Portada :: Brasil :: Nuevo golpe contra la democracia: Impeachment contra Dilma
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 07-12-2016

Cristina, Dilma y Lula en Sao Paulo

Emir Sader
La Jornada


Antes eran encuentros normales   entre presidentes elegidos y relegidos democrticamente por sus pueblos para profundizar la democracia en Argentina y en Brasil. Reuniones que han hecho regularmente para coordinar acciones comunes y consolidar la solidaridad entre sus pueblos, a lo largo de ms de una dcada, desde que Lula fue a la toma de posesin de Nstor, en 2004.

Desde aquel momento las relaciones entre los dos pases se han vuelto las ms cordiales en toda su historia. Se terminaron las rencillas, las pequeas y grandes disputas con que el imperio pretenda alejarnos y contraponernos.

No haba abrazos ms calurosos y fraternales que los que se acostumbraron a dar Lula, Nstor, Dilma y Cristina. Porque se abrazaban dos pueblos, dos pases hermanos, dos historias similares de lucha por la democracia, por la justicia, por la soberana.

Hoy Dilma es una mandataria sacada de la presidencia de Brasil por un golpe parlamentario-meditico-judicial, cerrando el ms largo periodo de vida democrtica en un pas tan marcado por dictaduras, incluso la anterior, que dur ms de dos dcadas. Con toda la dignidad de su vida de luchas, Dilma recorre el pas y viaja al exterior para seguir, desde otra trinchera, la misma lucha que marca su vida desde su temprana juventud. Confirmando lo que ella siempre expres: cambia el lugar desde donde pelear, pero no cambia nunca el lado desde donde se pelea.

Cristina es vctima de una feroz persecucin poltica, que intenta descalificar su imagen, en la imposibilidad de descalificar su gobierno, que ha rescatado a Argentina de la peor crisis de su historia, ha retomado el crecimiento econmico, esta vez con distribucin de renta, ha rescatado la soberana externa y la autoestima de los argentinos. Eso no le perdonan. Adems de que ha sido una mujer quien ha liderado ese proceso, que ha logrado relegirse con una extraordinaria votacin, superando las ofensivas golpistas de la derecha argentina.

Lula es igualmente vctima de una brutal persecucin, que no logra probar nada en contra de l; al contrario, las dos decenas de testigos que han sido enviados para acusarlo, todos ellos han absuelto al primer presidente obrero de Brasil. El fantasma de Lula asusta a toda la lite golpista brasilea, que intenta sacarlo de la disputa electoral, porque l es el nico poltico brasileo con prestigio popular, cuyo apoyo slo aumenta, conforme los derechos conquistados en su gobierno van siendo sacados por el gobierno golpista de Michel Temer.

Cristina, Dilma y Lula se abrazan de nuevo, como las referencias fundamentales de sus pueblos, porque no son solamente personas, son la personificacin de procesos polticos que han garantizado y extendido los derechos de la gran mayora de argentinos y de brasileos. Representan a millones y millones de esperanzas de que nuestros pases recuperen su dignidad, su capacidad de hacer justicia, de or y de atender a toda la poblacin.

Son dos mujeres y un hombre, a los que se hubiera juntado Nstor en caso de que estuviera todava entre nosotros. Lderes latinoamericanos, lderes populares reconocidos por nuestros pueblos y por ello perseguidos. Los amamos, los protegeremos, los llevaremos de vuelta a la direccin de nuestros pases, tan necesitados de abrazos, de justicia, de liderazgos con reconocimiento popular y prestigio internacional.

Bienvenida, Cristina, te saludamos una vez ms, como la figura de la mujer argentina, como representante de las fuerzas populares de ms larga tradicin en Argentina. Te abrazamos, como abrazamos a Nstor, como abrazamos a todos los argentinos.

Fuente: http://www.jornada.unam.mx/2016/12/06/opinion/020a1pol



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter