir dando lnea u organizando a su estilo, es decir, de manera corporativa; para seguir manteniendo el control del pueblo, y el equilibrio con el poder, amn de sus recursos.

Entonces, hay que seguir en el fortalecimiento de los rganos populares de lucha y liberacin, de doble poder y con carcter pblico y revolucionario, constituyente, que elabore una nueva constitucin y transforme la revuelta popular en una organizacin democrtica y humanista.

Nuestro pueblo no es apndice de ningn partido poltico, ni su movimiento de masas, o su iglesia, pero s, avanza en unidad y como cohesionador de una alianza de consenso de las mayoras empobrecidas y criminalizadas, que hoy defienden un proyecto de pas diferente, en lo urbano y rural, como en defensa de los derechos polticos y en general humanos, en una especie de, "programa de lucha para un levantamiento", con las reivindicaciones cotidianas de la poblacin.

Ser, - de ser posible-, un levantamiento muy heterogneo en su composicin social, tnica, cultural y poltica, que se debe extender a los sectores obreros urbanos, y/o en los centros industriales del pas, en la idea de ir adoptando desde ya la direccin del pueblo, el control de la produccin, la defensa territorial, y la definicin gradual de polticas pblicas alternativas.

Una especie de gobierno popular horizontal, autogestionario, muy relacionado con los grados concretos de organizacin en los territorios, con sus propias percepciones y cosmovisin, muy pero muy distante de crear ms aparatos, ongs, partidos e instituciones que se colocan generalmente-, por encima de sociedad o del pueblo que las origin, pues las nuevas les cuestionan de raz, o combaten las decadentes estructuras del estado opresor, capitalista y burgus.

Hay que estar siempre con el pueblo, no reemplazarlo, y con ellos edificar las posibilidades revolucionarias en la actual lucha social y de clases, es indispensable la accin revolucionaria comunal, que confronte al sistema capitalista en su contexto concreto, y prevenir al mximo el aislamiento o la derrota popular, no basta entonces, con la decisin o la conviccin de un sector, se requiere que el pueblo intervenga directamente, y que trascienda en la conduccin de la rebelda popular.

Nuestro pueblo avanza ms hoy como sujeto poltico concreto, sin embargo, la organizacin debe ser nacional, e incluir a los no [email protected], al pueblo expoliado, saqueado, y oprimido para su protagonismo, por ningn motivo pueden quedar excluidos nuevamente, debemos ser efectivamente un pueblo en lucha, y aprestarnos a resolver lo que el levantamiento zapatista no logro extender al pas nacional, y en unidad popular, avanzar en los procesos de movilizacin, que para sostenerse y extenderse requiere de un pueblo con capacidad dirigente, para atraer y confluir con ms sectores, y en medio de acciones directas, huelgas, y rebeliones, en los espacios comunes, y con sus fortalezas y poder desde abajo.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter