Portada :: EE.UU.
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-11-2016

En la era Trump, las filtraciones y las denuncias son ms urgentes, y ms nobles, que nunca

Glenn Greenwald
The Intercept

Traducido del ingls para Rebelin por Sinfo Fernndez


Durante los ltimos quince aos, el gobierno estadounidense, con ambos partidos, ha inventado mtodos completamente nuevos para ocultar sus actuaciones  tras un muro cada vez ms impenetrable de secretismo. Desde nuevas doctrinas legales radicales diseadas para proteger su comportamiento del control jurisdiccional a fuentes de procesamiento a velocidades de record, las acciones del gobierno se le han ido escondiendo deliberadamente al pueblo en cada ocasin.


 Una de las pocas vas que quedan para poder saber qu es lo que el gobierno de EEUU est haciendo ms all de la propaganda que pretende se traguen los estadounidenses y que por tanto difunde premeditadamente a travs de los medios- es la filtracin y denuncia. Entre los principales hroes estadounidenses de la guerra contra el terror figuran una serie de hombres y mujeres que desde el interior de las diversas agencias del gobierno estadounidense descubrieron que estaban perpetrndose secretamente fechoras muy graves, tras lo cual arriesgaron su propio bienestar personal para que la gente conociera, para empezar, lo que nunca debera habrsele ocultado.


Muchas de las revelaciones trascendentales de las dos ltimas administraciones slo fueron posibles gracias a fuentes valientes que dieron un paso al frente en ese sentido. As fue cmo supimos de los abusos de Abu Ghraib, de la existencia de los agujeros negros de tortura de la CIA, del programa de escuchas sin orden judicial de Bush, de la masacre desenfrenada realizada en Iraq y Afganistn, de la temeridad y mentiras en el centro del programa de aviones no tripulados (drones) de EEUU, de la construccin secreta por la Agencia Nacional de Seguridad (NSA, por sus siglas en ingls) del mayor sistema de vigilancia de masas jams creado y tantos otros escndalos, fraudes y crmenes de guerra que de otra manera hubieran quedado ocultos. Toda esa informacin fue posible slo porque personas de conciencia decidieron no tener en cuenta el corrupto decreto del gobierno estadounidense para que toda esa informacin permaneciera en secreto, porque tal encubrimiento no se haba diseado para proteger la seguridad nacional sino las reputaciones e intereses de determinados responsables polticos.


Por todas esas razones, cuando se cre The Intercept,  en nuestra misin fue fundamental posibilitar denuncias seguras y productivas. Contratamos a algunos de los tecnlogos y expertos en seguridad informativa y encriptacin ms expertos del mundo para que dotasen de la mxima seguridad a nuestros periodistas y fuentes. Adoptamos los programas ms avanzados para facilitar que las fuentes se comuniquen con nosotros para facilitar la informacin de forma annima y sin que puedan detectarlas, como SecureDrop. Y nos comprometimos a nivel institucional para invertir los recursos que fueran necesarios para defender el derecho a una prensa libre que informe sin amenazas recriminatorias y a hacer cuanto estuviera a nuestro alcance para proteger y defender a nuestras fuentes, unas fuentes que hacen posible un periodismo vital.


Durante los dos ltimos aos, nuestros expertos en seguridad han publicado diversos artculos sobre cmo las fuentes (y otros) pueden comunicarse con nosotros y proporcionarnos informacin del modo ms seguro posible para minimizar las posibilidades de que sean detectadas. Hemos publicado entrevistas con otros expertos, como Edward Snowden, sobre las herramientas y medios ms potentes de que se dispone para asegurar las comunicaciones de uno en la red. Como explicaba nuestro tecnlogo Micah Lee, ningn mtodo es perfecto, por eso se sigue aconsejando precaucin a quienes quieren comunicarse con nosotros sin revelar sus identidades en el mundo real, pero existen herramientas y prcticas para maximizar el anonimato, que nos comprometemos a utilizar y a informar al pblico de cmo utilizarlas de la forma ms segura y eficaz posible.


Donald Trump no ha tomado an posesin de su puesto, pero todas los indicios indican una presidencia que va a ser profundamente hostil a los preceptos bsicos de la transparencia. Durante la campaa viol repetidamente normas establecidas desde hace mucho tiempo para la revelacin de informacin, incluyendo incluso la negativa a hacer pblica su declaracin de la renta y rompiendo ya con la tradicin al negarse, durante la actual etapa de transicin, a proporcionar informacin bsica sobre su paradero o actividades.


Ms all de ese detalle, las instituciones del poder ejecutivo estn bien entrenadas para resistir la transparencia todo lo que sea posible, dotndose de innumerables herramientas para ocultar sus actividades ms importantes. La inercia institucional en s, y mucho ms ahora que se ha visto exacerbada por los propios impulsos antitransparencia de Trump, garantiza prcticamente que la presidencia de Trump sea agresivamente antagnica a la responsabilidad pblica ms bsica.


Por todas esas razones, The Intercept est ms decidido que nunca a hacer cuanto pueda para posibilitar que fuentes, personas que filtren informacin y denunciantes trabajen con nuestros periodistas del modo ms seguro posible, asegurando que la informacin que pertenece al dominio pblico pueda conocerse en lugar de ocultarse. Indudablemente, la administracin Trump har cuanto pueda para ocultar actuaciones e informacin que deberan conocerse, por lo que el pueblo va a necesitar que en el interior del gobierno haya personas valientes que aseguren que esos hechos vean la luz del da.


Glenn Greenwald es un abogado constitucionalista estadounidense, columnista, bloguero, escritor y periodista. Es cofundador de The Intercept. Ha recibido numerosos premios por sus trabajos, entre los que destaca el Premio Pulitzer por Servicio Pblico en 2014.


Fuente:

https://theintercept.com/2016/11/14/in-the-trump-era-leaking-and-whistleblowing-are-more-urgent-and-more-noble-than-ever/


Esta traduccin puede reproducirse libremente a condicin de respetar su integridad y mencionar al autor, a la traductora y a Rebelin.org como fuente de la misma.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter