Portada :: Europa
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 31-12-2015

La enseanza pblica francesa en tiempos de los ataques yihadistas de 2015

Maite Moraza
Rebelin


Mi relato comienza con una llamada telefnica el pasado 17 de noviembre. Una amiga musulmana me cuenta como su hija y otras nias rabes (algunas nacidas en Francia, otras llegadas de bebs), que cursan estudios de primaria, reciben de sus compaeros de clase frases como esta: los que son como vosotras son los que han cometido los atentados de Pars, sois terroristas.

Esta mujer que guarda en secreto duras experiencias, no se suele quejar ante comentarios que ofenden sus creencias e identidad. Cuida minuciosamente la apariencia de su hija, para que exteriormente no muestre ninguna caracterstica que delate su procedencia. A fuerza de ver demonizados sus orgenes, ha optado por acostumbrar a su hija a ser una nia francesa ms. Probablemente, ha iniciado en ella un proceso de aculturizacin, para protegerla de quienes pueden hacerla sentir perteneciente a una cultura atrasada e inferior.

Ella tambin se solidariza con el dolor del pueblo francs ante la brutalidad terrorista. Lgico, lo conoce muy bien, pues sigue a diario el sufrimiento, los ataques y las muertes de su gente. Pero su dolor no puede expresarlo. Su voz y la de los suyos son acalladas por la intolerancia, la incomprensin y la falta de libertad de expresin de donde reside.

Pero, qu est pasando en los colegios franceses? Cules son los mensajes que escuchan nios y adultos dentro y fuera del colegio?

Tras los recientes atentados en Pars del viernes 13 de noviembre, el lunes siguiente a los sucesos, se suprimi en los colegios las actividades ldicas y divertidas. No era momento de risas, pues haba que llorar a los muertos. Al minuto de silencio, le siguieron durante los das posteriores discursos aparentemente previstos de antemano por los poderes pblicos.

Para ello, se prepararon varias revistas destinadas al pblico infantil, con informacin especial sobre los atentados, que los profesores repartieron, y leyeron en clase, y que posteriormente los padres debamos revisar con los nios en casa. Se trataba de reforzar la informacin, impuesta desde arriba, que el documento contena. En concreto, en el colegio de las nias mencionadas se distribuy al alumnado el n 5736 de la revista Mon Quotidien, en cuya portada se lea: Attaques terroristes Paris: vos questions, nos rponses ( www.playbacpresse.fr ).

En ella, se explicaba los atentados y el terrorismo de Daech con preguntas y respuestas prefabricadas que han aparecido repetitivamente en peridicos y telediarios en Francia.

Cito algunas respuestas:

-Los terroristas han matado gente que estaba en el bar o en el restaurante, en un concierto o cerca de un estadio de futbol. Dicen que no est bien hacer esas actividades. Han atacado nuestra forma de vivir.

-Los islamistas quieren imponer a todo el mundo las mismas reglas estrictas del islam: prohibido escuchar msica, obligacin de rezar, las mujeres deben cubrirse y salir acompaadas por un hombre

-Se puede decir que estn locos porque atacan un valor que comparten todos los hombres, el de no matar inocentes.

-Los terroristas son quizs personas un poco perdidas, sin trabajo, que salen de prisinpersonas jvenes, frgiles, que tienen problemas en su vida

-Es una forma de guerra mundialLos pases estn unidos para luchar contra el terrorismo.

-Todos los pases no estn de acuerdo sobre la manera de luchar contra Daech. Rusia no tiene la misma estrategia que Estados Unidos. Eso favorece a Daech.

-Todos los pases deben estar unidos para poder enviar muchos soldados (a Siria).

En unos informativos de televisin especiales para nios, que tambin se visionaron en los colegios, se transmitan, tambin, algunas de estas ideas a los nios:

-Francia est en guerra contra el Estado Islmico.

-EE.UU son los aliados de Francia en Siria.

-Los terroristas nos atacan porque no quieren los valores de libertad, igualdad y fraternidad.

-Los atacantes son islamistas que intentan imponer su religin a los otros, combaten a todos los que no se doblegan ante ellos.

-Los islamistas han transformado su religin en arma de guerra. Han provocado los atentados del 11 de septiembre del 2001 en Nueva York.

-Los islamistas creen que el hombre es superior a la mujer y obligan a las mujeres a llevar velo.

-Los islamistas combaten porque no quieren nuestra forma de vida, ni la democracia.

-Quieren crear un califato (un nuevo pas con un trozo de Siria y de Irak) y para impedrselo, Francia ha decidido intervenir militarmente bombardeando a los yihadistas. http://tinyurl.com/q5jfd47#.Vk4voT-vPxY.gmail

A esto hay que aadir el dictado que tuvieron que hacer los nios en el colegio de la escuela primaria (mi hija de nueve aos entre stos):

Martes 17 de noviembre,

Es el tercer da de duelo nacional.

Unos kamikaces islamistas han matado inocentes para imponer su religin.

Nosotros debemos continuar nuestra forma de vida de manera normal y a defender nuestras ideas.

Adems, las consignas del programa vigipirate puesto en marcha tras los atentados para aplicar en las entradas a los colegios, puede aadir miedo a los nios y sensacin de inseguridad y peligro. Se trata de un control aleatorio de mochilas, control sistemtico de personas en los establecimientos escolares, vigilancia de la va pblica y alrededores de los colegios, ejercicios de evacuacin escolar

http://www.education.gouv.fr/pid285/bulletin_officiel.html?cid_bo=95835

Sin embargo, yo pienso que no se arregla nada con llamar locos a otros que matan inocentes y bombardear pases de poblacin musulmana, eso sin contar con que se ha bombardeado stos antes de los ataques terroristas. No se puede proclamar a los cuatro vientos que se combate al terrorismo y paralelamente fabricar y vender armas que aterrorizan a inocentes en esos pases. No es posible acabar con una organizacin terrorista sin antes reparar injusticias histricas. No se debera acusar a un enemigo de querer imponernos sus ideas y por nuestra parte impedir escuchar la voz de las nuestras vctimas en sus pases de origen. Es preciso tener en cuenta sus derechos humanos, no solamente nuestros intereses, para no provocar situaciones similares, sin meter tanto nuestras narices occidentales sabelotodo.

Esta es slo una forma de manipular la realidad y de condicionar y controlar la opinin pblica desde la ms tierna infancia. Este disfraz informativo destinado a nios y padres abandera un tipo de poltica que est llevando a Francia y a otros pases a ser atacados y no se sabe en qu puede derivarNada se habla del contexto real en el que ocurren los hechos, ni de la responsabilidad de Francia en sus ataques pasados a pases rabes (cuando todava no exista Daech), ni nadie informa de las verdaderas causas e intereses de toda guerra, que se repiten una y otra vez a lo largo de la historia, ni de quin las inicia realmente.

Con todo escucho en varias ocasiones a padres decir que habra que cerrar mezquitas y todo lugar de culto para musulmanes, y que su religin les lava el cerebro para que cometan atentados. Adems, aprueban los bombardeos de Francia en Siria y no se plantean la probabilidad de daos colaterales all.

No parece que nada se haya aprendido desde los atentados a Charlie Hebdo el pasado siete de enero. Ms bien, todo demuestra que fue intil la multitudinaria manifestacin de Pars, encabezada por tantos lderes polticos de diversos pases.

Entonces, tambin hubo en los colegios minutos de silencio y manifestaciones de nios que declaraban ser Charlie y que portaban pancartas en las que se lea la conocida frase: Je suis Charlie. Todos los escolares estaban obligados a participar, incluso los de origen musulmn, y sin previa autorizacin parental. Una buena manera de manipular a los nios para una causa poltica.

Las imgenes de estas actividades pedaggicas, junto a portadas de otros diarios internacionales en apoyo a Charlie, aparecieron en las pginas web de los colegios, hasta final de curso, para recordarnos a padres, nios y profesores lo que debamos pensar. La escuela francesa, laica por ley, donde se supone que todo signo religioso y poltico est prohibido y no se permite ir al colegio con un peligroso velo en la cabeza, particip esos das, dirigida por intereses polticos, en la promocin de la islamofobia y el racismo en el colegio. Una vez ms, no fueron respetadas todas las sensibilidades e ideologas, la fraternidad entre el alumnado se vio comprometida, y se acus explcitamente a todo un colectivo de una manera muy generalizada.

El control fue tal, que los nios que se negaron a estos actos fueron conducidos a un lugar muy adecuado para ellos, la comisaria de polica. En Niza un nio de ocho aos fue retenido durante 30 minutos por apologa de acto terrorista. Se neg a guardar un minuto de silencio y a participar en la ronda de solidaridad en su colegio (www.liberation.fr/societe/2015/01/28). En Valbonne (en los Alpes Martimos) una nia de diez aos fue llevada a comisara porque al final de una redaccin escolar se solidarizaba con los autores del atentado. En Aisne un nio de nueve aos tambin fue conducido a comisara por gritar en el minuto de silencio Dios es grande.

Tampoco a los profesores se les permiti expresarse libremente. En Poitiers, el profesor de filosofa Jean-Franois Chazerans lo sabe muy bien. Acostumbrado como est a debatir con sus alumnos despus de proponer un tema y votarlo en clase, ese da su gran delito fue intentar reflexionar con el alumnado sobre temas como la justicia, la libertad de expresin, el racismo, los orgenes del terrorismoEl resultado: fue sancionado por los inspectores de la Educacin Nacional con cuatro meses de suspensin por ser sospechoso de apologa del terrorismo. Despus de su audicin (a mediados de marzo), la comisin de disciplina del rectorado decidi enviarlo a dar clases a otro instituto, a ochenta kilmetros del anterior. Sus palabras tras lo que le sucedi resumen a la perfeccin, lo que les ocurre a quienes intentan dar un relato diferente al oficial: Je suis atterr, profondment affect. C`est de l`acharnement.

http://www.lemonde.fr/education/article/2015/05/02/le-prof-de-philo-charlie-et-la-liberte-d-enseigner_4626254_1473685.html#iPm4zgTEJczcOJxM.99

Sin embargo, fueron bien recibidos los mensajes de los profesores que banalizaban el contenido de la revista satrica, considerndolo solamente como bromas. Parece que rerse de las creencias de otros y de los muertos musulmanes que provocamos, provoca muchas risas. Sin embargo, criticar la hipcrita poltica de un estado, recordar la existencia de otras vctimas diferentes a las nuestras, y movilizarse por los derechos humanos de todos, es motivo de ser acusado de incitacin al odio y al terrorismo. Me pregunto si es sta la educacin que queremos para nuestros hijos, si nos interesa una escuela en la que la libertad de expresin est a merced de intereses polticos. No creo que exista ninguna materia ms importante que la adquisicin por parte de los alumnos de una capacidad crtica y reflexiva. Como madre sueo con una escuela que ensee de verdad, el respeto, la justicia y la fraternidad real entre los pueblos. Una escuela que permita a mis hijos discernir el bien del mal, y que les prepare para que en el futuro no permitan gobernar a quienes promueven polticas que nos lleven a la guerra, invasin, colonizacin de pueblos y a la muerte de inocentes dentro o fuera de nuestros territorios.

A la vista de estos actos resulta claro que a Francia le queda un camino muy largo por recorrer en materia de libertad de expresin, a pesar de proclamarla tanto. Esto es vlido tanto dentro como fuera de los colegios. La censura a la expresin de determinadas ideas ha ocurrido en numerosas ocasiones. Sin ir ms lejos, por poner un ejemplo, Francia es uno de los raros pases en el mundo y la nica democracia en donde hacer un llamamiento a un boicot para criticar la poltica de un Estado es algo prohibido. As, los activistas del movimiento Boicot, Desinversin y Sanciones, conocido como BDS, cuyo objetivo es que Israel cese su terrible poltica terrorista contra los palestinos, estn sufriendo severos castigos, sanciones y multas. http://s2.lemde.fr/image/2015/11/06/534x0/4804387_6_6c06_manifestation-propalestinienne-a-lyon-le-5_0828d7d6662ef2b491456b465890f52b.jpg

Los valores franceses tambin son cuestionados por Amal Bentounsi, portavoz del colectivo de mujeres MAFED (movimiento asociativo formado por unas 60 socilogas, artistas, blogueras y militantes), que se movilizan contra la persecucin y muerte a manos de las fuerzas del orden, de negros y rabes, la cual contradice aquellos. En la marcha que organizaron el pasado 31 de octubre por la dignidad y contra el racismo se expres de la siguiente manera: Hoy en da en Francia, si no tienes el color de piel apropiado () puedes morir a manos de la polica. Adems de las condiciones sociales deplorables; el acoso a la poblacin de los barrios, su humillacin, constituyen lo cotidiano para los negros, los rabes, los rumanos y los blancos de estos barrios.

http://www.lemonde.fr/societe/article/2015/10/31/une-marche-de-la-dignite-a-paris-contre-les-violences-policieres_4800681_3224.html

Ante tanta desinformacin y mensajes manipulados, es ms importante que nunca la labor exigible a la escuela pblica. Hay que terminar con una educacin que exalta un patriotismo racista y que no favorece la maduracin de los nios con cuentos sobre buenos y malos. No slo en los pases rabes existe dficit de libertad de expresin, violacin de derechos humanos, desigualdades de gnero, leyes antiterroristas establecidas con el pretexto de combatir amenazas externasTambin en Francia y en occidente son cada vez ms evidentes las desigualdades sociales y la falta de libertades. Eso sin contar con quin est llevando a las sociedades rabes esa deshumanizacin y falta de tolerancia. No estara de ms, plantearse quienes estn favoreciendo realmente la radicalizacin del islam, el aumento del terrorismo, el control y abuso contra las mujeres, personas de otras fes

Hay que reflexionar acerca de que las agresiones y las intervenciones militares de pases occidentales, con Francia entre ellos y a la cabeza, en pases rabes y musulmanes, la destruccin y la consiguiente pobreza que estamos provocando, as como la manipulacin poltica, es la que explica en gran parte el terrorismo.

La educacin es cmplice porque adoctrina a los escolares desde pequeos para impedirles luego manifestarse en contra de las invasiones y las guerras. Tambin porque silencia las verdaderas causas de ambas y niega la palabra de quienes descubren las miserias de nuestros polticos aliados de pases autoritarios a los que dan dinero y armas a los que llevan a cabo actos terroristas en respuesta a los que reciben de occidente.

Como madre de nios en edad escolar pienso que otra educacin es posible. Se carga un programa escolar muy competitivo, con materias y contenidos que no tienen en cuenta la paz, el respeto y la cooperacin entre diferentes. Me pregunto qu educacin estn recibiendo nuestros hijos y qu educacin estamos dndoles nosotros como adultos.

Qu son los actos llevados a cabo en los colegios tras los atentados yihadistas sino actos de adoctrinamiento? Seguramente, se ha perdido una gran ocasin para debatir libremente con los nios sobre temas como los lmites de la libertad de expresin, el respeto a los otros, los intereses econmicos de todas las guerras, la justicia para toda la humanidadPor ello, no estara de ms reflexionar si se est promoviendo realmente, a travs de la educacin, los valores de libertad, igualdad y fraternidad, o ms bien todo lo contrario.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de la autora mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter