Portada :: Palestina y Oriente Prximo :: Boicot, Desinversiones y Sanciones contra el apartheid israel
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 13-11-2015

Por qu los boicots, las desinversiones y las sanciones son el camino correcto
La Unin Europea ayuda a Israel a oprimir a los palestinos

Omar Barghouti
Politico

Traducido del ingls para Rebelin por Beatriz Morales Bastos.


Aunque Israel se est sumiendo descaradamente en la extrema derecha, en particular con la actual escalada de sus brutales ocupacin y represin, Europa sigue siendo en gran parte cmplice al apoyar la ocupacin de Israel y sus violaciones de los derechos de las y los palestinos, a pesar de la vaca retrica de la Unin Europea (UE).

Todo el alboroto suscitado en Bruselas y Tel Aviv acerca del etiquetado por parte de la EU de los productos procedentes de las colonias israeles en territorio palestino ocupado no puede ocultar el hecho de que la relacin de Europa con Israel est en contradiccin con los valores que aquella apoya y con sus compromisos legales.

Ignorando sus obligaciones segn el derecho internacional y en particular el veredicto de la Corte Internacional de Justicia de 2004 en contra del ilegal muro de Israel, la UE mantiene toda una red basada en relaciones militares, investigacin sobre armamento, transactiones bancarias y relaciones comerciales con las colonias con empresas, bancos e instituciones israeles profundamente implicados en violaciones de los derechos humanos.

La UE tambin se ha negado obstinadamente a hacer que se respete la clusula de derechos humanos de su acuerdo de asociacin con Israel, con lo que encubre de hecho las continuas violaciones del derecho internacional por parte del rgimen de ocupacin, asentamiento colonial y apartheid de Israel. Ms de 300 sindicatos, ONG y otras organizaciones de la sociedad civil de toda Europa han pedido a la UE que deje de apoyar los crmenes de Israel y tambin que suspenda su acuerdo de asociacin. Ms de 60 eurodiputados han apoyado esta peticin.

Si la mayor parte del mundo considera que los derechos de las y los palestinos son hoy la prueba decisiva de derechos humanos, en palabras de John Dugard, el jurista sudafricano y ex relator de la ONU para los derechos humanos, la UE ha fracasado en esta prueba.

Los palestinos consideran que etiquetar los productos ilegales de las colonias israeles en vez de prohibirlos es otro fracaso de la UE a la hora de respetar el derecho internacional y el europeo.

La UE sigue proporcionando fondos a las empresas militares israeles, como Elbit Systems y Israel Aerospace Industries, que estn acusadas de complicidad con los crmenes de guerra y posibles crimenes conta la humandad de Israel.

El ataque de Israel a Gaza en 2014, que tanto la presidenta de Brasil como el ministro de Exteriores francs condenaron y calificaron de masacre, ha exacerbado la ira internacional y minado el ya dbil apoyo de la opinin pblica europea a Israel. Un ex vice primer ministro britnico y un ex primer ministro francs pidieron abiertamente sanciones contra Israel. El vice presidente de segundo partido alemn pidi un embargo de armas a Israel junto con Arabia Saud y Qatar.

Aunque la UE todava vota en bloque en apoyo de las resoluciones de la ONU en defensa de los derechos bsicos y avalados por la ONU de las y los palestinos, incluido el derecho al retorno de las y los refugiados palestinos, y aunque todava condena las colonias israeles por ser ilegales segn la Cuarta Convencin de Ginebra, estas posturas no se han traducido en ninguna medida efectiva para hacer que Israel asuma sus responsabilidades.

Al ver la rapidez con la que la UE adopt sanciones contra Rusia por unas supuestas violaciones del derecho internacional en Ucrania que parecen nimias en comparacin con los crmenes cometidos por Israel en las dcadas que lleva ocupando territorio palestino, no se puede menos que acusar a la UE de hipocresa por no adoptar las a todas luces ms justificadas sanciones contra Israel.

Se podra argumentar que las lneas directrices de la UE de 2013 acerca de sus relaciones con la ocupacin de Israel y sus colonias son una manifestacin prctica del rechazo por parte de Europa de la soberana de Israel sobre territorios rabes ocupados. Sin embargo, lejos de reflejar un enfoque basado en principios que defienda de manera consecuente los derechos humanos y el derecho internacional, ests lneas directrices fueron el resultado directo del cada vez mayor descontento pblico en Europa respecto a Israel. Por ejemplo, una encuesta hecha en 2014 por la BBC muestra que segn dos terceras partes de las y los europeos Israel comparte con Corea del Norte el grado de popularidad.

Gran parte de este apoyo cada vez menor de las y los ciudadanos europeos a Israel se puede atribuir no solo a que cada vez estn ms concienciados de que Israel niega sus derechos a las y los palestinos y de su giro poltico hacia una derecha fantica, sino tambin a las eficaces campaas dirigidas a la sociedad civil de la campaa global, dirigida desde Palestina, del movimiento de boicot, desinversin y sanciones [a Israel] (BDS) por los derechos, la justicia y la igualdad de las y los palestinos.

El movimiento de BDS, que una amplia coalicin de partidos polticos, federaciones de sindicatos y organizaciones de masas de la sociedad civil palestina puso en marcha en 2005, pide el fin de la ocupacin israel de 1967, el fin de su discriminacin racial institucionalizada y el respeto de los derechos de las y los refugiados palestinos a volver a sus hogares y tierras de los que fueron desposedos en 1948.

Actualmente se reconoce ampliamente el impacto que el BDS tiene en Israel. Segn la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD, por sus siglas en ingls), la inversin extranjera directa en Israel descendi en 2014 un 46% en comparacin con 2013. Un coautor israel del informe atribua este fuerte descenso de la inversin al ataque a Gaza y al BDS.

Un estudio de Rand Corporation predice que el BDS podra reducir el PNB de Israel entre un 1% y un 2% anualmente en los prximos diez aos, mientras que un informe del Banco Mundial revela que las exportaciones de Israel a la economa palestina descendieron un 24% en el primer trimestre de 2015.
 Las principales fbricas de armas israeles se quejan de una crisis galopante de las exportaciones, debida en parte a una menor demanda de productos hechos en Israel.

Hace unas semanas el gigante francs Veolia se convirti en la primera gran empresa internacional que puso fin a sus operaciones en Israel bajo la presin del BDS. Este paso se produjo tras una intensa campaa de BDS durante siete aos en contra de la empresa debido a su complicidad con la ocupacin israel, que le supuso la prdida de licitaciones en todo el mundo por valor de ms de 20.000 millones de dlares.

Cada vez ms acadmicos, artistas, sindicatos, estudiantes, Iglesias y grupos medioambientales de todo el mundo apoyan al BDS, tambin en Europa. La UE debe hacer algo ms que etiquetar los ilegales productos israeles para hacerse eco de esta tendencia y cumplir con sus obligaciones morales y legales.

El que fuera lder de la lucha contra el apartheid en Sudfrica, el arzobispo Desmond Tutu, afirm una vez: Si se es neutral en situaciones de injusticia, se elige el lado del opresor.

Lejos de ser neutral, la UE est permitiendo al opresor llevar a cabo sus injusticias.


Omar Barghouti es un defensor palestino de los derechos humanos y cofundador el movimiento de Boicot, Desinversin y Sanciones (BDS). E s investigador no residente del Instituto Internacional de Estudios Sociales de la Universidad Erasmus.

Fuente: http://www.politico.eu/article/the-eu-helps-israel-oppress-palestinians-occupation-rights-violation/




Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter