Portada :: Mentiras y medios :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 28-07-2016

Los medios como analistas sociales
La frontera entre terrorismo y violencia

Andrs Felipe Castillo
Rebelin


Charlie Hebdo podra ser catalogado cmo el 11-S de esta dcada. Dejando de lado las discusiones sobre intenciones, causas, desarrollo y actores se puede hacer este smil, ya que las consecuencias que trajeron consigo establecieron una nueva forma de entender los conflictos que se desarrollan globalmente: la interpretacin desde la idea de un enemigo comn, que cada vez es ms indefinido, y legitima la posibilidad de un conflicto armado en ciertos territorios, externos o internos.

El Isis, gracias a la imagen generada, puede ser desde un comando especializado que ataca en pleno Pars, hasta un individuo solitario sin ninguna preparacin tcnica en una misin suicida. Pero, cmo es que cada vez son ms estos individuos sin experiencia, ni entrenamiento, los que terminan en misiones suicidas?

Lo que aqu se quiere mostrar es cmo los medios de comunicacin, a travs de su despliegue informativo, han generado un enemigo y una visin de la actualidad apoltica, respecto al conflicto que se presenta mundialmente, y que tiene su principal accin en Oriente Medio y hoy, al parecer, en Europa. Esta puede ser una estrategia consciente o no de los medios de produccin de conocimiento e informacin, que elimina la posibilidad de problemas con races sociales o polticas que lleva varios aos desarrollndose.

`Partimos del principio de que se trata de un acto clsico de un desequilibrado sin ningn tipo de motivacin poltica, dijo a la prensa un representante de la fiscala (El Espectador, 2016) se lee en uno de los principales peridicos en Colombia. As, como en este caso, se puede establecer que la masacre del bar en Orlando, y el asesinato del tren en Alemania, fueron hechos sin direccin poltica clara, es decir organizativa. Sin embargo, el ISIS al tener una maniobra de accin tan amplia, reivindica cualquiera de estos hechos sin conexin directa con ellos, por lo menos visto as ya que ninguno de estos, report su filiacin poltica o religiosa previo a los hechos, por el hecho de actuar aisladamente o hacerlo individualmente y no en clulas como lo han hecho en ataques que s se pueden relacionar a ellos directamente. Y junto a la reivindicacin del ISIS, los medios de comunicacin ante cada acto violento, en un pas potencia, especulan y, en ocasiones, afirman inmediatamente una conexin con el terrorismo internacional.

As, se puede observar como todos los medios de comunicacin, en las ltimas semanas, han reportado de inmediato cualquier hecho violento que suceda en Alemania, Francia o Europa en general, con un despliegue magnnimo a hechos que sin duda son desastrosos pero que se presentan a la audiencia de la misma forma como se presentan los ataques del ISIS o un golpe de Estado. Es claro que se debe solidarizar con estas masacres, de eso no puede haber duda. Lo importante es destacar cmo se le da un cubrimiento en magnitud e importancia a hechos por la razn de ser violentos e involucrar ms de 5 personas, claro, con la particularidad de reportar y preocuparse nicamente de estos pases potencia. Lo anterior no responde exclusivamente al Eurocentrismo, como se pude pensar, sino tambin a un conflicto que se est desatando entre las potencias y comienza a tener sus primeras expresiones.

Quiere decir que se tiende a sobredimensionar actos para que hechos violentos, o hechos en general, polticos y apolticos se midan desde un mismo rasero. La violencia, por ms cruel que pueda ser, no es siempre la misma, es un hecho social y debe ser analizada en su contexto y sus dimensiones, desde un anlisis poltico, cultural, geogrfico y econmico, no solo desde una de estas esferas como se hace constantemente. Decir que el ataque en el tren de Alemania es lo mismo que Charlie Hebdo, o que la masacre del bar en Orlando es lo mismo que la masacre de pueblos enteros, sociolgicamente hablando, es un error garrafal.

Al abordar desde una igualdad meditica y social los hechos violentos en general, se otorga una dimensin errnea a hechos con causas distintas, sin desconocer que puedan relacionarse de alguna forma social o poltica. Esta forma de presentar noticias, tiene un parecido muy grande con la llamada crnica roja en Colombia, no por el hecho de mostrar dramticas realidades o imgenes sin ningn filtro, sino por el hecho de presentar conflictos cotidianos o aislados (en la medida que no tienen conexin con un hecho coyuntural polticamente hablando) de la misma forma como se presentan hechos concatenados y organizados, como el golpe de Estado en Irak, la toma de alguna instalacin o la situacin econmica de Venezuela. Esta es una estrategia utilizada en Colombia por el diario Q` Hubo y recientemente por las cadenas Caracol TV y RCN TV.

Estos medios, al presentar en igualdad de condiciones distintos hechos, en escalas y condiciones distintas, establece, tcitamente, conexin entre ellos, en ocasiones se hace una conexin directa, generando as el ideal de una sociedad violenta y, por tanto, el de la violencia como concepto puro sin ningn tipo de fundamento o posibilidad histrica, social o poltica, en otras palabras, despolitiza la violencia y despolitiza los hechos sociales recientes, ya que al ser todo parte de una misma situacin en realidad no pertenece a ninguna, o por lo menos, invisiviliza proyectos, visiones e ideas en conflicto que se desarrollan hoy da en el contexto mundial.

Esta conexin tacita de hechos, al equiparar fenmenos sociales distintos, como el robo a establecimientos comerciales locales, con un conflicto poltico interno le otorga estatus de individual a los hechos polticos, as los golpes de Estado no son planeados desde proyectos o ideales, sino por la mente e imaginacin de una sola persona. Pero, por qu sucede esto? Porque no hay ningn inters en tratar a la violencia como un hecho social, no se aborda sociolgicamente sino psicolgicamente, y no existen matices entre los hechos que se desarrollan en el mundo. Y la imagen que existe de la violencia es que esta se genera porque un individuo o un grupo de individuos tienen conflictos internos (mentales) que se expresan violentamente. El ISIS es un grupo terrorista que responde a un proyecto poltico y cultural, eso no se puede perder de vista, muchos pueden tener frustraciones individuales, pero estas seguramente han de ser canalizadas por ese proyecto poltico, y no al contrario, o no se tomaran la pena de plantear estrategias donde tomen poblaciones, o den golpes importantes con repercusin econmica y meditica, no se tomaran la molestia de ser gobierno.

Individualizar los hechos sociales trae consigo respuestas que se piensan en sentido autoritario y represivo en la medida que genera frustracin, por ejemplo, crear muros para inmigrantes o la paramilitarizacin, aprovechada adems por otros intereses polticos. Individualizar los hechos no permite entender con claridad la sociedad y la coyuntura, manteniendo en un letargo histrico y mental a las mayoras afectadas a lo largo del planeta, hecho que sin duda beneficia a unos proyectos polticos ms que a otros, a intereses que se tienen sobre las sociedades y poblaciones que hoy son afectadas por el terrorismo, y en donde se est desatando una reconfiguracin de las potencias y sus bases econmicas.

Cul es el inters y causa de los medios de comunicacin por invisibilizar y equiparar todos los hechos sociales como hechos escalarmente similares? Sin duda, hacen parte de una forma de producir conocimiento, que legitima y apoya por accin u omisin, la guerra que de a poco se va configurando, por eso la crnica roja es mucho ms visible en pases y momentos durante conflictos polticos con expresin armada. Por eso la presentacin del holocausto, cualquier otra guerra se hace desde el estudio psicolgico de un solo actor y no de la disputa, tensin y relacin de los intereses y fuerzas de quienes se involucran en ellas.


Referencias

El Espectador. Autor de tiroteo en Mnich sin vnculos con el Estado Islmico, pero con obsesin por asesinatos en masa 23 de julio de 2016. recuperado y disponible en: http://www.elespectador.com/noticias/elmundo/autor-de-tiroteo-munich-sin-vinculos-estado-islamico-ob-articulo-645018.


Andrs Felipe Castillo, Estudiante de ltimo ao en Ciencia poltica de la Universidad Nacional de Colombia.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter