Portada :: Venezuela
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 10-01-2015

Venezuela y el inicio del fin del imperialismo yanqui

Jess Rafael Gamarra Luna
Rebelin


Venezuela condujo el ltimo golpe poltico que marca el final del imperio estadounidense y define de la manera ms prstina y clara el inicio de una nueva poca para la Humanidad, ubicndose con la mayor perspectiva de desarrollo poltico, econmico, cultural y militar dentro de la nueva geometra del poder en el mundo.

En esta perspectiva existen condiciones propicias para que Venezuela y el conjunto de la Humanidad den un salto cualitativo que contribuya a la resistencia, defensa y conservacin del planeta y de la vida en todas sus expresiones, especialmente la vida humana.

Con China se hizo una alianza estratgica que asegura el desarrollo del Plan de la Patria, se construye la mayor retaguardia internacional para el desarrollo del Socialismo, de un mundo de paz y ubica a Amrica Latina y el Caribe con la mayor perspectiva de desarrollo humano sostenible y sustentable, por encima de EE.UU y Europa.

Este viraje definitivo de la poltica internacional venezolana, latinoamericana y caribea nos aleja de los parmetros del desarrollismo impuesto por EE.UU y Europa como modelo capitalista, que impuso los indicadores de desarrollo econmico por encima del desarrollo humano en equilibrio con la sostenibilidad del planeta, pero tambin nos aleja de la cultura avasalladora, colonialista, de guerra genocida y secular impuesta como mtodo para asegurar la subyugacin y dependencia de los pases.

Este movimiento no es accidental, casual, improvisado, no es coyuntural, tampoco es contestatario: Obedece a una tendencia intrnseca permanente de los ms pobres y explotados, del pueblo latinoamericano y caribeo, que aoraba el encuentro definitivo con sus orgenes y sus races ancestrales, indgenas, afro y la emancipacin de EE.UU y Europa de la que slo hemos heredado la cultura opresora, colonizadora, depredadora y criminal.

Con este giro se cristaliza ese sueo de ruptura definitiva con ellaissez faire, laiseez passer, el capitalismo en todas sus expresiones y afianzamos la construccin de la nueva poca, del Socialismo, de los valores de la nueva sociedad, del hombre nuevo y la mujer nueva.

Geoposicionamiento

La nica va que tiene el imperio para frenar este avance es conducirnos a una conflagracin general y afirmamos esto porque Venezuela no est sola, porque as lo planific el Comandante Chvez al disear la nueva geometra del poder, el nuevo mundo pluripolar y multipolar.

Hoy Venezuela es Celac, es Unasur, es China, es Rusia, es Argelia; Venezuela son todos los pases del mundo que aspiran a la paz, la concordia, el desarrollo sus economas y potenciales en armona con la naturaleza, el amor y la fraternidad, la solidaridad.

Dicho de otra manera, Venezuela representa y sintetiza el amor profetizado por Jess el Cristo, es Guaicaipuro, Bolvar, Hidalgo y Morelos, Sandino, el Che, Camilo Torres, Monseor Oscar Arnulfo Romero, Mandela, Marx, Lenin, Mao y tantos otros hroes y mrtires que dieron su vida por los cambios estructurales y el Socialismo.

Este bloque construido por Chvez y consolidado hoy por Maduro ya est en el punto de no retorno y el imperio har lo imposible por frenar este avance. Es por ello que es factible un escenario prximo de III Guerra Mundial, que bien podra tener como elemento detonante la posicin geoestratgica que est perdiendo EE.UU en Ucrania o Venezuela por su posicin de enclave petrolero y revolucionario del mundo.

En los acuerdos firmados con China apuntalamos la disipacin de los problemas estructurales creados por el capitalismo dependiente y fondomonetarista, solucionamos el tema del desarrollo de las fuerzas productivas, de la produccin, y del abastecimiento; avanzamos en la soberana en las telecomunicaciones y la formacin cientfico-tcnica; el impulso de la explotacin petrolfera y el desarrollo energtico; incluso el desarrollo de la defensa estratgica de la nacin y la formacin poltica de los cuadros.

Golpe avisado

La derecha venezolana y sus secuaces estn usando todos los medios para distorsionar los alcances reales estratgicos y tcticos de los acuerdos y est llamando a crear el caos, est creando confusin, de hecho es lo nico que sabe crear pero siempre termina aislada y ms dividida.

Los cuadros altos y medios de la revolucin no pueden ser caja de resonancia de esos despropsitos. Justamente las decisiones tomadas ahora buscan solucionar, de una vez y para siempre, los problemas coyunturales derivados e impuestos por la guerra econmica. El facilismo e inmediatismo en las soluciones no contribuye al desarrollo del Socialismo.

La combinacin dinmica de la estrategia con una excelente tctica es lo que nos permite superar las visiones cortoplacistas, suicidas. No podemos incurrir en el error de atacar los problemas, es decir, poner arroz, azcar, aceite, hojillas, y tantas otras cosas en los anaqueles, hay que ir a la erradicacin de las causas estructurales y eso fue lo que hicimos en China en estos das, que necesariamente se reflejar, en menos de seis meses, en un proceso de normalizacin de la vida econmica del pas. A eso apuntaron los acuerdos.

Por estas decisiones es que afirmamos que Maduro es y tiene el talante de un estadista, y no de cualquier estadista, el de un revolucionario y socialista que combina magistralmente la estrategia con la tctica, que aplica sabiamente la dialctica en la lucha de clases, maneja y conduce las coyunturas. Tiene una gran ventaja y es que cuenta con el respaldo monoltico de las Fuerza Armada Nacional Bolivariana, con el pueblo pobre que an es explotado por las hordas capitalistas que hoy andan desaforadas y vidas de guerras y sangre.

Este pueblo no slo es el mejor aliado de la Revolucin, es el constructor del Socialismo del Siglo XXI. Esta clase popular ha sido tan atropella por la burguesa criolla y la derecha que tiene la virtud de vivir en esperanza en medio de las carencias, en el presente mirando el futuro, sin claudicar porque se siente y sabe que es gobierno, que es poder popular; porque experiment la presencia de Bolvar y su espada libertaria, de la mayor suma de felicidad posible materializada con Chvez y no va a renunciar a ella.

El pueblo es Chvez y no va retroceder ahora que se estn dando los mayores avances. Aguantar, resistir, ser creativo en medio de las penurias y saldr victorioso.

Responsabilidad histrica

Nos corresponde a las fuerzas democrticas, revolucionarias y gente honesta ponernos a la altura de las circunstancias histricas para neutralizar todo movimiento que quiera frenar los avances de la Revolucin venezolana, latinoamericana y caribea; contrarrestemos los propsitos del fascismo, de la derecha y de la oposicin tomndonos las plazas y calles, agitando las consignas de la Revolucin; hagamos inteligencia social, creemos mecanismos de alertas tempranas, alarmas frente a eventos que quieran afectar la cotidianidad y la tranquilidad ciudadana.

La oposicin no tiene propuesta poltica para el pas, le est apostando a la guerra y quiere empaar la coyuntura electoral porque sabe que en este escenario va a perder. Esto obliga a los revolucionarios a no ceder a las provocaciones, mantener la moral alta y moralizar la fuerza, pero igualmente nos exige estar sintonizados, organizados, mantener activas todas las estructuras del Partido Socialista Unido de Venezuela, las organizaciones sociales del Gran Polo Patritico, la Milicia Bolivariana y el Poder Popular, y entre todos masifiquemos la economa de resistencia, vayamos sustituyendo algunos rubros en la dieta, ajustemos los niveles de consumo y la cultura gastronmica.

La alianza con China nos augura el mayor triunfo de la Revolucin en los ltimos tiempos que ser sellado con el triunfo electoral de final de ao. Sern tiempos de paz, de bienestar y unidad latinoamericana.

Venezuela, 9 de enero de 2014

Corriente Bolivariana Guevarista (CBG) de Venezuela

*Jess Rafael Gamarra es coordinador de la CBG

traslashuellasdeam[email protected]com / @patriadiversa

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter