Portada :: Mundo :: "La amenaza de los Tratados de comercio"
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 08-07-2016

Las prisas por aprobar el acuerdo comercial con Canad (CETA) ensancharn la brecha entre la ciudadana y la UE

Rebelin


Tras la decisin anunciada el pasado 5 de julio por la Comisin Europea de acelerar la aprobacin y aplicacin provisional del acuerdo entre la UE y Canad (conocido como CETA), Greenpeace advierte que esta decisin supone una amenaza a la democracia y a la proteccin ambiental. La Comisin est presionando a los Gobiernos europeos para que este tratado se aplique provisionalmente antes de ser aprobado por los respectivos parlamentos nacionales.

La Comisin Europea ha reconocido que este acuerdo requiere la aprobacin de los parlamentos nacionales de los 28 pases que forman la UE, pero insiste en que el tratado comercial puede ser aplicado antes de que los parlamentos puedan aprobarlo.

Al igual que su hermano gemelo, el TTIP (tratado entre la UE y los EE.UU.), el CETA es un acuerdo comercial que se ha negociado en secreto durante ms de cinco aos (del 2009 a 2014) y que pretende ser ratificado este mismo ao. Se espera que los Ministros de Comercio de la UE discutan y voten la propuesta de la Comisin para aprobar el CETA en las prximas reuniones de septiembre y octubre. El acuerdo con Canad es considerado un caballo de troya del TTIP, acuerdo que est en estos momentos siendo negociado entre la UE y los EE.UU. y cuya 14 ronda negociadora comienza el prximo 11 de julio en Bruselas.

"En un contexto de cuestionamiento generalizado de las polticas europeas, los polticos deben escuchar las crecientes crticas a los tratados de nueva generacin como el CETA y el TTIP. La aplicacin provisional del CETA antes de la aprobacin en los parlamentos nacionales no hace ms que aadir ms lea al fuego", ha declarado Jennifer Morgan, directora ejecutiva de Greenpeace Internacional.

"Si la Comisin Europea y algunos Gobiernos nacionales siguen maniobrando de manera antidemocrtica, el CETA empezar a afectar a nuestros estndares ambientales y sociales. Las grandes corporaciones lo tendrn ms fcil para evitar la accin legislativa de parlamentos y ayuntamientos a travs del Sistema Judicial de Inversiones. En medio de un clima de descontento generalizado con la poltica europea, nuestros representantes deben deben proteger a las personas y el medio ambiente antes que los intereses y privilegios de las grandes corporaciones, as como salvaguardar las normas ambientales, de salud y sociales que forman parte de nuestra forma de vida" ha declarado Miguel ngel Soto, portavoz de Greenpeace Espaa.

Uno de los principales temas conflictivos del CETA es precisamente el autodenominado Sistema Judicial de Inversiones, que permitir a las multinacionales desafiar las decisiones de los gobiernos fuera de la jurisdiccin y de los tribunales de los los estados miembros.

Greenpeace est pidiendo a los Gobiernos de la UE el rechazo a ambos tratados, el CETA y el TTIP, por suponer una riesgo para la salud de los ciudadanos, el medio ambiente y los derechos laborales.


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter