Portada :: Ecologa social
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 19-06-2015

S.O.S, el agua en peligro

Edmundo Fayanas
Rebelin


En el siglo XXI, la humanidad tiene pendientes dos grandes cuestiones por resolver: la energa y el agua. Pensamos que estamos en una sociedad super protegida, pero la realidad es bien distinta.

A mis alumnos les digo: imaginaros que un da por la maana cuando os levantis, le dais al interruptor de la luz y no se enciende, vas a la nevera y todo est caliente y deshelado, el ordenador no funciona, el mvil tampoco, no tienes con que calentar la comida. Val al lavabo le das al grifo y tampoco sale agua, ni en la ducha, no puedes lavarte ni usar el inodoro. Como veis, dos cosas tan simples como el interruptor de la luz y el grifo del agua nos pueden destrozar la vida si faltaran por un periodo largo. Cmo nos cambiara? Se imaginan que pasara en ciudades con Madrid, Barcelona.

El tema del agua y la energa siguen sin estar resueltos. Con el cambio climtico, el actual desarrollo econmico, el mal uso del agua y la contaminacin hdrica hace que el agua est en serios peligros. En los ltimos veinte siglos, la poblacin ha pasado de unos doscientos millones de habitantes hasta los 7.200 actuales, lo que implica que cada vez hay menos agua disponible en el planeta azul.

Se ha producido un gran desarrollo en la ingeniera hdrica. Se hacen embalses, canales, trasvases, se saca el agua de los acuferos. En los ltimos sesenta y cinco aos se han construido dos embalses al da. Se han pasado de los 5.000 embalses existentes en 1950 a los 55.000 en 2014. Pero nada es suficiente, pues tenemos unos mil millones de personas que carecen de agua en condiciones.

El ltimo informe de las Naciones Unidas, prev que en el ao 2030 (slo faltan quince aos), el mundo tendr que enfrentarse a un dficit del 40% de agua en una situacin climtica que empeorar poco a poco. Hoy vemos serios problemas de agua en el estado norteamericano de California, apenas hay agua en la megaciudad de Sao Paulo. Australia est modificando su estructura de desarrollo econmico por la falta de agua

Dicho informe apunta hay suficiente agua para satisfacer las crecientes necesidades del mundo, pero no sin cambiar la manera de gestin. Hoy est claro que el agua no debe considerarse una mercanca, sino que debemos hacer que sea un bien pblico administrado por los Estados y que estos se rijan dentro de un marco legal universal, para que su uso sea ms equitativo y se respeten los cauces ecolgicos de ros y lagos.

En nuestro pas, al igual que en la mayora de los pases de la cuenca del Mediterrneo sufrimos un intenso estrs hdrico, cada vez ms preocupante y que ir a ms por el cambio climtico. En Espaa, la nica poltica hdrica es la del aumento de la oferta a travs de la desalinizacin del agua del mar, la explotacin irracional de nuestros acuferos y de los trasvases. Hoy en Espaa el 15% del consumo elctrico se produce para la obtencin de agua.

Se calcula, que en el ao 2050, la demanda de agua dulce aumentar un 55% y consumir para su obtencin el 20% de la energa mundial.

Hay varios datos preocupantes sobre el actual uso del agua: Veamos.

La tcnica del francking es una gran depredadora y contaminadora de agua. Tendremos energa para hoy, pero nos quedaremos sin agua para el maana. Para el medio milln de pozos de fracturacin hidrulica que hay en Estados Unidos se emplean ms de 180 millones de litros diarios, que unidos a miles de toneladas de productos qumicos, algunos de tipo cancergeno, hacen que contaminante el agua del interior de la tierra que la har intil para su uso por los humanos de por vida.

La energa nuclear es otro ejemplo de uso desmedido de consumo de agua, Francia que produce el 75% de su energa por medio de la nuclear, emplea el 60% del caudal de los ros para atender la energa nuclear.

La desalinizacin, una alternativa para la obtencin de agua dulce para el uso humano tiene el gran inconveniente del gran consumo energtico que necesita para su produccin. Arabia Saud produce diariamente cinco millones y medio de m3 de agua de desalacin, pero lo hace con un consumo energtico de 350.000 barriles diarios de petrleo.

Conseguir un futuro hdrico para nuestro pas, pasa no por aumentar la oferta de agua, sino sobre todo por trabajar en frenar la demanda del agua y conseguir un uso responsable de la misma.

Es inconcebible que con la calidad del agua que hay en nuestro pas, nos gastemos en el ao 2014, ms de mil millones de euros anuales en agua embotellada, con una calidad igual que la del grifo, pero a un precio mil veces superior que la del grifo, con lo cual el negocio de estas multinacionales es redondo. A todo ello debemos unir el desastre ecolgico que producen los plsticos de las botellas y el consumo energtico en el transporte

Cuales seran entre otras las principales medidas a tomar.

Disminuir las actuales 3.600.000 ha de regados a tres millones, es decir eliminando 600.000 que se caracterizan por su poca productividad y alto consumo. Est claro que se debe de mejorar las tcnicas de regado en otras dos millones de Ha. El objetivo sera que en un plazo de diez aos el consumo hdrico de la agricultura disminuyera en un 25%.

Remunicipalizacin de todos los servicios pblicos de agua, eliminando las privatizaciones. Invirtiendo en la mejora de las canalizaciones hdricas de ciudades y pueblos para disminuir las fugas, as como la mejora de la calidad del agua sobre todo en la zona del arco mediterrneo.

Concienciacin de la poblacin en el uso responsable del agua. La cual pasa porque se pague el precio real del agua como propugna la Unin Europea que llega a casa o que usan los agricultores e industria.

Para eliminar la pobreza hdrica en muchos hogares, se les dara una cantidad de agua a precios razonables, pero si se pasa de esa cantidad, subira fuertemente su precio, con lo que conseguiramos la mxima eficiencia hdrica.

Regulacin del medio milln de pozos ilegales existentes en Espaa y el control del consumo de agua que hagan y el pago correspondiente.

Mejora y limpieza de los cauces de los ros, as como recuperacin de los humedales que hemos tenido en el pas.

Espaa es lder mundial per cpita en pantanos. Esto se debe de acabar y en vez de guardar el agua en estos embalses, deberamos empelar la tecnologa ya existente de llenar los acuferos que estamos vaciando, con lo cual acabaramos con la evaporacin y la contaminacin.

Potenciacin en la investigacin de semillas (biotecnologa) capaces de producir sin emplear tanto agua como en la actualidad. As como mejorar tecnolgicamente para la obtencin de agua del aire, como ya se hace en Australia.

Todos los espaoles debemos saber que ya levamos aos consumiendo el agua del futuro y si no cambiamos, formas y hbitos, no dejaremos agua para nuestros hijos. Sin agua no hay futuro


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter