Portada :: Venezuela
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 26-03-2015

La Cumbre de las Amricas y la agresin de Obama

Carlos Carcione
Rebelin


La Cumbre de la Amricas que tiene cita en Panam el 10 y11 de abril, se desarrollar en medio de la ms agresiva injerencia de Estados Unidos contra Venezuela que se recuerde. La OEA es un organismo anacrnico, funcional a la diplomacia gringa. UNASUR y CELAC, con todas sus limitaciones, son ms representativos de la situacin Latinoamericana de la ltima dcada.

Entre otras pruebas, esta reunin es un punto de inflexin para esos nuevos organismos. O UNASUR y CELAC empiezan a ser instancias de superacin de la injerencia gringa y de toda dominacin extranjera en la regin, o quedarn a un paso de convertirse en instituciones fallidas, abriendo camino a nuevos intentos neocoloniales y dando un importante triunfo diplomtico a Estados Unidos .

La Orden Ejecutiva de Obama contra Venezuela es una herramienta que cada vez que ha sido usada ha resultado el preludio de una escalada injerencista que ha llegado a la intervencin militar directa.

Aunque una agresin de ese tipo es impensable en la Suramrica de hoy, no lo es el escenario de una escalada, que incluya acciones violentas indirectas, para golpear la gobernabilidad del presidente Maduro en la bsqueda de desalojarlo del gobierno y de liquidar el proceso Bolivariano. Esto es lo que busca Estados Unidos como plataforma para recuperar toda su influencia en la regin.

Aydate para que te ayuden

El gobierno del presidente Maduro ha dado un paso al activar una mayora popular contra la agresin imperialista. Pero si no se avanza del discurso hacia medidas concretas, la mayora popular que se activ en defensa del Proceso puede perderse.

La vida cotidiana esta cruzada por la crisis econmica. Mientras que la sensacin de desfalco, corrupcin descarada e impunidad criminal, avanza en su labor de desmoralizacin hacia el pueblo que vive de su trabajo.

Es un hecho demostrado que parte importante del desfalco fue realizado por empresas transnacionales, la mayora de ellas norteamericanas. En este sentido es un lamentable error que el ministro Marco Torre anuncie en este momento un acuerdo con la transnacional Ford que seguramente incluir entrega de dlares. En esta situacin de agresin cualquier negociacin con empresas norteamericanas debe estar relacionada a la revocatoria de la Orden Ejecutiva de Obama. Nadie nos ayudar si nosotros no nos ayudamos.

Cmo enfrentar la escalada injerencista

La poltica hacia Cumbre debe ser clara. Los organizadores de la Cumbre han anunciado desde Panam, que al da de hoy, 26 jefes de estado confirmaron su participacin. Lamentablemente se perdi la posibilidad de realizar una accin mancomunada de boicot a la reunin si antes el Sr. Obama no retiraba la Orden Ejecutiva. Como peda Atilio Born.

En la situacin actual el gobierno bolivariano debe realizar, una labor diplomtica intensa para lograr que los pases de UNASUR Y CELAC exijan que el punto inicial de la Cumbre sea la exigencia al gobierno norteamericano que cese la injerencia hacia Venezuela.

Mientras tanto en el pas las denuncias sobre violacin de los Derechos Humanos contra Lpez y Ledezma no han encontrado eco, pero si han tenido impacto las denuncias de corrupcin contra altos funcionarios.

Existe en nuestra poblacin la certeza de que la corrupcin se ha convertido en un cncer y que no se podra haber desarrollado sin la complicidad de sectores de la alta burocracia del Estado y del partido.

El impulso de una Autora Pblica y Ciudadana que revise el otorgamiento de dlares preferenciales para la importacin, la cuestionada legitimidad de la deuda pblica, la fuga de capitales y el desfalco a la nacin, atacando de raz el cncer de la corrupcin, le quitara al gobierno yanqui una excusa para avanzar con la Orden Ejecutiva, y moralizara y unira mucho ms firmemente a nuestro pueblo para enfrentar la agresin.

Transformar la unidad contra la agresin en fortaleza poltica

El Proceso Bolivariano es diverso, plural, contiene en su interior corrientes de distintos orgenes, tradiciones e ideas. La unidad en esta diversidad fue construida alrededor del liderazgo del presidente Chvez. Bajo su conduccin y a pesar de contradicciones, siempre se logr que cada sector se sintiera incluido.

En este momento crucial es responsabilidad del actual liderazgo garantizar la continuidad de esa unidad de cara a las elecciones de Asamblea Nacional. Si como hasta ahora, muchos sectores se sienten excluidos y marginados, o continan siendo maltratados por parte de la conduccin del Partido y del Proceso, la unidad que se alcance ser, insuficiente.

Por esta razn Marea Socialista propone la construccin de un bloque patritico que contenga a todas las expresiones activas del proceso. Incluir a todas las voces en la propuesta para la Asamblea Nacional para potenciar la unidad necesaria en el marco del respeto de la diversidad de pensamiento y accin que contiene el Proceso.

Estamos atravesando una circunstancia decisiva. Un tiempo histrico. El Proceso Bolivariano y su liderazgo enfrentan su prueba de fuego.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter