Portada :: Amrica Latina y Caribe
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 13-01-2016

Van por Lula y por Cristina

Juan Manuel Karg
Rebelin


Amrica Latina transita un inicio de 2016 bien diferente a lo acontecido en la regin en la ltima dcada y media. Mientras algunos analistas hablan de "restauracin conservadora", otros ponen el acentro en un supuesto "fin de ciclo" de los gobiernos posneoliberales. La coincidencia entre ambas lecturas es que la poca de mayor apogeo de los gobiernos de izquierda ha dado paso a otro momento, de mayor convulsin y confrontacin entre dos proyectos dismiles, opuestos, de pases y tambin de regin. Una disputa que, vale la pena repetirlo, no est saldada: slo Mauricio Macri ha accedido al gobierno, experiencia que an no han podido concretar ni Henrique Capriles (Venezuela), ni Acio Neves (Brasil), ni Mauricio Rodas (Ecuador), ni Samuel Doria Medina (Bolivia).

Por ende, an el "balance" es favorable para las fuerzas progresistas, quienes todava tienen hegemona en el mapa global regional.

En ese contexto, hay dos figuras que tienen una popularidad importante a pesar de los embates de los medios concentrados de sus pases. Hablamos de Luiz Incio "Lula" Da Silva y Cristina Fernndez de Kirchner, ex presidentes de Brasil y Argentina, respectivamente. Ambos se han ido de Planalto y la Casa Rosada con una alta popularidad, como en su momento le sucedi a Michelle Bachelet, quien retorn a la brevedad a la Casa de la Moneda. Es decir: son figuras que an conservan buenas chances para volver a dirigir los destinos de sus respectivos pases.

Esta es la razn principal que explica el envalentonamiento de sectores del poder econmico concentrado en lo referente a estos dos dirigentes. Y, por ende, un recrudecimiento de los ataques mediticos, que pregonan asimismo un avance del mbito judicial.

En una reciente columna titulada "Apunten a la cabeza" el periodista Horacio Verbitsky alert sobre el plan del nuevo gobierno argentino, encabezado por el ingeniero Mauricio Macri: dar va libre a sectores de la justicia influenciados por Olivos para avanzar sobre CFK, buscando asimismo lograr un descrdito pblico sobre la ex presidenta.

Para Verbitsky, "el modelo es el '55, con la exhibicin de vestidos y zapatos en la residencia presidencial, las comisiones investigadoras que ocuparon el lugar del clausurado Congreso, y la ilusin de borrar al tirano depuesto de la memoria popular, presentndolo como un ladrn de los dineros del pueblo". La analoga con la autodenominada Revolucin Libertadora (la Fusiladora, para amplios sectores) resulta esclarecedora: esta no slo no logr su cometido erradicar al peronismo, comenzando por sus smbolos sino que adems convirti a Juan Domingo Pern en mito y leyenda (viviente, aunque en el exilio) ante amplios sectores que comenzaron a perder lo logrado en aquella dcada. "Detrs de mi vendrn los que bueno me harn" fue la famosa frase del propio Pern, quien retorn triunfador a su pas y muri ejerciendo la presidencia.

El plan actual cierra (o pretende cerrar, mejor dicho) con un blindaje meditico indito sobre el actual presidente argentino y sus primeras medidas: devaluacin cercana al 60%, masivos despidos en el mbito estatal ms de 10 mil, al momento de escribir estas lneas, decenas de Decretos de Necesidad y Urgencia (DNU) sobre las ms amplias esferas sin pasar por el Congreso y violando leyes, como sucedi con la LSCA, un plan de endeudamiento externo firmado por los propios autores del Megacanje, y una represin a los reclamos como no se ha visto desde la dcada del '90.

Como se ve, una batera de medidas impopulares, cuyo crculo slo se podra redondear con una oposicin fragmentada, de lderes dispersos: haca all apunta, entonces, el poder de turno, intentando rupturizar un peronismo que debera asimismo confluir (unido) con otros sectores, a fin de intentar volver a la Casa Rosada en el menor tiempo posible.

En Brasil el panorama es similar, aunque una diferencia sustancial separa a Brasilia de Buenos Aires: an gobierna all el Partido de los Trabajadores, quien aparece amenazado por dos vas. Hablamos del intento de "impeachment" que pesa sobre Dilma Rousseff ahora parcialmente aliviada por un freno momentneo en esta tentativa y de los planes de avanzar judicialmente sobre el ex presidente Lula. En este ltimo punto, hay una similitud con el objetivo que, de acuerdo a Verbitsky, planea Macri. Tanto el establishment brasileo como el nuevo gobierno argentino saben que, frente a las medidas antipopulares que planean (o ya ejecutan), la nica alternativa es descabezar los liderazgos que an tienen clamor popular. Tratarn de evitar, a como d lugar, que Lula y Cristina Fernndez de Kirchner se presenten a las presidenciales de 2018 y 2019. El ex lder metalrgico se ha convertido por ello en tapa permanente de Globo, Folha do Sao Paulo y O Estado de Sao Paulo, los tres principales peridicos del pas, que buscan erosionar su imagen negativa en el mediano plazo, an a costa de mentir. Lo mismo sucede con Noticias y Veja, dos revistas socias que, de uno y otro lado de la frontera arremeten contra estos dos ex presidentes.

Cul es el temor principal de la derecha regional? Que el supuesto "fin de ciclo" no se verifique en otros pases. Que pase rpido la "primavera" que para estas fuerzas supone la seguidilla Argentina-Venezuela.

La eleccin de Bolivia, entonces, tendr indita atencin continental para ser un referndum local: un triunfo de Evo quebrara la novedosa racha, mientras una derrota completara la triloga conservadora. Por ello la derecha regional apunta a "cortar" las cabezas de CFK y Lula: ve en ellos, ni ms ni menos, que la posibilidad de recomposicin del ciclo de cambios abierto en la regin hace una dcada y media.

Habr que ver la intensidad y los tiempos. Y si el tiro no sale por la culata, como advierte el asesor Jaime Duran Barba, quien pone paos fros a la idea, analizando la propia historia del peronismo (y su vitalidad influyente en millones de trabajadores).

Pero la decisin est tomada: van por Lula y por Cristina.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter