Portada :: Cultura :: Fallece Eduardo Galeano, cronista de los nadies
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 15-04-2015

Eduardo de Amrica (Lapobre)

Aram Aharonian
Rebelin


A Eduardo Germn Mara se le dio por firmar con el apellido materno, Galeano, para no usar el paterno anglosajn, Hughes, aun cuando utiliz el Gius para firmar sus caricaturas. Eduardo fue frustrado futbolista (por patadura), obrero, mensajero, caricaturista, periodista y finalmente escritor, para ayudar a recuperar los colores y la luz del arco iris humano, algo mutilado por aos, siglos, milenios de racismo, machismo, guerras y ms. S, hermano, somos mucho ms de lo que se nos dice.

Si hacia la veintena de aos ya haba pasado por la edicin del semanario Marcha y la direccin del diario poca, al alcanzar los 30 ya haba escrito Las venas abiertas de Amrica Latina: la present al premio Casa de las Amricas y no gan. Casi 40 aos despus el presidente venezolano Hugo Chvez le obsequi una copia (en la Cumbre de las Amricas de 2009) a Barack Obama, con sus anlisis socioeconmicos que por momentos tenan sabor de manifiesto e mpetu de proclama. Pero a ste no le gusta la historia, y mucho menos la de la injerencia y los genocidios perpetrados por sus antecesores y, obviamente, no la ley.

Incansable caminador errante de Amrica Lapobre, fue corresponsal de Prensa Latina en Venezuela, y para no extraar las costas montevideanas, se aloj en el desvencijado Hotel La Alemania de Macuto, a unos 40 kilmetros de Caracas. Muchos aos despus, para olvidar que casi muere de malaria en el trpico (escribi un relato sobre su delirio), logr baarse nuevamente en el Caribe, frente al mismo hotel, que haba resistido la vaguada de 1999.

Su amigo Luis Britto cuenta que cada vez que las policas o los virus o los infartos se ensaaban contra Eduardo, ste sala repotenciado. Consecutivos exilios lo separan de la edicin de Marcha y de poca (en Montevideo) y de Crisis, una de las revistas de repercusin continental que en 1973 cierra la dictadura argentina. En su exilio en Barcelona las autoridades le exigan que tuviera trabajo para renovarle la visa, pero no le permitan trabajar si no tena renovada la visa.

Rico en exilios, Eduardo se gambete varios gneros literarios para lograr que la plenitud de sus mensajes le llegara a todos. Conoci y vivi con guerrilleros mayas, mineros bolivianos, garimperios venezolanos, consciente de que de esa fragmentacin iba a nacer la totalidad en su Memorias del Fuego, mural en el cual las partes se miran con el todo, hecho de detalles que resultan leyes generales y de anlisis giles como aforismos.

Eduardo comenz a apuntar las ideas en servilletas y manteles de papel y luego en minsculas libretitas que luego se convertan en cuentos, novelas, tratados sociopolticos, entrevistas y reportajes, con frases demoledoras.

Britto se anima a decir que al tratar la historia como folletn apasionante y la mitologa indgena como noticia y la denuncia como poesa, Galeano se va haciendo cada vez ms propenso a la antologa, porque todo lo suyo es antologizable.

Si Las venas abiertas desmenuzaba la barbarie estadounidense en el continente, el fervor gringo por apoyar dictaduras y genocidios para hacer sus negocios, ahora Mujeres nos envenena de belleza y feminismo, con la ayuda de Helena Villagra, su esposa por cuatro dcadas.

Eduardo era un gran escuchador, el cacique Oreja Abierta. como l se defina. Siempre habl de y para los jvenes, de y para los indgenas, en contra de los narcoestados y el neoliberalismo, en favor de la ecologa y la legalizacin de las drogas. Habl contra el olvido y del rescate de la memoria para encontrar los caminos del futuro comn.

Pero tambin fue un exiliado poltico, de lo que se abstuvo de hacer una profesin. Sali de Uruguay despus de haber sido encarcelado por la dictadura, cruz el Ro de la Plata para vivir en Argentina, pero amenazado de muerte- de nuevo tuvo que abandonar ese pas con destino a Espaa. Bah, a Catalua.

En 1985 regres a su pas, donde cofund el semanario Brecha. Ese mismo ao obtuvo el premio Stig Dagerman, y a lo largo de su vida recibi varios doctorados Honoris Causa por parte de universidades en Cuba, El Salvador, Mxico y Argentina, en 2010 el Premio Manuel Vzquez Montalbn en la categora de Periodismo Deportivo y en 2013 la Orden Simn Rodrguez de manos de Nicols Maduro: Chvez no sobrevivi para entregrsela, tras rechazar una condecoracin con el nombre de Francisco de Miranda, agente ingls.

Solidario por antonomasia, con los pueblos y las ideas. De sus ltimos textos publicados recatamos: Los hurfanos de la tragedia de Ayotzinapa no estn solos en la porfiada bsqueda de sus queridos perdidos en el caos de los basurales incendiados y las fosas cargadas de restos humanos. Los acompaan las voces solidarias y su clida presencia en todo el mapa de Mxico y ms all, incluyendo las canchas ftbol, donde hay jugadores que festejan sus goles dibujando con los dedos, en el aire, la cidra 43, que rinde homenaje a los desaparecidos.

Siempre del lado de los pobres, de los indignados, su activismo social y compromiso con los desprotegidos lo llev a Chiapas a conocer de cerca al Ejrcito Zapatista de Liberacin Nacional, experiencia que verti durante varios aos en diversos artculos, por ejemplo, en Una marcha universal (2001). Los que hablan del problema indgena tendrn que empezar a reconocer la solucin indgena. Al fin y al cabo, la respuesta zapatista a cinco siglos de enmascaramiento, el desafo de estas mscaras que desenmascaran, est despegando el esplndido arcoiris que Mxico contiene y est devolviendo la esperanza a los condenados a espera perpetua.

Los indgenas, est visto, slo son un problema para quienes les niegan el derecho de ser lo que son, y as niegan la pluralidad nacional y niegan el derecho de los mexicanos a ser plenamente mexicanos sin las mutilaciones impuestas por la tradicin racista, que enaniza el alma y corta las piernas.

En 2008, Galeano recibi la distincin del Mercosur el primer ciudadanos ilustre de la subregin- y brind un inolvidable discurso, en el que dijo ser "patriota de varias patrias". "Slo siendo juntos seremos capaces de descubrir lo que podemos ser, contra una tradicin que nos ha amaestrado para el miedo y la resignacin y la soledad y que cada da nos ensea a desquerernos", expres.

A Eduardo lo conoc cuando yo comenzaba como redactor deportivo en poca y nuestra amistad se prolong en cafs, almuerzos y largas cenas en distintas ciudades (las ltimas en Montevideo, con Ze Fernando y Angelito Ruocco como cocineros, con vino Tannat), donde los cuentos sobre y de sus nietos iban ganando espacio. Fue el referente y promotor de varios emprendimientos, entre ellos Telesur, cuando nos ense a vernos con nuestros propios ojos y reconocernos en nuestro propio espejo.

De acuerdo: Este es un mundo violento y mentiroso pero no podemos perder la esperanza y el entusiasmo por cambiarlo la grandeza humana est en las cosas chiquitas, que se hacen cotidianamente, en el da a da que hacen los annimos sin saber que la hacen.

Solidario con los palestinos ( Desde 1948 viven condenados a humillacin perpetua. No pueden ni respirar sin permiso. Han perdido su patria, sus tierras, su agua, su libertad, su todo. Ni siquiera tienen derecho a elegir a sus gobernantes, los pueblos indgenas, los haitianos, los pueblos sojuzgados y que luchan por su futuro.

Pero tambin con sus amigos, que supo desparramar por toda Amrica y el mundo, y que hoy no encuentran (no encontramos) palabras para ilustrar nuestro dolor ni contener ese lagrimn... Los indignados, los luchadores de Amrica Lapobre y el mundo han perdido a uno de sus guas, a su mximo referente intelectual y poltico de las ltimas cinco dcadas. Y a un amigo. Me cuesta mucho asumnir que no estar nunca ms con l ni se repetirn esos momentos afables, sensibles, divertidos, inteligentes, entraables, mgicos de amistad y cario. La enorme tristeza me lo impide

Eduardo Edu, Dudi, Abu- es hoy un legado de millones de palabras, escritas en numerosos libros, dichas en mltiples discursos, convertidas en texto, sonido e imagen, retomadas por miles y miles de jvenes y adultos, hombres y mujeres inconformes a lo largo y ancho de este planeta, en las entrevistas concedidas, en todas esas frases que rondan internet

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter