Portada :: Argentina
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-03-2016

Buitres, holdouts y cultura del sometimiento

Gustavo Robles
Rebelin


Anda dando vueltas un fantasma en Argentina. No, justamente, el que recorra Europa en el siglo 19: ese es otro, bueno y necesario. El que da vueltas en estos suelos es uno que instal la Dictadura Genocida como instrumento del imperialismo financiero. Del imperialismo a secas, bah. Agregarle el trmino financiero en estos tiempos es una verdadera redundancia.

Ese fantasma es el de la Deuda del Estado nacional con sus acreedores externos.

Es el fantasma que durante los ltimos 12 aos nos quisieron hacer creer que haba desaparecido, mientras pagaban como nunca antes al sistema financiero globalizado. Los mismos que decan enfrentarlo, mientras le pagaban en efectivo al FMI y al Club de Pars, y generando ms deuda al emitir bonos al BM, al Ciadi, a Repsol y al 93% de los acreedores, carroeros a los que no llamaban buitres aunque lo fueran. Los mismos que nos decan que debamos ser consumidores sin fijarnos en las consecuencias, los que nos quisieron convencer que el pas no poda desarrollarse sin financiamiento ni inversiones externas, al tiempo que nos decan que eso era ser soberanos e independientes.

Son los mismos que dicen ahora que hay que pagarles, pero no como pretende el nuevo oficialismo. Son los mismos que hoy en da le darn qurum al macrismo para volver a endeudarse con la institucionalidad global, a tasas ms bajas que las que ellos conseguan, ms all del cacareo antiimperialista. Eso es el kirchnerismo en particular, y el PJ en general.

Es el kirchnerismo, por lo tanto, el que le dej el escenario acomodado al gobierno actual para que haga lo que sabe hacer todo burgus explotador socio menor de la burguesa imperialista: someter el pas a los dictados del sistema financiero imperante.

El macrismo gobernante se apoya en mucho de lo culturalmente establecido por sus antecesores para llevar a cabo sus polticas. Porque si debe haber inversiones y financiamiento externos para que las empresas produzcan y ganen y el pueblo pueda consumir, lo que deriva de ello es acordar con el mundo las condiciones para que ello siga sucediendo. Y las condiciones no las pone el mundo, sino quienes lo dominan. Otra vez, para variar, caemos en el imperialismo y sus instrumentos. El sistema financiero, su herramienta por excelencia.

Hay que entender que no hay forma de dominacin ms refinada que la que encontraron las burguesas imperialistas con los emprstitos y el financiamiento. La deuda de los pueblos subdesarrollados es el grillete de la dependencia eterna. El que debe, tiene que someterse a las reglas del financista.

La gente comn es bombardeada entonces por el discurso dominante que le quiere hacer creer que la nica manera de vivir una vida digna es no romper el indigno cordn umbilical con los dueos del planeta, aceptar sus condiciones y hacer los sacrificios que correspondan para cumplir con ellas. Entonces, se le dice que si no se aprueba el acuerdo con lo peor de lo peor de los expoliadores globalizados, nos espera el infierno mismo desde ahora y por la Eternidad. No hay otro camino segn el macrismo y los medios de comunicacin a su servicio.

El cipayaje vernculo est tan seguro de su engao, tan tranquilo en la realidad que han modelado an en la contradiccin entre ellos mismos, que parece hacer la plancha en el mar del nivel de consciencia popular. La gente no se pregunta por qu el Congreso debe derogar las irrisorias leyes cerrojo y de pago soberano para poder emitir deuda por u$d15.000 millones, para pagarle una pretendida deuda a los buitres, para poder endeudarnos, para poder desarrollarnos, para poder consumir y consumir sin ton ni son. No se preguntan no son demasiados condicionamientos para poder progresar? no sera ms fcil usar esos u$d 15.000 para financiar nuestro desarrollo nosotros mismos, sin pagarles a los que nos saquearon, nos saquean y gracias a ello nos seguirn saqueando?

A la gente no la preparan para eso, al contrario. La bombardean, la desinforman y la lumpenizan para ocultarles la verdadera alternativa para el pueblo. Si no... cmo es posible que nadie se pregunte para qu pagar una deuda si slo sirve para seguir endeudndonos ms an? por qu nadie se pregunta a quin o a quines verdaderamente les sirve que paguemos?

Pagamos, segn quienes gobiernan hoy (y tambin quienes gobernaron hasta hace poco) para no aislarnos del mundo De qu mundo?: Del que han modelado las potencias imperialistas, donde el sistema de relaciones entre personas y estados, las reglas y las condiciones las ponen ellos Eso es ser soberanos? NO.

Se puede vivir sin ellos? Pero claro que se puede! El problema mayor lo tendran los que tienen intereses entramados y subordinados con las metrpolis, los que viven del intercambio cultural, mercantil y financiero sobre todo con Europa y EEUU. Qu proporcin de la poblacin representan esos?: una minora absoluta. Claro, tal vez, en ese caso, no podran planificar sus vacaciones en el Viejo Continente o mandar a sus hijos a estudiar a La Sorbona, Harvard u Oxford.

Sin embargo, esa no es la realidad que viven al menos 40 de los 45 millones de los ciudadanos de este pas, que son los que en definitiva deben llevar el peso del sacrificio para cumplir con las obligaciones que la burguesa compromete Que la paguen ellos! Por qu sacrificarnos por quienes nos condenan a una vida de angustias y necesidades insatisfechas? Deberamos preguntarnos.

Los que profetizan escenarios de catstrofe si no se cumple con los requerimientos de los buitres, que son los del sistema financiero globalizado al fin y al cabo, mienten para mantener sus privilegios y sus tasas de ganancia. Pero nada de lo que dicen es cierto si se tiene en cuenta que s existen alternativas que contemplen el bienestar de todo el pueblo. Cabe preguntarnos entonces, si los pueblos hegemnicos pudieron desarrollarse por s mismos, por qu no lo podemos hacer nosotros que vivimos en un pas que abunda en recursos y riqueza.

Si eligisemos vivir con lo nuestro, seramos soberanos e independientes de verdad. Tenemos los elementos para hacerlo: abundancia de recursos propios. Adems, eso del aislamiento es una burda mentira, estando rodeado de pueblos hermanos en Nuestramrica y otros pueblos que no nos cerraran las puertas en otros continentes. Quedaramos aislados de las metrpolis imperialistas europeas y de EEUU, tan caras a los sentimientos culturales de la burguesa cipaya autctona. Por supuesto que habra problemas, pero seran parejos para todos, en una sociedad donde concretamente y no de palabra seran incluidos millones de seres humanos a una realidad mucho ms justa.

Todo esto dicho para salir al cruce de la cultura que han impuesto los que viven de pedir prestado al imperio para que lo paguemos otros (las mayoras asalariadas y marginadas). Porque est claro que con estos gobiernos, ya sea el Cambiemos de Macri o el PJ, sea K o en cualquiera de sus formas, jams pasar.

Es necesario un gigantesco cambio cultural en las bases sociales para poder encarar un verdadero proceso liberador, y eso slo podr lograrse con la gua de una herramienta poltica poderosa que est en las antpodas de la cultura impuesta por los explotadores del pas y del mundo.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter