Portada :: Mundo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 03-10-2016

Rusia y el mundo multipolar tras el inicio de las acciones de sus fuerzas aeroespaciales en Siria el 30 de septiembre de 2015

Basem Tajeldine y Laila Tajeldine
Rebelin


La desintegracin del Campo Sovitico tras la cada del Muro de Berln en 1989, el colapso de la Unin Sovietica, la guerra y desintegracin de Yugoslavia y la primera guerra del Golfo en 1991, fueron episodios que catalizaron la supremaca militar y econmica de Estados Unidos sobre el resto de las naciones del mundo, quedando por sentado el "Nuevo Orden Mundial", el mundo unipolar y desequilibrado que tanto dao y violaciones ha causado a la humanidad. A partir de ese momento, Estados Unidos inici una nueva carrera de expansin poltica, militar y econmica legitimadas a travs del Consejo de Seguridad de la ONU y la OTAN, y tambin por medio de instituciones como las creadas tras los acuerdos de Bretton Woods (el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional).

El mundo unipolar controlado por Estados Unidos se ha caracterizado por las imposiciones econmicas neoliberales, el sometimiento poltico y el control de los mercados y de amplios territorios en todo el mundo, el cual est plagado de ms de 800 bases militares estadounidenses; un mundo de guerras e invasiones que sirvieron tambin de palancas econmicas al Complejo Militar Industrial (CMI), cuyo sector termin dominando la configuracin del poder imperial junto al financiero. El caos, la muerte y la destruccin fueron las ofrendas de la unipolaridad estadounidense.

Sin embargo, en los ltimos 10 aos ocurrieron cambios importantes inesperados por muchos halcones imperiales. La coronacin de China como primera potencia econmica mundial y el desafo de Rusia a la poltica de expansin militar estadounidense en el Medio Oriente han dado al traste con el nuevo orden mundial, y fundado un mundo multipolar.

Los mximos estrategas imperiales estadounidenses estaban convencidos que desde el derrumbe de la Unin Sovitica en 1991, Rusia jams volvera a significar un "estorbo" para las ambiciones depredadoras y hegemnicas de Estados Unidos. Al respecto, muchos se atrevieron a decir que el gran pas eslavo nunca volvera a recomponerse del colapso sovitico, por lo que Estados Unidos tena que inventarse un "nuevo enemigo" para justificar su accin "benvola" de polica mundial y su expansionismo. El nuevo enemigo que llen el vaco sovitico fue encontrado entre sus propios engendros antes utilizados en Afganistn contra las tropas soviticas: el fundamentalismo "islmico". Sin embargo, el "milagro econmico de China" se tambin entendi desde muy temprano como otra de las grandes "amenazas" contra la hegemona estadounidense a la que deban hacer frente. Samuel Huntington pudo teorizar al respecto en su infame libro "Choque de Civilizaciones". Pero fue el estratega y asesor de la Casa Blanca, Zbigniew Brzezinski, el nico que tuvo olfato para advertir desde muy temprano el regreso de Rusia al "Gran Tablero" en 1997, por lo que propuso que Estados Unidos deba ocupar toda Eurasia para arrebatar al gran pas eslavo su histrica rea de influencia.

Para sorpresa de los halcones imperialistas, Rusia resucit como el ave fnix de entre las cenizas de la Unin Sovitica. Ms an, lo reconoce un artculo publicado recientemente por el reconocido peridico estadounidense "The Financial Times" (*) cuando admite que el presidente ruso, Vladmir Putin, ha logrado "cambiar el orden mundial" existente.

El mismo artculo asegura que la imagen de Rusia como "pas dbil y poco influyente en el mundo", result ser errnea. Los acontecimientos suscitados en la Repblica rabe Siria tras el inicio de operaciones areas rusas, el 30 de septiembre de 2015, a peticin del legtimo gobierno presidido por Bashar Al Assad, as lo demuestran.

La coalicin internacional anti terrorista liderizada por Rusia, y secundada por Irn y la resistencia libanesa Hezballah, termin por desbaratar la estrategia imperial en el Medio Oriente y romper la diablica mscara que ocultaba el apoyo de Estados Unidos y sus aliados en la regin y en Europa a los mismos grupos que hoy insisten en llamar "moderados".

Las acciones rusas en coordinacin con las fuerzas armadas siria permitieron a sta retomar el control sobre las posiciones estratgicas perdidas por el ejrcito sirio durante los 5 aos de conflictos, liberar poblados que se encontraban bajo control terrorista, y aniquilar a una buena parte de los contingentes terroristas (del Daesh, Frente al Nusra o Fatah al Sham y otros). Tambin logr neutralizar, en gran medida, el trfico de petrleo, personas y rganos humanos del que tambin se alimentaba Turqua y algunos pases de Europa.

La accin de las fuerzas rusas en Siria pudo devolver la esperanza a la mayora de los habitantes del pueblo sirio que estaban siendo las reales vctimas del caos impuesto por Estados Unidos desde el ao 2011.

La Rusia de Putin despert para imponerse contra el desorden mundial.

Qu signific para el mundo la accin de Rusia en Siria?

Es necesario analizar en su justa dimensin las acciones militares rusas en el pas rabe, por cuanto signific la neutralizacin del plan estadounidense para imponer su proyecto del Nuevo Gran Medio Oriente, que consiste en la destruccin de los Estados-naciones rabes y el debilitamiento de las fuerzas independientes, emergentes.

La intervencin directa y activa de Rusia en Siria ha servido a ese pas para reposicionarse como poder mundial capaz de hacer frente a cualquier desafo en el terreno militar y detener los planes geopolticos del imperio estadounidense.

Habiendo transcurrido un ao del anuncio de Rusia de hacer frente a la errnea poltica de Estados Unidos y sus pases aliados en Siria, se ratifica el cambio de equilibrio de la fuerza mundial y la llegada de un mundo multipolar, gracias a un frente ampliado y digno donde se cuentan pases como China, Rusia, Irn, Venezuela, Ecuador, entre otras naciones de voces independientes y soberanas, que trabajan por un mundo equilibrado, donde se respeten los principios de convivencia internacional, y rechazan a la vez la injerencia y el doble rasero imperial.

Nota:

(*) http://www.ft.com/content/d9b1f64c-fc0c-11e5-b5f5-070dca6d0a0d

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de los autores mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter