Portada :: Espaa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-03-2015

Sobran razones para la huelga educativa el 24M

Enrique Javier Dez Gutirrez
Rebelin


El Gobierno actual ya ha logrado expulsar de la Universidad pblica a 45.000 estudiantes con la subida de un 66% de media en las tasas, la reduccin de la cuanta de las becas y el endurecimiento de los requisitos para lograrlas.

El Gobierno actual ya ha recortado a los campus universitarios 1.523 millones en los ltimos 4 aos y la sangra que desde 2010 sufren las universidades pblicas en sus presupuestos ha hecho retroceder su nivel de gasto casi una dcada.

El Gobierno actual ha recortado el gasto medio por alumno un 16,48 % (25,2 % aplicada la inflacin), consiguiendo que as que cursar algunas carreras cuesta hoy hasta 3 o 4 veces lo que costaba en 2007, justo antes de las ltimas reformas universitarias, segn el estudio del Observatorio del Sistema Universitario (OSU).

Ahora, el Gobierno actual, mediante el decreto 3+2, quiere acelerar la expulsin de ms alumnado de las universidades pblicas y el creciente traspaso de estudiantes a las privadas, pues con los actuales precios de los masters, ms all de estudiar los tres primeros cursos, los costes de los dos siguientes (masters) sern inasumibles para la inmensa mayora de las familias. En los estudios de grado nicamente poseen un 13% de los estudiantes, mientras que en los masters alcanzan un 27%, con el aumento del volumen de negocio de las Universidades Privadas. Adems este decreto supondr la eliminacin de carreras, la devaluacin del ttulo de grado y el despido de profesorado universitario.

Pero la Secretaria de Estado Gomendio que posee un patrimonio de 20 millones de euros- y el Ministro de Educacin del Gobierno actual, Jose Ignacio Wert, insisten adems en imponer hipotecas en vez de becas. Quieren que los estudiantes repaguen los estudios de master endeudndose mediante prstamos, que tendrn que devolver a los bancos con intereses. Tener una deuda despus de haber finalizado los estudios, con un mercado laboral donde el desempleo juvenil es del 50% y 25% el general, es condenar a los universitarios a estar hipotecados antes incluso de empezar a trabajar y generar una burbuja universitaria que conlleva ms precariedad y explotacin laboral para conseguir devolverla con intereses a los bancos. Parece ser que su modelo se concreta en masters de 18.000 como el presentado por Aznar, significativamente un master privado adscrito a una Universidad pblica, la Rey Juan Carlos.

De esta forma el Gobierno actual est imponiendo un proceso de privatizacin del sistema universitario, presionando adems a los gobiernos autonmicos para que supriman titulaciones pblicas y fusionen otras. Sin embargo son las universidades privadas las que estn creciendo y duplicando ttulos y carreras innecesariamente: la ltima universidad pblica se levant hace tres lustros mientras el nmero de privadas se ha multiplicado por dos hasta llegar a las 33 actuales, controladas mayoritariamente por la jerarqua catlica y fondos de inversin.

Sin embargo los pases de la UE estn optando por una poltica radicalmente distinta: financiacin pblica de la universidad, matrculas gratuitas o simblicas, y ayudas en forma de becas-salario, desgravaciones fiscales y subsidios. En los pases nrdicos los estudios universitarios son gratuitos; en Austria, Alemania o Escocia la matrcula es gratuita; en Francia la matrcula requiere tan slo el pago de una tasa fija (183 por ao). Este es el modelo mayoritario en Europa porque promueve la igualdad de oportunidades en el acceso a la universidad.

En definitiva estamos ante un paquete de decretos y propuestas, que se convierten en una autntica reforma del sistema universitario, que implican la modificacin no slo de la ordenacin de las enseanzas universitarias, y de los requisitos para la creacin de centros universitarios facilitando abrir nuevas universidades privadas sin las condiciones mnimas, sino un proceso de privatizacin y mercantilizacin universitaria.

Nuestra Universidad Pblica est siendo acusada por las corrientes neoliberales, representadas por el actual Gobierno, de ser ineficaz, cara y mediocre, cuando, muy al contrario, los estudios internacionales muestran que nuestra educacin superior y productividad cientfica son equiparables a los de los pases de la OCDE, a pesar de que la inversin en nuestro pas supone unos recursos anuales un 20% inferiores. Y todo ello se consigue en las universidades pblicas, que acogen el 90% del estudiantado y son responsables del 97% de la produccin cientfica total del sistema.

Aun as, es evidente que la universidad debe seguir mejorando y evolucionar para atender las nuevas demandas sociales que van apareciendo. La sociedad espera que la universidad sea no slo una institucin acadmica de calidad, sino tambin un agente dinamizador para un nuevo modelo social tico, justo, solidario y al servicio de la emancipacin, la dignidad humana y la construccin de un mundo ms justo y mejor para toda la sociedad.

Estos objetivos slo pueden alcanzarse manteniendo y potenciando un modelo social de universidad, basado en dos principios fundamentales: por una parte, el compromiso social y la responsabilidad cientfica y tica y por otra, la autonoma universitaria y la independencia acadmica.

Lamentablemente, frente a este modelo social de universidad, nos encontramos con las propuestas neoliberales y de marcado tinte antidemocrtico que en los ltimos aos propugnan reducir la educacin superior a una simple mercanca y la universidad a una industria del conocimiento, donde solo tendra cabida la docencia que encajara con las exigencias de capital humano provenientes del sector privado y la investigacin susceptible de ser comercializada de forma inmediata de cara a generar beneficios para la industria privada.

Sobran, por tanto, razones para apoyar la huelga de la comunidad universitaria el 24 de marzo, en contra este proceso de liberalizacin y privatizacin de la universidad pblica que est empeado en dejar como legado el Gobierno actual, recuperando la movilizacin y pidiendo que se vote en consecuencia en este decisivo ao electoral 2015 para cambiar el futuro y construir un #NuevoPas.

Enrique Javier Dez Gutirrez. Profesor de Didctica y Organizacin Escolar de la Universidad de Len y Coordinador del rea Federal de Educacin de IU

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter